Qué será del futuro de Carlos Tevez: las 3 posibilidades que baraja el ídolo de Boca

A Carlitos se le vence el contrato en menos de seis meses y tendrá que volver a negociar con un Consejo de Fútbol con el que ya se sacó chispas

El capitán de Boca dejó claro que está a la altura futbolísticamente para seguir: ¿también de la cabeza? (REUTERS/Agustin Marcarian)
El capitán de Boca dejó claro que está a la altura futbolísticamente para seguir: ¿también de la cabeza? (REUTERS/Agustin Marcarian)

Los cuentos a veces no tienen finales felices. O al menos, los esperados por quienes los escuchan, leen o protagonizan. Carlos Tevez tenía muy claro que la conquista de la Libertadores podía llegar a ser un broche para su dilatada y exitosa trayectoria. Quizás por eso exhibió tanto fastidio durante la revancha contra el Santos en Brasil, en la que Boca no tuvo respuestas futbolísticas y mucho menos anímicas para afrontar la situación y acercarse al duelo decisivo contra Palmeiras. Para el Apache era uno de los últimos cartuchos y por eso el dolor. Todavía le queda el consuelo de la Copa Diego Maradona, que no tendrá el mismo dulce sabor de la gloria continental, mientras debate qué hacer con su futuro profesional.

Tevez querrá desquitarse a como dé lugar hoy ante Banfield en San Juan, antes de enfriar la cabeza y empezar a definir su panorama personal. El próximo 5 de febrero cumplirá 37 años y la cuesta se pone cada vez más empinada. Boca tiene el boleto para la Libertadores 2021 que arrancará dentro de un mes y terminará en noviembre. El contrato de Carlitos tiene fecha de expiración en junio y allí surgen algunos interrogantes.

¿Qué se le cruza por la cabeza a Tevez en este momento? Junto a su familia y representante, el capitán xeneize analiza tres caminos alternativos.

1. ACORDAR CON RIQUELME Y EXTENDER SU VÍNCULO

¿Volverá a renovar su contrato Tevez en junio?
¿Volverá a renovar su contrato Tevez en junio?

Existió un importante cortocircuito a mediados de 2020, justo antes de que se venciera el contrato de Tevez con Boca. El 10 venía de ser una de las figuras del equipo de Russo que le había extirpado el título de Superliga a River en la última fecha con un gol suyo ante Gimnasia La Plata en la Bombonera. Mostró vigencia y se plantó ante Jorge Bermúdez y Raúl Cascini, quienes lo cruzaron públicamente y declararon que cuando tomaron las riendas del club, el Apache era un jugador retirado.

Carlitos se mostró disgustado con los miembros del Consejo de Fútbol y anunció públicamente que se formalizaría de un momento a otro su renovación pese a que todavía no había acuerdo con la dirigencia. Tevez pretendía firmar hasta fines de 2020; el Consejo que lo hiciera por un año. Russo exigió a la CD boquense que retuvieran al ídolo para la continuidad de la Libertadores que acabará el sábado 30 de enero.

Juan Román Riquelme debió levantar el teléfono para acordar personalmente las condiciones del nuevo vínculo con quien heredó su camiseta. El vicepresidente segundo, que antes de asumir el mando con Jorge Ameal había dicho que Tevez tenía que recuperar las ganas de jugar al fútbol como cuando era chico en su barrio, lo convenció. Finalmente firmó hasta junio de 2021 con opción a extender su contrato por seis meses más.

¿Cuánta motivación tendrá de volver a desandar una primera fase de Libertadores a la par de un torneo nacional del que todavía nadie tiene bien claro cómo será su sistema de disputa? Solamente Tevez lo sabe. ¿Cuánto influirá el estado de salud de su padre, que arrastra desde que se contagió el coronavirus en plena pandemia? Él, dentro suyo, es quien lo siente. ¿Estará dispuesto a negociar y convivir con una dirigencia que lo mira de reojo por su estrecha relación con Daniel Angelici y la comisión anterior? Carlos tendrá que evaluarlo.

