“The Crown”, la serie más cara de la historia de Netflix
“The Crown”, la serie más cara de la historia de Netflix

El "set-jetting" llegó para quedarse. Es un relativamente nuevo vocablo para referirse a una manera particular de hacer turismo: viajar a destinos alrededor del planeta donde se filmaron ciertas series o películas. Los fans de shows como Game of Thrones, por ejemplo, llegan en manadas a Osuna, en España, o Dubrovnik, en Croacia, para vivir en primera persona los lugares que sirvieron como locación del show que los obsesiona.

"The Crown", el show biográfico de Netflix que muestra el detrás de escena de la vida de la Corona Británica -y la serie más cara de la historia de esta plataforma de streaming- generó en poco tiempo una legión de fanáticos. Y hay varios rincones del reino Unido que pueden visitar para adentrarse en los secretos de la realización del programa, desde el palacio de Buckingham hasta un castillo abandonado en Escocia.

Palacio de Buckingham, Londres

📍London 🇬🇧

A post shared by GUYANE (@ciciee_) on

Buckingham es el símbolo de la realeza británica, y, un show centrado en la historia de la monarca con el reinado más largo de Inglaterra no podía dejar de mostrar la residencia real. A pesar de que los interiores del palacio de Buckingham no pudieron usarse para la filmación de la serie, el icónico exterior hace su aparición varias veces en el transcurso de las dos temporadas.

Catedral de Ely, Cambridgeshire

Sólo la realeza puede contraer matrimonio en Westminster Abbey. Por eso, para recrear el casamiento de Isabel y Felipe en el primer capítulo de la primera temporada y la coronación de la reina en el quinto episodio, el elenco debió grabar sus escenas en la impactante Catedral de Ely, una iglesia anglicana construida que comenzó a ser construida en 1083, y donde también se filmó "El Discurso del Rey".

Lancaster House, Londres

A post shared by Dinoe Xu (@dinoe1980) on

Este vecino del palacio de Buckingham Palace fue construido en 1825 por encargo del duque de York. La habitación llamada "The Long Gallery" fue utilizada por la producción de la serie como comedor en el episodio 7, en una escena que mostraba la preparación para la visita del presidente de Estados Unidos. También se puede observar su hall principal, cuando la pareja acepta que Buckingham será su nueva residencia. En general no está abierta al público, pero se puede visitar en septiembre durante el Open House London.

Castillo Slains, Aberdeen, Escocia

En el año 1952, la reina madre se encontraba disfrutando de una cabalgata en una playa desierta en Escocia cuando a la distancia vio un castillo abandonado, que pronto se convertiría en el castillo de Mey, que la familia real adquirió y renovó por completo. Para el show, en cambio, se utilizaron los exteriores de una fortaleza en Aberdeen. El castillo Slains apareció en el episodio 8.

Lyceum Theater, Londres

Esta increíble atracción turística del West End londinense, un ejemplar clarísimo del movimiento Beaux Arts, fue construido en 1765 y hoy aloja la producción inglesa de The Lion King. Fue el escenario que se utilizó para el capítulo 4 de la primera temporada para una gala a la que asistieron Isabel y Felipe.

Old Royal Naval College, Londres

Hay unas escenas que muestran en "The Crown" a Winston Churchill y otros miembros o conocidos de la familia real llegando a lo que supuestamente serían los patios del palacio de Buckingham para encontrarse con la reina. Sin embargo, éstas fueron filmadas en la Old Royal Naval College, en Greenwich.

LEA MÁS: