El show de atajadas de Javier García en el debut de Boca ante Unión de Santa Fe

El arquero xeneize fue uno de los jugadores más destacados del encuentro que terminó 1-1 en el estadio 15 de abril

Las atajadas de Javi García ante Unión

Boca tuvo un convincente primer tiempo pero su trabajo se empañó en el complemento. A falta de 10 minutos para el final, Unión llegó a la igualdad y lo privó de sumar de a tres en la primera fecha del campeonato. Lo cierto es que los santafesinos bien pudieron haber arribado al empate mucho antes, de no haber sido por la buena actuación de Javier García.

El guardameta suplente tuvo su oportunidad porque Miguel Ángel Russo preservó a Agustín Rossi pensando en el choque por la revancha de los octavos de final de la Copa Libertadores del próximo martes ante Atlético Mineiro en Brasil y no la desaprovechó. Tuvo intervenciones magníficas y poco para hacer en el tanto del empate del Cuqui Márquez.

Sobre el cierre de la primera etapa, Federico Vera tiró un centro picante por la banda derecha del ataque tatengue y encontró la cabeza de un Nicolás Cordero que le ganó en el salto a Renzo Giampaoli y obligó a la estirada de García. Como el balón se dirigió a la posición del guardameta y no fue direccionado a uno de sus palos, Javi solamente tuvo que desviar por encima del travesaño.

Javier García, en acción ante Unión de Santa Fe (Fotobaires)
Javier García, en acción ante Unión de Santa Fe (Fotobaires)

No había pasado un cuarto de hora del complemento cuando Zenón sacó un remate de zurda que cayó en poder de Cordero dentro del área: el ex Huracán pateó a quemarropa de zurda y nuevamente encontró bien ubicado a García, que de manera providencial atenazó el balón entre sus piernas. Minutos después fue Corvalán el que ganó en las alturas y el número 13 descolgó la bocha del ángulo, cuando dos delanteros de Unión arremetían por el segundo palo (de hecho Juan García se llevó puesto a su homónimo, que quedó tendido en el césped).

Machuca centró a los 35 y le sirvió el empate a Cuqui Márquez quien, a la carrera, sometió a Javier García que solamente atinó a rezar. Fue empate con otro aprobado para el golero de 34 años, que demostró que volvió a la institución por condiciones futbolísticas y no por su amistad con Juan Román Riquelme.

SEGUIR LEYENDO: