La nena accidentada se encontraba alojada en el Hotel Castelar, del centro de Santa Fe
La nena accidentada se encontraba alojada en el Hotel Castelar, del centro de Santa Fe

Una nena de 9 años permanece internada en grave estado con fracturas en las piernas y la pelvis tras haber caído al vacío desde el cuarto piso de un hotel ubicado en el centro de Santa Fe.

Los investigadores sospechan que la menor, que es oriunda de la ciudad de Reconquista, estaba sonámbula y se arrojó por una ventana. Ella se encontraba durante un viaje de estudios hospedada junto a otros compañeros de colegio, con quienes pensaba salir a recorrer la ciudad.

El episodio ocurrió este jueves, en el edificio que se levanta en la intersección de 25 de Mayo y Cortada Falucho, alrededor de las 2 de la madrugada cuando ya todos dormían.

El primero en alertar a la policía de lo ocurrido fue un cuidacoches que se encontraba frente al hotel. Se dirigió personalmente hasta la Comisaría 1° y relató que la nena había caído parada.

La pequeña fue trasladada al hospital de niños Dr. Orlando Alassia donde se encuentra en terapia intensiva y con asistencia respiratoria. Allí, los médicos constataron que ingresó con una fractura expuesta de tibia y peroné izquierdo, una fractura de pelvis y de sacro, y un neumotórax bilateral.

"No habría lesión encefálica", precisó el doctor Osvaldo González Carrillo, director médico del Hospital de Niños de Santa Fe, en declaraciones a la prensa. Y agregó: "Como cayó del lado de la calle cortada, es probable que haya caído sobre la tierra, por lo que pudo haber amortiguado la caída y las lesiones no son del todo severas".

Consultado sobre la hipótesis del sonambulismo, Carrillo dijo que "está dentro de las posibilidades" ya que "el sonámbulo puede hacer cualquier tipo de movimiento no estando consciente".

Seguí leyendo: