Videojuegos en pandemia: Las grandes empresas registraron récords históricos en sus recaudaciones

El contexto mundial de pandemia afectó positivamente al sector gamer.

infobae-image

Durante los primeros meses de cuarentena en China, que fueron entre enero y febrero de este año, se sabía que la industria de los videojuegos no vería grandes pérdidas por la pandemia y que incluso registraría un aumento en la actividad. Poco después, el resto del mundo se sumó al encierro para combatir el coronavirus y los resultados financieros se revelaron en estos últimos días. La combinación de lanzamientos esperados por los gamers y el nuevo modo de vida de la gran mayoría de la población dio como resultado un enorme incremento en las ganancias de las empresas responsables de los juegos con cifras históricas.

Uno de los casos a destacar es el de Playstation. El año fiscal comienza en abril y termina en marzo del periodo siguiente. El primer trimestre, comprendido entre abril y junio, marcó un nuevo récord para la compañía que celebró sus primeros 25 años de vida hace algunos meses. En números, significa que registraron ganancias de $5.63 mil millones de dólares. La Playstation 4 vendió casi dos millones de unidades en estos tres meses, llevando el total a 112.3 millones de consolas vendidas en todo el mundo. Todavía queda muy atrás de la Playstation 2, que vendió más de 155 millones de unidades, pero se ganó su lugar como la segunda consola más vendida de Sony. Cabe destacar que en periodos anteriores se vendieron más unidades, pero lo cierto es que la mente de la gran mayoría de la comunidad gamer está puesta en la Playstation 5, que se lanzará más adelante este año.

En cuanto a software se vendieron 91 millones de copias, lo que representa un aumento interanual del 83%. Un 74% de esas ventas se hicieron de manera digital y 18.5 millones de copias fueron de exclusividades de la marca, como The Last of Us Parte 2. Ghost of Tsushima, que rompió records de ventas en Japón, no entra en este periodo comercial.

Trailer final Animal Crossing: New Horizons

Otro ejemplo de este impresionante crecimiento llega de la mano de Nintendo, que vendió 5.67 millones de consolas en su primer trimestre de 2020. Esta cifra se divide casi en partes iguales entre usuarios que adquirieron una Nintendo Switch estándar y aquellos que prefirieron la versión portátil, la Nintendo Switch Lite. Al 30 de junio de este año, la Switch lleva vendidas 61.44 millones de unidades en todo el mundo.

Sin embargo, las mayores ganancias llegaron de la mano del juego que se convirtió en un fenómeno durante la cuarentena: Animal Crossing: New Horizons. El título exclusivo de Nintendo se lanzó el 20 de marzo y ya se convirtió en el segundo juego más vendido de la empresa para Switch detrás de Mario Kart 8 Deluxe. En total, lleva vendidas 22.4 millones de unidades y casi la mitad de sus ventas pertenecen al periodo comprendido entre abril y junio. Los esfuerzos combinados de hardware y software acumulan ganancias de 1.37 mil millones de dólares, lo que representa un crecimiento interanual del 428%.

Trailer Call of Duty Warzone

El tercer caso a analizar es el de Activision Blizzard, que a comienzos de la cuarentena lanzó su nuevo battle royale gratuito Call of Duty: Warzone, rompiendo récords de usuarios en cuestión de días. Meses después, continúa siendo uno de los títulos más relevantes de la actualidad y el estudio asegura que hay más de 400 millones de jugadores entre sus diferentes juegos alrededor del mundo. En cuanto al primer trimestre del año fiscal 2020, Activision Blizzard registró ganancias de $1.93 mil millones de dólares, lo que representa un aumento respecto de los $1.40 mil millones del mismo trimestre en 2019.

Sin embargo, ese no fue el contenido noticioso, porque empleados de Blizzard volvieron a expresar su descontento con los salarios actuales. Durante 2019 elevaron sus quejas al sector ejecutivo de la compañía, lo que derivó en distintos procesos que terminaron con aumentos de sueldo el mes pasado. Lamentablemente, estos aumentos parecen estar por debajo del 10% en la mayoría de los casos, lo que no parece tener conexión con el crecimiento de la empresa o los premios que reciben los cargos ejecutivos, que superaron las decenas de millones de dólares en 2019.

Aunque el estudio continúa creciendo, puede que estas novedades lleven a los empleados a realizar otras medidas similares a las del año pasado luego de que se despidiera a cientos de trabajadores. Por el momento, sin embargo, el sector sufre la falta de sindicatos y legislaciones año a año con escándalos y medidas ridículas que, lejos de solucionarse, parecen estar tan normalizadas como el crunch.

MAS NOTICIAS