Desafío The Box: Los rituales de los exomega que ahora están en Beta para ganar las pruebas

Tras una prueba de capitanes la casa Omega dejó de existir y los integrantes originales fueron a parar a Beta, que junto con Alpha son las únicas casas sobrevivientes.

Madrid y Pipe, participantes 'Desafío The Box'. Foto: Captura de pantalla
Madrid y Pipe, participantes 'Desafío The Box'. Foto: Captura de pantalla

Karen Bayona, Felipe Ojeda (Pipe), Gonzalo Andrés Pinzón (Galo), Laura Jiménez (Madrid) y Paola Solano – los Omega originales que fueron a parar al equipo Beta – a lo largo de la competencia crearon un par de rituales para atraer la buena suerte a su entonces equipo y salir victoriosos en las pruebas. Ahora que están en un nuevo equipo – Beta – quisieron hacer lo mismo para ganar el ‘Desafío de sentencia y hambre’, que consiste en que el equipo ganador se quedará con todos los alimentos, además de elegir, en esta prueba, a un competidor del equipo rival para ir al ‘Desafío a muerte’ y luchar por su cupo en el reality. El grupo perdedor deberá pasar hambre.

De este modo, los ahora exomega les compartieron las historias de sus rituales a sus nuevos compañeros de equipo: Esteban Perdomo, Camila Ospina Muñoz y Juan Manuel Gil, quien es el capitán del grupo azul.

“Una vez dijimos: - jamás vamos a dormir en el piso - y todos los ciclos quedamos primeros o segundos, entonces teníamos camas. Una vez hicimos un ritual de que jamás nos íbamos a separar y ella (señaló a Karen) ganó la capitanía y estuvimos juntos”, comentó Madrid.

En ese momento los equipos debieron elegir una capitana que los representara en una prueba, en la cual quien terminara de última debería cargar con la responsabilidad de que su casa dejara de existir y, Melissa Chalare Rengifo (Meli) no logró concluir el circuito y Gamma desapareció y sus integrantes fueron repartidos entre los equipos sobrevivientes: Alpha (representado por Paola, quien de Omega había pasado a dicho equipo), Beta (representado por Camila) y Omega (Representado por Karen).

Antes de partir para dicha prueba de capitanas cada uno de sus compañeros le dio una prenda de su uniforme a Karen. “Cada uno le va a dar algo a ella para que vaya con nosotros”, le dijo Madrid aquella vez. Este podría ser el ritual al que se refirió la paisa.

Luego, Pipe recordó: “Una vez estábamos en una prueba en el ‘Box amarillo’ y uno en esas pruebas sale siempre embarrado y no teníamos agua, llegamos a la casa, obviamente todos embarrados y nos dio por inventarnos un baile, un ritual pa’ que lloviera. Obviamente lo hicimos en principio como parte de joda y en la noche cayó un aguacero, entonces nos han servido esos rituales”.

“Ahora podemos hacer lo mismo con la alacena”, invitó Madrid, por lo tanto, todos los integrantes de Beta decidieron hablarle a la alacena y resalar la importancia de la comida y sentenciar que no aguantarían más hambre y comerían durante este ciclo. No sobra decir que, en el ciclo pasado habían perdido el ‘Desafío de sentencia y hambre’.

Y, ya sea por el ritual que hicieron o por todas las ganas que le metieron a la prueba, Beta salió victorioso y decidieron sentenciar para el ‘Desafío a muerte’ a Carlos Mario David Pérez (Mono), quien deberá luchar por su cupo en el reality.

En el ‘Desafío a muerte’ más reciente los eliminados fueron Ángela González Riascos y Óscar Muñoz (Olímpico), quien además de ser el capitán de Alpha, fue el ganador del ‘Desafío Súper Humanos 2018’ y, era el único de los tres exparticipantes que estuvieron en ‘Desafío The Box’ que aún seguía en el reality.

En el caso de Ángela inicialmente estaba en el equipo Gamma, pero luego de quedar eliminada en su primer ‘Desafío a muerte’ regresó al programa a integrar el equipo Alpha como reemplazo de Carolina Cortés, quien se retiró por lesión.

SEGUIR LEYENDO: