El arma de propiedad de la víctima estaba en el asiento del conductor
El arma de propiedad de la víctima estaba en el asiento del conductor

Eduar Andrés Miranda, de 38 años, terminó muerto de un impacto de bala al sentarse encima de un arma de fuego, cuando salía de paseo con su esposa e hijos desde su casa, en un sector de ladera del suroccidente de Cali.

Hacia las tres de la tarde de este domingo, Miranda salía de su domicilio en el barrio El Cortijo, al sur de la capital del Valle del Cauca, junto a su familia, que subió a la parte trasera del auto porque se iban de paseo.

El hombre no se dio cuenta que en el asiento del chofer había un arma de fuego -de su propiedad- y se sentó encima, activándola por accidente. La bala impactó un objeto y luego lo hirió en la cabeza, causando su muerte inmediata, cuenta El País.

El hecho generó conmoción en la ciudad, y las autoridades confirmaron que se trató de un desafortunado accidente. Sin embargo, la Fiscalía abrirá una investigación para esclarecer los hechos de la muerte de Miranda, quien era empleado de una platería.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: