Segunda ola de coronavirus en la Argentina: en los últimos 14 días el promedio de nuevos casos diarios creció 97%

El aumento exponencial de los contagios en la Provincia y la Ciudad de Buenos Aires fue aún mayor: en dos semanas aumentaron más del doble. En el mismo período, hubo un 34% más de muertos promedio por día a nivel nacional

Para cuando el Gobierno esperaba haber vacunado a todo el personal esencial y los grupos de riesgo, la segunda ola llegó con más fuerza y antes de lo previsto. Y si bien el personal de salud está en gran parte inoculado al menos con una dosis, la vacunación en todos los demás grupos considerados prioritarios sigue retrasada. Ningún funcionario se anima a hacer pronósticos hoy sobre cuándo llegarán las nuevas dosis de Sputnik V que deberían venir de Rusia, las Sinopharm de China y las AstraZeneca de Estados Unidos, que aún no fueron aprobadas por la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) para su uso en ese país.

Lo que agravó la situación sanitaria es que la lentitud en la vacunación coincidió con la escalada en la cantidad de casos que tuvo lugar las últimas dos semanas, con una suba exponencial que obligó a las autoridades a recalcular las estrategias sanitarias y políticas en un año electoral, teñido por la disputa partidaria.

Para esta fecha, según los anuncios, Argentina debería disponer de 11,6 millones de dosis y solo llegaron 7.266.500, el 63% de las prometidas. Las últimas 2.015.745 dosis lo hicieron en la semana entre el 28 de marzo y el 4 de abril. Desde entonces, no hubo más anuncios ni arribos. De ese número, si bien se distribuyeron a las distintas jurisdicciones 6.609.996 dosis, se aplicaron hasta hoy, según los datos del Monitor Público de Vacunación, 4.879.653 , el 67% de las que llegaron al país. Quedan 1.730.343 pendientes de uso de las ya distribuidas.

La población argentina vacunada hoy, con al menos una dosis, es apenas el 9%, porcentaje que ubica a nuestro país en el puesto 40 en una lista de 85 países que tienen al menos al 1% de su población incluida con la primera aplicación.

Por tercer día consecutivo, ayer se registró un nuevo récord de 23.683 contagios en 24 horas, un número que superó los 22.039 del miércoles y los 20.870 del martes. En el pico de la pandemia el año pasado, el número más alto de casos en un día había sido el 21 de octubre, cuando se informaron 18.326 contagios.

El número de personas que actualmente cursan la enfermedad es igualmente alto: los 227.646 casos activos representan el 9,2% del total de 2.473.751 contagios acumulados desde que empezó la pandemia en el país, en marzo del 2020.

Pero si se analiza el aumento del promedio de nuevos casos diarios en los últimos 14 días, el crecimiento es aún más impactante: del 97%. El 25 de marzo el promedio diario era de 7.337 nuevos casos y el 7 de abril escaló a 14.464, casi el doble.

Del total de 23.683 contagios en 24 horas informados ayer, 12.026 correspondieron a la provincia de Buenos Aires, con epicentro en el conurbano. Este nuevo récord está muy por encima del pico de la primera ola, el 28 de agosto pasado, cuando se informaron 7.486 nuevos casos en 24 horas.

En el distrito gobernado por Axel Kicillof, el aumento de contagios diarios promedio en las dos últimas semanas fue aún superior: del 119%, más del doble que al suba a nivel nacional.

En la Ciudad de Buenos Aires, los contagios reportados en las últimas 24 horas fueron 2.364. En el pico de la pandemia el año pasado se habían registrado 1.568 casos el 26 de agosto. Esta última semana, el récord fue el miércoles cuando se alcanzaron los 2.480 positivos confirmados.

En CABA, el aumento promedio de nuevos casos diarios entre la última semana de marzo y la primera de abril también supera la media nacional, al registrar una suba del 112%.

“Está claro que la cantidad de casos en CABA dejó de bajar en el fin de semana largo de carnaval. Desde ese momento, empezó a subir. Quizás, en el aumento violento de los últimos 14 días, empieza a predominar la nueva variante que es más contagiosa. Aunque no hay una demostración porque sería necesario secuenciar nuevos casos y ver la proporción de las nuevas variantes de coronavirus. En Europa se vio que la nueva variante era más predominante. Por otro lado, no sabemos aún si las nuevas variantes ya están en todos lados, o solo en algunas zonas. En Semana Santa se preservó el turismo y puede que gente de CABA haya viajado hacia otros sitios del país y llevado estas variantes”, le dijo a Infobae el físico y ex decano de Ciencias Exactas de la UBA, Jorge Aliaga.

“Para evitar ingreso de nuevas variantes, deberíamos haber sido muy rigurosos con la cuarentena que debían cumplir los que entraban desde el exterior en diciembre. No ahora en marzo o abril”, agregó este experto.

La Ciudad y la Provincia - las de jurisdicciones mayor volumen de población del país - concentran el 61% de los contagios informados en las últimas 24 horas. El otro 39% se distribuye en el resto de las provincias.

Pero Aliaga advirtió que es el Área Metropolitana de Buenos Aires que conforman los 40 municipios del conurbano y la Ciudad de Buenos Aires - la que tiene una “situación realmente preocupante” . En efecto, tal como publicó Infobae esta semana- el AMBA tiene los peores indicadores de riesgo epidemiológico. Al día de ayer los contagios en el AMBA sumaban 1.064.107, el 43% del total de 2.473.751 casos acumulados en lo que va de la pandemia. En esta región - donde viven 15,4 millones de personas - hubo ya 29.432 muertos, el 52% de las 57.122 registradas a nivel nacional.

Estos números de contagios confirmados no incluyen a los contactos estrechos convivientes de un positivo, a quienes a pesar de tener al menos uno de los síntomas, no se los testea y no se los registra como infectados con COVID-19. Esta situación hace presuponer que el número real de contagiados es muy superior.

Los datos que dio Alberto Fernández

En el anuncio de las nuevas restricciones el miércoles a la noche, el presidente Alberto Fernández señaló que “sólo en los últimos 7 días los casos aumentaron un 36% en todo el país y un 53% en el AMBA”.

En base a los números informados por el Ministerio de Salud de la Nación, ese porcentaje a nivel nacional - que en realidad sería del 37% - surge del aumento entre los 16.056 nuevos casos informados el 31 de marzo al dato del miércoles de 22.039 contagios en 24 horas.

Pero para el cálculo, se usaron los números crudos. Debido a las variaciones en la carga resulta más adecuado utilizar lo que se conoce como “media móvil de 7 días” que es el promedio que se calcula diariamente, considerando los 7 días anteriores. Ese número contrarresta los saltos abruptos por la menor carga los fines de semana o feriados, y permite una mejor visualización de la situación. “Tomar números crudos es poco representativo porque la suba de golpe puede corresponder a un día atípico”, explicó Jorge Aliaga a Infobae.

Qué pasa en el resto de la Argentina

Este comportamiento agresivo en la evolución de nuevos contagios en PBA y CABA, que muestra una curva muy acelerada de crecimiento, no es el mismo que se observa en las demás provincias.

En el resto del país, sin considerar estas jurisdicciones, el aumento de nuevos casos promedio por día en las últimas dos semanas fue del 69%.

El top five de los crecimientos porcentuales de nuevos casos diarios para los últimos 14 días lo lidera San Luis (481%); Mendoza (224%), La Rioja (188%), seguidas de Buenos Aires (119%) y CABA (112%).

Para este lapso de tiempo de 14 días, solo una provincia mostró un decrecimiento: Misiones, cuyo promedio de nuevos casos descendió el 22%

Testeos insuficientes

Mientras el promedio de los nuevos casos a nivel nacional aumentaron en 14 días un 97%, los testeos por millón de habitantes, en dos semanas, pasaron de 186.807 a 202.537 análisis, lo cual representa un aumento del 8%, muy por debajo del aumento de contagios.

Con un total de 9.361.097 análisis desde que comenzó la pandemia, Argentina lleva testeado al 20% de la población, mientras otros países como Dinamarca, Reino Unido, Israel, Estados Unidos, Francia y Bélgica ya testearon a la totalidad de sus habitantes. Por tomar dos ejemplos más cercanos, España testeó al 92% e Italia al 85%. Chile es el país de la región que más testeos hizo, al haber sometido a una prueba de coronavirus al 60% de su población.

Esto revela que la cantidad de tests realizados en Argentina sigue siendo insuficiente e impacta en una tasa de positividad que a nivel nacional está en el orden del 30%. Se considera que un país está testeando en forma adecuada cuando la tasa de positivos es de alrededor del 10% de los testeados.

Testeos en La Rural, en la Ciudad de Buenos Aires (REUTERS/Matias Baglietto)
Testeos en La Rural, en la Ciudad de Buenos Aires (REUTERS/Matias Baglietto)

A nivel mundial, en una lista de 150 países con más de un millón de habitantes, la cantidad de testeos por millón ubica a Argentina en el puesto 66.

Sin embargo, en un intento de diferenciación de estrategia sanitaria nacional, Rodríguez Larreta destacó ayer por la mañana que la Ciudad “está aumentando los centros de testeos” y que vienen realizando “casi 15.000 por día”. Según señaló, “están llegando a los 3 millones” de test acumulados, lo que equivale a uno por cada habitante del distrito.

El aumento de los fallecimientos

Pero no solo los nuevos contagios aumentaron en las últimas dos semanas. A un ritmo más lento, también aumentó la cantidad de nuevos muertos promedio por día. El 25 de marzo pasado teníamos un promedio de 104 fallecidos por día. Con los datos de ayer, ese número se elevó a 139. Es un 34% de aumento en dos semanas.

Sin embargo, pese al aumento de este indicador, la tasa de letalidad a nivel nacional se mantiene relativamente estable, en 2 fallecidos por cada 100 contagiados.

De los 57.122 muertos acumulados en Argentina, hoy 28.771 corresponden a la Provincia y 7.338 a CABA. Representan al 63% de los fallecidos de todo el país.

En estos dos distritos, la letalidad está en 3 cada 100 contagiados, por encima de la media nacional de 2.

Ocupación de Camas UTI

El otro indicador que las autoridades miran con atención es la ocupación de las camas de terapia intensiva, ya que en los últimos 14 días aumentó el 7%.

Hoy el porcentaje de ocupación de camas a nivel nacional es del 58,8%. (EFE/Juan Ignacio Roncoroni/Archivo)
Hoy el porcentaje de ocupación de camas a nivel nacional es del 58,8%. (EFE/Juan Ignacio Roncoroni/Archivo)

Hoy el porcentaje de ocupación de camas a nivel nacional es del 58,8%. Sin embargo, hay que distinguir que solo el 32% de las camas de las Unidades de Terapia Intensiva (UTI) en todo el país están ocupadas hoy por personas con cuadros graves de COVID-19. El resto están siendo utilizadas por pacientes de otras patologías, que por la extensa cuarentena del 2020, vieron suspendidas operaciones programadas el año pasado y no hicieron un seguimiento de sus patologías.

Según el último parte epidemiológico, hay actualmente 3.742 personas con coronavirus internadas en terapia intensiva en todo el país.

Sin embargo, en el AMBA - el foco más caliente de la pandemia hoy - la ocupación de camas de terapia viene creciendo y es hoy del 66%.

¿Cómo se procesó la información?

La Unidad de Datos de Infobae monitorea diariamente la progresión de la pandemia usando como fuentes a nivel nacional los repositorios del Ministerio de Salud de la Nación, de la Provincia de Buenos Aires y de la Ciudad de Buenos Aires.

Sobre la base de los datos notificados por día se calculó la media móvil que es el promedio de los nuevos casos diarios para la serie de los 7 días previos.

Sobre la base de esos resultados, se calcularon las variaciones porcentuales para los últimos 14 y 7 días.Los datos de vacunación nacional provienen del Monitor que actualiza diariamente el Ministerio de Salud de la Nación y a nivel mundial, del repositorio de Our World in Data (Nuestro Mundo en Datos), que actualiza la Universidad de Oxford.

Si desea consultar y/o descargar la hoja de cálculo, siga este enlace.

Visualizaciones Interactivas: Daniela Czibener

SEGUIR LEYENDO:


Últimas Noticias

MAS NOTICIAS