Imagen del allanamiento: las elefantas en su histórico predio
Imagen del allanamiento: las elefantas en su histórico predio

Ayer por la mañana, un día antes del Día del Animal, un veterinario de la Brigada de Investigación Científica Animal de la Policía Federal entró a la jaula de un símbolo: la elefanta Mara, la única elefanta que generaciones enteras de porteñas y porteños vieron durante toda su vida. Con 54 años, Mara había pasado casi su vida entera en el ex Zoológico de Buenos Aires, hoy Ecoparque.

Hay planes para que Mara muera en algo que se parezca a la libertad: se esperaba que fuese trasladada este año a un santuario en el Mato Grosso brasileño de 1.200 hectáreas cercano a la ciudad de Chapada dos Guimaraes.

El veterinario policial notó algo preocupante en la pata trasera izquierda de Mara, justo sobre su pezuña: había una gran bola blanca provocada por una infección que le hinchaba y le estiraba la piel. "Si no tiene tratamiento correspondiente", aseguró una fuente involucrada a Infobae, "la lesión puede terminar con la muerte del animal".

Infección en una de las patas traseras de la elefanta Mara
Infección en una de las patas traseras de la elefanta Mara

La Federal, con el Departamento de Delitos Ambientales, no estaba haciendo una visita de cortesía: está haciendo un allanamiento encargado por la Unidad Fiscal Especializada en Materia Ambiental (UFEMA) a cargo del fiscal Matías Michenzi y el Juzgado Contravencional Nº 27 tras varias denuncias de diversas ONG por un supuesto maltrato a los animales en el ex zoo. Se secuestraron varias computadoras así como 12 libros que registran el cuidado de los animales y documentación sobre las autopsias a los cuerpos de la jirafa Shaki y la rinoceronte Ruth, que fallecieron este año en el Ecoparque, la jirafa a causa de una peritonitis aguda.

El allanamiento descubrió algo inquietante: la jirafa y el rinoceronte fueron enterrados en los propios predios en los que vivían. "Deben ser considerados como residuos patógenos. No se pueden enterrar en el patio como a un perro", asegura un investigador. Las autoridades del Ecoparque fueron intimadas a exhumar los cuerpos y que se les dé un tratamiento correcto.

Jaula de los elefantes en el ex zoo
Jaula de los elefantes en el ex zoo

Por otra parte, se relevaron los alojamientos y el estado general de los animales con la colaboracion de profesionales de la Facultad de Ciencias Veterinarias de la UBA y del Consejo Profesional de Veterinaria de CABA. "Inadecuado" fue el adjetivo empleado por una fuente.

Claudio Bertonatti, ex director del lugar, había presentado una denuncia ante la UFEMA a mediados de este año tras la muerte de la jirafa y la rinoceronta, donde apuntaba a la falta de personal experimentado para cuidar animales que requieren un trato especial. Otras denuncias hablaron de un abandono visible en el sector de chimpancés con una fuerte presencia de insectos.

Seguí leyendo: