Brussi, ante Venezuela, en el Mundial de China. Frente a Polonia tuvo su mejor partido (Foto: EFE)
Brussi, ante Venezuela, en el Mundial de China. Frente a Polonia tuvo su mejor partido (Foto: EFE)

El seleccionado argentino es uno de los equipos más atractivos para ver en esta Copa del Mundo. Su juego alegre, con toques de fantasía, genera ovaciones no solo de los hinchas que viajaron desde Argentina sino también de los chinos. En ese contexto, Nicolás Brussino, de 26 años, fue uno de los que aportó show en el triunfo ante Polonia, el quinto del equipo de Sergio Hernández.

-Muchos de ustedes han dicho en estos días que se están divirtiendo, ¿vos cómo lo sentís?

-Nos sentimos bien porque lo que entrenamos lo logramos llevar a la cancha. A veces las cosas salen mejor y otras peor, pero siempre lo intentamos. Y cuando salen esas cosas que uno entrena, te sentís poderoso. Estamos pasando buenos momentos, jugando bien y ganando, así que estamos disfrutando del Mundial.

-¿Esta es la razón por la que piensan primero en lo que producen ustedes antes que en las virtudes o defectos del rival?

-Sabemos que si hacemos nuestro juego, tanto en defensa como en ataque, tenemos muchas chances de ganar. El trabajo de los asistentes en el scouting de los rivales es impresionante y nos dan todos los datos necesarios, pero si nosotros no hacemos nuestro juego, esos análisis pierden valor. Nos sentimos cómodos con la línea de juego que llevamos adelante y de ahí surge todo lo demás.

-Este equipo cambió la manera en que jugaba el seleccionado argentino. Antes había más pausa y control y ahora proponen más vértigo. ¿Ese escenario es en donde se sienten más cómodos?

-Tenemos jugadores para jugar pausado, para jugar veloz, para poner la pelota en el poste bajo, para aprovechar a los tiradores. Tenemos un poco de todo y sabemos de qué manera debemos jugar en cada momento. Tenemos unos bases extraordinarios que manejan los tiempos de los partidos. Luis también sabe cuándo atacar o cuándo frenarse, si hay que jugar en el poste bajo o un pick a la pelota. Tener tantas variantes y saber cuándo usarlas genera el alto nivel del equipo.

Este martes Argentina y Serbia definirán al primer semifinalista del Mundial. El equipo balcánico es uno de los candidatos a colgarse la medalla dorada. Pero Brussi no se resigna ante esta circunstancia.

-Los pronósticos previos indicaban que de ser primeros en la segunda fase, el rival de cuartos de final no sería Serbia. ¿Ustedes esperaban que el cruce fuera ante España?

-Nosotros teníamos que ganar. Después, tocaba el que perdiera de Serbia-España. Por cómo venían antes de ese partido, con Serbia arrasando a sus rivales, pensábamos que si ganábamos nos tocaría España. Nadie se quería enfrentar a esa versión de Serbia. Pero debemos enfocarnos en nosotros. Luis nos dijo antes del partido que nosotros debíamos ganar y no estar pendientes de otros resultados. Entonces, desde que nos indicó eso, nos mentalizamos en que cualquiera de los dos que nos tocara, iríamos pensando en ganarle.

-¿Pensás que los serbios están preocupados de tener que enfrentar a Argentina?

-No sé que pasará por la cabeza de ellos. Pero tal vez pensaban que le iban a ganar a España y perdieron. No se van a confiar de jugar contra nosotros. Saben que si tienen una mala noche, vamos a estar ahí para ganarles. Lo van a afrontar con el máximo compromiso. Ellos tienen presión por salir campeones o al menos estar en la pelea. Va a ser un partido muy lindo de jugar.

En su primera Copa del Mundo, Nico promedia 5,2 puntos por partido (Foto: REUTERS)
En su primera Copa del Mundo, Nico promedia 5,2 puntos por partido (Foto: REUTERS)

-¿Cómo les conviene jugar contra Serbia?

-Ellos tienen mucho físico, mucha altura. Saben jugar bien de contraataque y son muy dinámicos. Son parecidos a nosotros en la manera de jugar. Necesitamos cometer la menor cantidad de equivocaciones posible para llevarnos la victoria. Si defendemos y hacemos nuestro juego en ataque, tendremos muchas chances de avanzar.

-¿Qué es lo más peligroso de Serbia?

-Tienen pivotes gigantes, que para ellos son fundamentales. Además, Bogdan Bogdanovic, que es talentoso y agresivo. Por él pasa mucho el juego

El perimetral argentino, con experiencia en la NBA y que en la próxima temporada de la Liga ACB de España jugará para Zaragoza, promedia 5,2 puntos por partido en su primera experiencia mundialista.

-¿Cómo analizás tu desempeño individual?

-Estoy contento. He tenido buenos partidos, excepto contra Rusia, en el que no tuve muchos minutos. Estoy levantando mi nivel en cada juego. Ante Polonia fue mi mejor actuación. Considero que estoy haciendo un buen Mundial.

-¿Sentís el peso de estar disputando tu primera Copa del Mundo?

-No, porque al llevar tantos campeonatos jugando juntos, todo fluye. Algunos empezamos a conformar este grupo en 2015 y eso se nota. Por su puesto que tenía ansiedad e ilusión antes del torneo, pero creo que al estar en la cancha con compañeros que conocés y con los que jugás cómodo, no sentís tanta presión.

-¿Cuál es el techo de este equipo?

-Todavía no lo sabemos y tampoco queremos ponernos un techo. Tenemos que seguir creciendo individual y colectivamente. Tenemos material, talento y juventud, así que no es bueno ponerse un techo.

Durante un par de partidos en el Mundial y también en los entrenamientos, Brussino demostró una notoria habilidad para dominar la pelota de básquetbol con los pies y se animó a algunas fantasías.

-¿Jugás al fútbol?

-Me gusta, aunque nunca lo practiqué. Jugaba en el colegio y a veces lo hago con mis amigos cuando estoy en Cañada de Gómez. Más que un partido, me divierte hacer jueguito.

-¿En qué posición jugás?

-Atajo desde que era chiquito. Pero como me gusta tener la pelota en los pies, a veces salgo a moverme más lejos y también voy a cabecear.

-Sos hincha de Newell's, ¿cuánto lo seguís?

-Bastante. Estoy pendiente de los resultados y las estadísticas, aunque por la diferencia horaria no pueda mirar todos los partidos. Cada tanto nos mandamos mensajes con Maxi Rodríguez, que es mi ídolo. Otros a los que admiré son el Gato Formica, Fernando Belluschi, Lucas Bernardi, Gabriel Heinze y el Tata Martino. En 2017 me hicieron un reconocimiento y me regalaron un par de camisetas, una con el número 9 y mi apellido en la espalda y la otra con las firmas de los futbolistas, que la tengo colgada en mi casa.

En 2017 fue reconocido en el Coloso Marcelo Bielsa de Newell’s
En 2017 fue reconocido en el Coloso Marcelo Bielsa de Newell’s
Brussino, con la casaca de Dallas Mavericks, de la NBA. También actuó en Atlanta Hawks (Tom Pennington/Getty Images)
Brussino, con la casaca de Dallas Mavericks, de la NBA. También actuó en Atlanta Hawks (Tom Pennington/Getty Images)

SEGUÍ LEYENDO: