El presidente Alberto Fernández junto a la ministra Frederic
El presidente Alberto Fernández junto a la ministra Frederic

“Superada” la tensión con Sergio Berni, Sabina Frederic enfrentará este jueves el momento de mayor exposición política desde que asumió el 10 de diciembre como ministra de Seguridad. En Tucumán, intentará convencer con su visión a los 24 ministros que conducen a las fuerzas policiales en todo el país ante el Consejo Federal de Seguridad Interior.

La cumbre, que tendrá lugar en el tradicional Hotel Catalinas Park, será el ámbito donde se firmarán unos 14 convenios en el marco del lanzamiento del plan federal de seguridad ciudadana. La batería de acuerdos, reuniones y paneles pondrán a prueba el “estilo Frederic”, un tipo de gestión que implicó un quiebre radical de orientación en relación a la de su predecesora, Patricia Bullrich.

Los puntos que se aprobarán hoy involucran aspectos operativos van desde la cooperación en inteligencia criminal, la seguridad bancaria, el equipamiento y el despliegue de las fuerzas federales en la Ciudad de Buenos Aires y el interior. Sin embargo, el centro de la atención estará en las propuestas donde aparece de manera más visible el giro político, como el nuevo enfoque en el combate al narcotráfico -contraria a la persecución de los consumidores- o la pacificación de los conflictos con los pueblos originarios.

Frederic llegó ayer a la mañana al Aeropuerto Benjamin Matienzo y dedicó el día a mantener reuniones bilaterales con ministros de Seguridad provinciales. Fue recibida por el gobernador tucumano Juan Manzur, quien a la noche dio una cena oficial de bienvenida a Frederic y a los funcionarios enviados de todo el país en el hotel donde se desarrollará el evento.

La ministra junto al gobernador Manzur y su equipo de seguridad
La ministra junto al gobernador Manzur y su equipo de seguridad

El único gobernador que estuvo presente en la velada de oficial agasajo, además de Manzur, fue el siempre fiel formoseño Gildo Insfrán. Promediando la noche, la mesa que estaba reservada para los radicales José Cano y Luis Petri, entre otros legisladores opositores, aún permanecía vacía. Sergio Berni, en tanto, compartió la cena junto a dos de los colaboradores principales de Frederic: el secretario de Articulación Federal, Gabriel Fuks, y el secretarios de Seguridad y Política Criminal, Eduardo Villalba. Tal vez, una nueva señal de distención tras el fuego cruzado con La Plata.

“La presencia suya viene a reafirmar que el presidente Alberto Fernández viene a trabajar en el marco de un país federal y que esta gestualidad, que estén los 24 ministros, marca esta visión”, le recordó Manzur a Frederic anoche, en su discurso en el Hotel Catalinas. La ministra lo secundó en el agradecimiento y precisó que el Consejo Federal “es una herramienta más" y que la articulación “no se cortará” tras la cumbre. “La Argentina es un país diverso y es muy desigual también, donde la seguridad no es ajena. Queremos apoyar y coordinar los esfuerzos, y tomar los diagnósticos que nos acerquen las provincias para que la política federal se construya entre todos, y no solo desde Buenos Aires", expresó.

Primeros acercamientos

La mirada federal tiene su complejidad y ello se vio en las primeras reuniones bilaterales que tuvo Frederic en su primer día de visita. El tratamiento de la conflictividad con los pueblos originarios fue uno de los tópicos que, este martes, generó posturas contradictorias.

Se puso medio tenso”, describió uno de los asistentes a la reunión donde se discutió la problemática con representantes de Río Negro, Chubut, el Instituto Nacional de Asuntos Indígenas (INAI), Parques Nacionales y expertos académicos, entre otros. En la Patagonia persiste la mirada de que existen grupos violentos y “encapuchados” en la comunidad mapuche, lo que afecta al turismo y la convivencia. Parte de esas ideas vienen del informe de inteligencia que difundió el gobierno de Mauricio Macri sobre la existencia del grupo Resistencia Ancestral Mapuche (RAM). Para Frederic y sus secretarios, ese reporte es cuestionable y proponen un convenio que habilite la negociación antes que la violencia. “Al final hubo acuerdos y miradas en común”, matizó otro de los participantes de esa mesa.

Hubo también encuentros con los ministros de Seguridad de Santa Cruz, Lisandro de la Torre, y de San Luis, Luciano Anastasi. En algunos casos, despertó interés lo que puede ofrecer el ministerio en la adecuación en estándares y políticas de género.

“Hay que formar a las conducciones políticas, para que ellos también estén atentos a lo que suceda con el tratamiento de violencias de género en las fuerzas. Faltan carreras profesionales en el interior, es un desafío que tenemos”, señalaron del entorno de Frederic. En esa clave, hoy se firmarán tres convenios con la provincia de Córdoba sobre trata de personas, violencia de género y femicidios.

Con el ministro de Seguridad de Mendoza, Raúl Levrino, en la reunión se dejó atrás las críticas previas que habían descargado el ex gobernador Alfredo Cornejo y su bancada de diputados radicales contra Frederic. El temario incluyó mejoras en torno a la tecnología policial, el uso de scanners para enfrentar el tráfico de drogas ilegalizadas y la cooperación con las fuerzas federales. "La reunión del Consejo de Seguridad Interior será un aporte significativo para la seguridad, no sólo de cada provincia, sino de todo el país”, señaló el enviado del gobernador Rodolfo Suárez.

“Nuestra percepción es que todos se sintieron escuchados”, confían en el equipo de Sabina Frederic sobre la forma de conducción de la antropóloga.

A las 8.30, se realizará la primera reunión del Consejo Federal de Seguridad Interior en el hotel Catalinas Park. La apertura se realizará con la presencia de Sabina Frederic, sus pares de Justicia y Ambiente, Marcela Losardo y Juan Cabandié, junto a la plana principal de los responsables en Seguridad de las provincias y de la Ciudad de Buenos Aires.

Estarán presentes, además, Sergio Massa, los jefes de Prefectura Naval, Gendarmería, Policía Federal y de Seguridad Aeroportuaria (PSA), legisladores nacionales por el oficialismo y la oposición. No estará el presidente Alberto Fernández, quien se rumoreaba su asistencia pero que declinó finalmente de la invitación para privilegiar las negociaciones con la misión del FMI.

Si el operativo de seguridad es igual al del miércoles, habrá un nuevo importante despliegue de custodia oficial en las cercanías del hotel Catalinas. En el primer día, las camionetas y los efectivos fuertemente equipados con armas largas llamaron la atención a los tucumanos. Hasta algún medio de comunicación local creyó que el procedimiento se trataba de un allanamiento a las sedes gubernamentales.

No es el estilo de Sabina, no le sirve”, dejaron entrever su incomodidad los colaboradores de Frederic.

Seguí leyendo: