Capcom afronta una nueva demanda por violación de derechos de autor con Resident Evil y Devil May Cry

La demanda fue presentada por una diseñadora el pasado viernes, donde acusa a Capcom de utilizar material sin autorización obtenido de un libro de su autoría

El pasado viernes, la diseñadora conocida como Judy A. Juracek presentó una demanda a Capcom en la corte de Connecticut. En la demanda detalla la forma en la que Capcom utilizó fotos de su autoría, todas ellas pertenecientes a un libro llamado “Surfaces” -Superficies- publicado en 1996. Este libro contiene una colección de más de 1200 imágenes de texturas fotografiadas por la misma Juracek. Según su declaración, el libro tenía como misión servir a modo de investigación visual para artistas, arquitectos y diseñadores. El libro incluía además un CD-ROM con todas las imágenes -algo común en aquella época- aunque para el uso comercial del material siempre fue un requisito ponerse en contacto con ella para llegar a un acuerdo. Según la demanda, Capcom jamás se contactó respecto al tema de las licencias.

La demanda es muy explícita en cuanto al detalle y el alcance de la utilización del material sin consentimiento. El documento consta de más de 100 páginas y ejemplifica a través de más de 80 fotografías la forma en la que Capcom manipuló el material original para darle distintos usos, los cuales van desde el logo de Resident Evil 4 hasta elementos como texturas de ornamentas, arquitectura, esculturas y demás piezas características de la saga. En el caso específico del logo, Juracek comenta que la textura utilizada se corresponde con la foto de unos vidrios rotos que ella tomó en una mansión italiana, señalando lo sospechoso que resulta el hecho de que los diseñadores hayan realizado el mismo patrón fotografiado de manera azarosa.

En la demanda, hay más de 200 utilizaciones en diferentes formas del material de Juracek contando varios títulos de la serie Resident Evil y Devil May Cry. La clave de toda la demanda surge del ciberataque sufrido por Capcom en noviembre de 2020 a través de ransomware, del cual se filtraron datos financieros de la compañía, datos personales de empleados, planes de lanzamiento de Monster Hunter Rise, Resident Evil Village y mucho más: una auténtica catástrofe de seguridad informática. Entre toda la información filtrada en aquel entonces, Juracek señala que también se filtraron “imágenes de alta resolución del arte utilizado en Resident Evil y otros juegos”.

Y agregó un dato clave: “Al menos uno de los nombres de los archivos filtrados en el hackeo a Capcom coincide exactamente con los nombres utilizados en el CD-ROM de Surfaces”. En la demanda, se especifica que una textura metálica etiquetada como “ME009” en el CD-ROM se encontraba etiquetada con el mismo nombre dentro de las carpetas de Capcom.

Esto se suma a la controversia generada con Resident Evil Village recientemente, que Juracek aprovecha para enfatizar la conducta de Capcom en la demanda. En el caso de Village, el cineasta Richard Raaphorst publicó una serie de imágenes en donde se veía que el diseño de ciertos monstruos de Village -los del último segmento del título- eran exactamente iguales a los de su película conocida como Frankenstein ‘s Army, estrenada bastante tiempo antes que el juego de Capcom. Volviendo al caso de Juracek, se conoció que los abogados de la diseñadora buscarán una compensación monetaria. Se estima que la misma apuntará a la suma de más de 12 millones de dólares en concepto de daños, perjuicios y violación de propiedad intelectual.

Entre otras figuras, Juracek también demandará a Capcom por manejo fraudulento de propiedad intelectual y remoción de propiedad intelectual. En este caso, se aplicará una sanción económica con sumas de entre 2.500 y 25.000 dólares americanos por cada fotografía utilizada en los juegos. Según un vocero de Capcom, la empresa ha tomado conocimiento de la demanda, pero no ofreció ningún tipo de comentario al respecto.