Los acreedores de la provincia de Buenos Aires rechazaron la propuesta de Axel Kicillof

Le pidieron al gobernador que negocie para llegar a un acuerdo, ya que de lo contrario, advirtieron que se llegará a una cesación de pagos

El comité de acreedores de la provincia de Buenos Aires expresó este lunes su rechazo a la oferta de renegociación de la deuda que formuló la semana pasada el gobernador Axel Kicillof y advirtió que si no hay negociación caerá en default.

“Lamentablemente, en lugar de entablar negociaciones con el comité, la Provincia optó por lanzar una oferta de intercambio que no se basa en políticas creíbles que los acreedores puedan apoyar”, aclaró.

Los términos de la oferta no reflejan la verdadera capacidad de pago de la Provincia, no dando lugar a una solución consensuada”, indicaron.

Esta postura "probablemente “haga fracasar la reestructuración, llevando a una potencial cesación de pagos y un prolongado período de incertidumbre que inhibirá la inversión y la recuperación económica de la Provincia”, afirmaron.

 El gobernador de Buenos Aires, Axel Kicillof,acompañado por el ministro de Hacienda y Finanzas provincial, Pablo López,
El gobernador de Buenos Aires, Axel Kicillof,acompañado por el ministro de Hacienda y Finanzas provincial, Pablo López,

El comité recordó que el viernes pasado, la Provincia anunció su oferta para la renegociación de su deuda bajo legislación extranjera por USD 7148 millones

Al respecto, el comité, que destacó que posee más del 40 por ciento de esa suma, revisó “los términos propuestos y no apoyará esta propuesta”.

“Desde enero pasado el CD y el Grupo se han comprometido constructivamente y de buena fe con la Provincia para diseñar una reestructuración ordenada de su deuda externa. El comité reconoce las dificultades que atraviesa la provincia y por ello ha presentado propuestas que abordan los desafíos de corto plazo, proporcionando más de 3300 millones de dólares de alivio del servicio de la deuda externa en los próximos cuatro años”.

Los términos de la oferta no reflejan la verdadera capacidad de pago de la Provincia, no dando lugar a una solución consensuada”, indicaron.

Teleconferencia de Martín Guzman con ministros de Economía de las provincias
Teleconferencia de Martín Guzman con ministros de Economía de las provincias

Esta postura "probablemente haga fracasar la reestructuración, llevando a una potencial cesación de pagos y un prolongado período de incertidumbre que inhibirá la inversión y la recuperación económica de la Provincia”, afirmaron.

Además, el comité sostuvo que “reconoce las dificultades que atraviesa la provincia y por ello ha presentado propuestas que abordan los desafíos de corto plazo, proporcionando más de 3300 millones de dólares de alivio del servicio de la deuda externa en los próximos cuatro años".

El rechazo es “lógico” en esta primera etapa, explicaron fuentes del mercado local.

Por su parte, fuentes de la provincia explicaron que la idea de la falta de conversación a la que se refieren los bonistas “no es real”, y señalan las entidades financieras que la provincia contrató para renegociar la deuda.

"El 9 de marzo informamos que el Ministerio de Hacienda y Finanzas de la provincia seleccionó a dos bancos norteamericanos, el Citi y Bank of America para asistir a la provincia de Buenos Aires en el en el proceso que busca dar sostenibilidad a la deuda pública provincial regida por legislación extranjera”, indicaron.


INVECQ
INVECQ

Además, la provincia señaló que se contrató a la firma D.F. King como Agente de Información para avanzar “en el proceso de identificación de tenencias con el fin de poder establecer un canal de comunicación directo con el mayor número de tenedores posibles”.

La oferta que fue rechazada se lanzó en una situación “extremadamente compleja, para retomar el sendero de sostenibilidad de la deuda pública”.

La provincia de Buenos Aires presentó a los acreedores privados externos una propuesta de reestructuración de deuda pública bajo legislación extranjera con los siguientes términos:

• Período de gracia total de 3 años: durante 2020, 2021 y 2022.

• Disminución en la carga de intereses, a partir de una estructura de cupones escalonados a partir de 2023, hasta alcanzar un cupón máximo sostenible. Esta estructura de cupones permitirá un ahorro en el pago de intereses entre 2020 y 2027 de aproximadamente el 55%.

• Quita de capital de aproximadamente el 7%.

• Extensión de la vida promedio de la deuda de 4,7 años actual a 13 años.

• Reducción de la carga total de la deuda (intereses y capital) en el período 2020-2030 de USD 5.000 millones.

• Incorporación potencial de propuestas diferenciales considerando las situaciones particulares de los distintos grupos de bonistas.

Seguí leyendo:


Información provista porInvertir Online