La llegada de extranjeros se mantuvo con un crecimiento inferior al de salida de residentes
La llegada de extranjeros se mantuvo con un crecimiento inferior al de salida de residentes

En mayo el Indec estimó que 191 mil extranjeros arribaron en calidad de turistas a la Argentina, acumuló 17 meses con modesto crecimiento en comparación con un año antes; pero también se mantuvo por debajo del flujo de salida de residentes al resto del mundo, ascendieron a 391.200 personas.

De todas formas, la brusca suba del tipo de cambio en ese mes del 22% tuvo un modesto impacto en el flujo del turismo internacional, fenómeno que se explica por el largo proceso de maduración de los viajes en general, y en particular, en el caso de la Argentina, por las promociones anticipadas y la tentación que significó hasta fines de marzo la vigencia de una paridad entre el peso y el dólar muy atrasada, como luego quedó comprobado.

De ahí que del lado del turismo receptivo el Indec registró un aumento de apenas 4,8%, inferior al 9% del mes previo y del 5,4% de un año antes, pese a que la Argentina se tornó notable más barata para los consumos de los extranjeros.

Mientras que en el caso de los residentes, sólo se observó una marcada desaceleración en el crecimiento de las salidas, de 15,5% en abril a 5,5% un mes después.

Esos cambios en el flujo de turistas fue aún marcadamente menor en lo que respecta al gasto de los viajeros, según surge del balance cambiario del Banco Central; habida cuenta de que en mayo ingresaron por ese concepto apenas USD 158 millones, apenas USD 7 millones más que aun año antes; en tanto la salida de divisas fue de USD 1.019 millones, USD 21 millones menos que en igual mes del año anterior.

En mayo el déficit del turismo internacional fue de 199.800 personas y de USD 861 millones

En el acumulado de enero a mayo el Indec estimó la llegada de casi 1,1 millones de extranjeros, 5,8% más que en igual tramo del año anterior, y dejaron en el país en consumos unos USD 915 millones, USD 64 millones más que en similar período de 2017.

Las salidas de residentes se elevaron a poco más de 2,2 millones de personas, creció 13,4%; quienes gastaron fuera del país USD 4.956 millones, unos USD 222 millones más que un año antes.

En los primeros cinco meses el déficit de divisas del turismo internacional ascendió a USD 4.956 millones

Ezeiza y Aeroparque concentraron el 90,7% de las llegadas de turistas no residentes durante los cinco primeros meses del año, con un incremento interanual de 3,2 por ciento.

Promociones anticipadas

El movimiento del turismo internacional se habría desacelerado en junio, al profundizarse el debilitamiento del peso, y cambiar el escenario de crecimiento de la economía doméstica.

De ahí que diversos operadores turísticos se abocaron a reactivar sus planes promocionales para sostener la actividad en los próximos meses; mientras que se espera una aceleración gradual de extranjeros si el Gobierno mantiene la paridad cambiaria en niveles que resultan competitivos tanto para los servicios turísticos locales, como más aún para el intercambio de bienes y otros servicios con el resto del mundo.

Seguí leyendo: