Marta Fort, en el Hotel Faena enfundada en su vestido de negro con 150 mil cristales ( Foto: Christian Beliera/GENTE
Marta Fort, en el Hotel Faena enfundada en su vestido de negro con 150 mil cristales ( Foto: Christian Beliera/GENTE

Ya es conocido cómo gestó la diseñadora Claudia Arce el romántico vestido con que Marta Fort deslumbró en su fiesta: "Ella tenía la idea bastante clara. La boceté e interpreté. El color fue motivo de debate: yo quería blanco, pero ella quería salir de ese lugar y eligió negro".

El segundo cambio de Marta bien rockero ( Foto: Diego Soldini/GENTE)
El segundo cambio de Marta bien rockero ( Foto: Diego Soldini/GENTE)
Claudia Arce y Marta Fort. Foto: Christian Beliera/GENTE
Claudia Arce y Marta Fort. Foto: Christian Beliera/GENTE

El trabajo de confección demandó tres meses. Dos de ellos insumió el bordado de los diez mil brillantes. Y se usaron 110 metros de tul ilusión de seda natural. "El vestido es de línea de corte imperial, con un largo irregular y strapless, íntegramente recamado a mano en degradé", completó Arce. El mismo estilo tienen los zapatos, hechos a mano por Pietras.

El vestido en blanco y negro, antes de la fiesta, en la suite de Marta. Foto: Christian Beliera/GENTE
El vestido en blanco y negro, antes de la fiesta, en la suite de Marta. Foto: Christian Beliera/GENTE
Los zapatos hechos a mano, de Pietras. Foto: Christian Beliera/GENTE
Los zapatos hechos a mano, de Pietras. Foto: Christian Beliera/GENTE

Lo que no se sabía era cómo se había gestado el que se cambió en medio de la noche, más rocker. "El segundo vestido fue medio de sorpresa", cuenta la diseñadora.

"Dos semanas antes de la fiesta me pidieron hacerlo. Marta me dijo que debía esperar unas botas que venían desde los Estados Unidos, y no llegaban. Al final aparecieron otras, onda Lady Gaga, medio raras, con 25 centímetros de plataforma y luces led. Le dije que le podía hacer un dos piezas. Tres días antes le preparé un top y una pollera muy lindas en plata, pero lo vio demasiado sencillo. Como no se decidía, el viernes anterior, cuando hicimos la prueba con maquillaje, le mostré el material, tul negro, y ahí me dijo que tenía unas zapatillas negras. Armé un conjunto el mismo día de la fiesta. Le pedí a Marisa un corpiñito negro de ella para trabajar sobre ese material. Lo bordamos, se lo trabajamos y se lo armé en el momento. Ella no lo vio, se lo llevé directamente. Por eso cuando llegué y le mostré a Marisa, no lo podía creer. Al final, en la fiesta decidió volver a las botas… Así que quedó algo medio rocker, medio Madonna, y medio Lady Gaga".

 
La mini y el top, segundo cambio que hizo Claudia Arce. Foto: Christian Beliera/GENTE
La mini y el top, segundo cambio que hizo Claudia Arce. Foto: Christian Beliera/GENTE
Las botas con 25 centímetros de plataforma y luces led. Foto: Christian Beliera/GENTE
Las botas con 25 centímetros de plataforma y luces led. Foto: Christian Beliera/GENTE

por Hugo Martin
fotos: Christian Beliera y Diego Soldini

SEGUÍ LEYENDO: