“El Senado está desolado”: Ricardo Monreal y el pedido de extrema precaución a los legisladores ante el COVID-19

El coordinador de los senadores de Morena le pidió a sus colegas que permanezcan en sus entidades, trabajando a distancia y siguiendo las recomendaciones sanitarias ante el recrudecimiento de la pandemia

El Senado, en pleno periodo de descanso y con el coronvavirus al acecho, se encuentra convertido en un pueblo fantasma (Foto: Cuartoscuro)
El Senado, en pleno periodo de descanso y con el coronvavirus al acecho, se encuentra convertido en un pueblo fantasma (Foto: Cuartoscuro)

Ricardo Monreal, coordinador de los senadores de Morena, el partido de la mayoría, lanzó este domingo un llamado de alerta a sus colegas de todos los partidos en la Cámara Alta mexicana: les pidió mantener el trabajo a distancia, mientras el centro de México atraviesa su momento más difícil hasta ahora en la pandemia de COVID-19.

“Les recomiendo a los senadores y las senadoras que tenían programadas audiencias, visitas, comisiones, reuniones, entrevistas aquí en el Senado, se abstengan en lo posible de hacerlas”, expresó en un video publicado en sus redes sociales el también líder de la Jucopo (Junta de Coordinación Política) del Senado, que congrega a todos los líderes parlamentarios del resto de partidos.

Que se mantengan en sus lugares de origen en los estados que representan, con su familia, tomando las medidas sanitarias pertinentes, la sana distancia, el aislamiento, el no tener reuniones masivas ni reuniones con mucha frecuencia”, agregó Monreal.

Monreal ha realizado guardia en el Senado en las últimas semanas, incluso cuando trabajadores del recinto han sido enviados a trabajar desde casa (Foto: Cuartoscuro)
Monreal ha realizado guardia en el Senado en las últimas semanas, incluso cuando trabajadores del recinto han sido enviados a trabajar desde casa (Foto: Cuartoscuro)

Y es que la Ciudad de México, sede de los Poderes de la República, incluido el Senado, se encuentra, junto al resto del Valle de México, en el centro del país, en un momento dramático de la pandemia, lo que provocó que la última semana el país rompiera durante cuatro días consecutivos el récord de contagios en un periodo de 24 horas.

Apenas este sábado, el país registró poco más de 16,100 contagios confirmados en un día, el más alto hasta ahora desde que el coronavirus llegó al país a finales de febrero. En total, se acumulan poco más de 1.5 millones de positivos.

Además, a nivel nacional, México registró durante cinco días consecutivos más de 1,000 muertes cada 24 horas. Hasta este domingo, se acumulan 133,706 fallecidos por COVID-19. En la capital mexicana, la ocupación hospitalaria se encuentra por encima del 86% para camas por ventilador y con más del 90% de camas ocupadas en hospitalización general.

El Senado no se reunirá el 15 de enero, como tenía planeado: la sesión extraordinaria fue pospuesta por el COVID-19 (Foto: EFE)
El Senado no se reunirá el 15 de enero, como tenía planeado: la sesión extraordinaria fue pospuesta por el COVID-19 (Foto: EFE)

“Es un tema delicado”, resaltó Monreal este domingo. “Aquí en la Ciudad de México está agravándose y, sin caer en pánico, sí tenemos que tener mucho cuidado. Creo que lo más conveniente es que los senadores y las senadoras y sus colaboradores y asesores se mantengan en los estados que representan, que no tengan movilidad. Creo que es lo más correcto”, añadió.

El Senado está desolado, prácticamente hemos dado a todos los trabajadores y trabajadoras oportunidad de que trabajen en casa y de que den seguimiento a las labores desde su hogar

La Ciudad de México, junto al Estado de México, que la rodea en gran parte, así como Morelos y Guanajuato, también en el centro del país, y Baja California, en el norte, se encuentran en semáforo epidemiológico rojo, es decir, en alerta máxima por contagios.

Esto obligó al Senado y también a la Cámara de Diputados a posponer una sesión extraordinaria de sus respectivos Plenos, programada para el 15 de enero. Ambas Cámaras del Congreso discutirían reformas a la Fiscalía mexicana, pero la grave situación sanitaria les impidió llevar a cabo la reunión en medio del receso parlamentario invernal. Los legisladores han sido precavidos luego de la muerte de un senador y de dos diputados por COVID-19.

Monreal llamó a sus colegas del Senado a evitar viajar y realizar reuniones en la medida de lo posible, ante el alto nivel de contagio de coronavirus (Foto: Cuartoscuro)
Monreal llamó a sus colegas del Senado a evitar viajar y realizar reuniones en la medida de lo posible, ante el alto nivel de contagio de coronavirus (Foto: Cuartoscuro)

“Pospusimos por sensatez, por prudencia. Quince días después tendremos el periodo de sesiones ordinarias que inicia el 1 de febrero, y aún así vamos a revisar cuál es el comportamiento de la pandemia COVID-19, para seguir actuando con responsabilidad”, añadió Monreal, sin descartar la posibilidad de que, con la situación tan grave como ahora, el Congreso tenga que esperar para poder reunirse.

Nosotros no hemos ido a ninguna parte, hemos estado aquí en la Ciudad de México de guardia. Hemos mantenido una guardia permanente desde el año pasado y seguiremos haciéndolo”, manifestó el senador morenista, quien ha realizado una guardia en las instalaciones del Senado durante las últimas semanas.

“Ya habrá forma de reunirnos y de recuperarnos, y habrá forma de vencer esta pesadilla que ha costado y ha causado tragedias humanas. Ánimo. Vamos a salir adelante”, concluyó.

Mientras tanto, la Secretaría de Salud confirmó que hasta este domingo se acumulan 81,300 personas vacunadas, todas ellas parte del personal médico que enfrenta al COVID-19. Al país han llegado 107,250 dosis hasta ahora.

MÁS SOBRE ESTE TEMA