2. TERMINAR SU CARRERA EN EL EXTERIOR

A mediados del año pasado Tevez aseguró que pretendía seguir jugando al fútbol y, si no era en Boca, lo haría en el exterior (REUTERS/Jorge Saenz)
A mediados del año pasado Tevez aseguró que pretendía seguir jugando al fútbol y, si no era en Boca, lo haría en el exterior (REUTERS/Jorge Saenz)

“Hoy estoy en Boca y no quiero salir, me quiero quedar acá”. Más allá de cómo sea el desenlace, el destino debería ver a Tevez retirándose con la camiseta azul y oro. Sin embargo en la última entrevista larga que el futbolista realizó, entreabrió la puerta de salida y hasta se animó a mencionar dos posibles destinos. El 10 dejó claro que tenía hilo en el carretel para seguir asistiendo y marcando. Corinthians y West Ham, dos de los equipos en el extranjero por los que pasó, fueron los que nombró.

Por su trayectoria pero sobre todo por su actualidad futbolística (lideró en varios partidos a uno de los equipos semifinalistas de la competitiva Copa Libertadores), opciones en el exterior no le deberían faltar. Y hay que mirar por fuera de los límites de Argentina porque Tevez ya aclaró en más de una oportunidad que en el país solamente se pondrá la camiseta xeneize.

Será clave el trato que le dé la directiva de acá a junio para que el acuerdo de extensión de contrato se efectúe. Pero si las tratativas no prosperan y el apretón de manos (o mejor dicho choque de puños por el contexto pandémico) no se lleva a cabo, las ganas de Tevez de seguir siendo futbolista un tiempo más podrían llevarlo a experimentar una vez más afuera, tal como hizo en Brasil, Inglaterra, Italia y China, cuando abrió una herida en los hinchas que parece haber cicatrizado por completo luego de su regreso y el último título obtenido.

3. EL RETIRO AHORA O EN JUNIO

(REUTERS/Agustin Marcarian)
(REUTERS/Agustin Marcarian)

Fue un año muy complicado en el ámbito personal para Tevez. A la pandemia que afectó y trastocó los tiempos y agenda de todo el mundo, a él se le sumó la salud de Segundo, su papá. “Es muy duro, tengo sensaciones muy complicadas. Son momentos difíciles que no puedo explicar”, dijo Carlitos todavía en la cancha tras la derrota por Copa Maradona ante Talleres de Córdoba. En esa misma entrevista confesó que hay entretiempos en los que se pone a llorar por la actualidad que le toca afrontar.

Para colmo los hinchas, uno de sus sostenes anímicos, tienen prohibida la concurrencia por tiempo indefinido y jugar a cancha vacía no le resulta lo mismo. Así y todo agradeció por una bandera que le colgó La 12 en el duelo frente al conjunto cordobés: “Entrar a la cancha y verla me infla el pecho. Estoy fuerte gracias a la gente de Boca y mi familia. Si fuera otra la situación y no estuviera disfrutando, ya estaría en mi casa”. Hace pocas semanas, reveló también, que el cuerpo técnico y el grupo le permitió ciertas libertades que le permitieron rendir mejor, incluso para la cita de esta noche, a la que llegará sobre la hora con el secretario general Ricardo Rosica tras recibir un permiso especial.

A la afección familiar que lo complicó día a día se le sumó la pérdida de su ídolo y amigo personal Diego Maradona, al que homenajeó en Brasil con su gol al Inter de Porto Alegre. “Si no tenés la cabeza bien fría y puesta, el fútbol argentino te lleva puesto”, remarcó. Si Boca pierde la final con Banfield, ¿podrá reponerse de otro golpe anímico a esta altura de su carrera? Aun levantando el trofeo que lleva el nombre de su amigo, ¿estará en condiciones de ir en busca de otra Libertadores, claramente su torneo predilecto? ¿Sería una buena despedida colgar los botines con un nuevo título (sería el 11° en Boca y el 26° de su carrera) bajo el brazo?

Tevez es el único que conoce si este libro se cierra o quedan más páginas por escribir.

SEGUÍ LEYENDO: