Una amenaza de bomba provocó demoras en el servicio (NA)
Una amenaza de bomba provocó demoras en el servicio (NA)

En una semana plagada de alertas por la presencia de explosivos en diferentes espacios públicos, personal policial debió inspeccionar la estación de Once por una nueva amenaza de bomba.

Efectivos de la Policía de la Ciudad y de la Policía Federal trabajan en el lugar realizando una inspección a la espera del arribo de la Brigada de Explosivos. Fuentes policiales informaron que no se evacuó el lugar.

El aviso intimidatorio se produjo cerca de las 15 y provocó demoras en la línea de tren Sarmiento, que circuló durante más de 40 minutos con un servicio limitado entre Caballito y Moreno.

Durante el lunes y martes de esta semana se contabilizaron al menos diez amenazas por explosivos, que forzaron a evacuar la Casa Rosada, el anexo de Diputados del Congreso de la Nación, las líneas de trenes Belgrano Norte, Mitre, San Martín y Roca, y la estación Constitución. Lo propio sucedió en el canal de televisión Telefé y el Hospital Santojanni.

(DyN)
(DyN)

El vicejefe de Gobierno porteño a cargo del Ministerio de Seguridad, Diego Santilli, aseguró esta mañana que van a buscar y detener a los responsables de estas falsas advertencias que generan preocupación y complicaciones en la población.

"El daño que le hacen a la gente es muy grande. Son personas que esperaron durante varios días los turnos en los hospitales o que después de todo el día de trabajar quieren viajar a su casa. No se entiende qué calidad de personas pueden hacer esto, los vamos a buscar y los vamos a meter presos", prometió Santilli en diálogo con radio La Red.

Por su parte, el secretario de Justicia y Seguridad de la Ciudad, Marcelo D'Alessandro, señaló que "en época electoral se incrementan estos tipos de llamados", aunque sostuvo que "de las investigaciones que hemos realizado no hay un hilo conductor ni una motivación política, pero si se produce una especie de contagio en este tipo de actitudes".

Y acotó que "el año pasado tuvimos una ola de llamadas pero se daban en las escuelas y trabajando junto a la brigada de investigaciones y con cibercrimen, detectamos varios casos; de hecho, se lograron allanamientos y se elevó a juicio a muchos de estos individuos".

A los responsables de las amenazas, "los han hecho trabajar realizando tareas comunitarias ligado a lo que es la emergencia y también se le ha dado sanciones pecuniarias", finalizó D'Alessandro.