Con los casos repartidos entre Chilecito y la capital, el gobierno riojano adelantó que no liberará actividades cuando venza el DNU

Los casos de coronavirus habían disminuido, pero en las últimas semanas volvieron a crecer. Si bien lleva un nivel acumulado inferior al de las provincias vecinas, mantiene fuertes restricciones. En la capital hay clases presenciales

Ricardo Quintela
Ricardo Quintela

El leve repunte de casos de coronavirus en la provincia de La Rioja obligó al gobierno provincial a dejar en claro que una vez que se venza el actual DNU el próximo viernes, la provincia no relajará los controles y continuará con las restricciones vigentes.

Desde que rigen las actuales medidas, el gobierno nacional dispuso que en La Rioja solo el departamento de Chilecito se encuentra dentro de las regiones que están en riesgo epidemiológico medio: es decir que tiene una incidencia de casos acumulada en las últimas dos semanas que van de 50 a 149 casos, cada 100 mil habitantes. El último dato discriminado que difundió el gobierno de La Rioja marca que el último domingo, en Chilecito hubo 21 casos. Mientras que en la capital otros 24 casos.

La preocupación que manejan las autoridades riojanas tiene que ver con la ocupación de camas UT y la tensión del sistema de salud. En la capital, en el Hospital Enrique Vera Ramos, la ocupación de camas de terapia supera el 70%; en el Hospital Virgen María de Fátima -también en la capital provincial- la demanda de unidades de terapia alcanza al 86%. De un total de 62 camas, 41 se encuentran ocupadas.

Este lunes el jefe de Gabinete de La Rioja, Juan Luna, echó por tierra la posibilidad de ir hacia menores restricciones a partir de la semana que viene cuando rija ya un nuevo DNU. El funcionario del gobierno que encabeza Ricardo Quintela, advirtió que “está claro que con estos números no podemos retomar actividades”.

“Estamos transitando esta segunda ola; los riojanos habíamos logrado disminuir la curva de 150 a 70 casos diarios durante tres semanas, pero ahora lamentablemente se ha incrementado la curva, superando los 150 casos diarios. Esto genera mucha presión sobre el sistema de salud”, describió Luna en declaraciones publicadas por Nueva Rioja.

Quintela y el ministro del Interior, Eduardo Wado de Pedro
Quintela y el ministro del Interior, Eduardo Wado de Pedro

Sin embargo, todavía se sostiene la presencialidad escolar en la capital de la provincia, aunque bajo una modalidad especial. Desde la semana pasada retomaron la presencia en aulas alumnos de 5 años del Jardín de Infantes, de 1º y 7º grado en primaria, de 1º,5º y 6º grado en secundario y 4º año del nivel superior. La medida fue rechazada por la Asociación Maestros y Profesores (AMP). El mecanismo es que alumnos asistan dos días presenciales, dos virtuales, y uno de revinculación.

Según adelantó el funcionario, por el momento continuarán bajo esa modalidad. El anuncio del regreso había “acercado” al oficialismo y oposición. La medida había sido celebrada por la intendenta de la capital y ex senadora nacional, Inés Brizuela y Doria, quien además es la presidenta de la UCR a nivel provincial.

Este lunes, el ministerio de Salud de la Nación, informó que en La Rioja hubo 162 nuevos casos, convirtiéndose en la cuarta provincia con menos positivos detrás de Tierra del Fuego, Jujuy y Misiones.

Esta semana La Rioja superó los 15 mil casos confirmados desde que se inició la pandemia. El número es inferior a las provincias limítrofes de Córdoba (259389), San Juan (29.787), San Luis (45.084), Catamarca (18192). En la provincia que gobierna el peronista Quintenla hay restricciones en la circulación interdepartamental e interprovincial.

La circulación desde otras provincias se encuentra solamente permitida entre las 6 y 19 horas en los puestos de los puntos limítrofes. La circulación interdepartamental tiene que estar justificada por razones de salud, de trabajo y/o aprovisionamiento y solo está habilitada entre las 6 y las 21 horas.

Además, los gastronómicos atienden al público en sus locales con un aforo del 30%, en espacios abiertos y con el distanciamiento respectivo. Es hasta las 22 horas y el delivery se extiende hasta las 00 horas. Gimnasios, lugares religiosos pueden seguir funcionando pero con un aforo de 30%.

Hasta este lunes, el gobierno nacional distribuyó 108.950 dosis de vacunas, de las cuales se aplicaron 100.717: 74.484, corresponden a la primera dosis y 26.233 a la segunda. La dosis 100 mil fue aplicada a Ana Peña, docente de la UNLaR “La vacuna representa la esperanza de todas y todos. Nos sigamos cuidando”, expresó Quintela.

SEGUIR LEYENDO:



Últimas Noticias