La "Bestia" Robutti sufrió la pegada del ucraniano Sirenko

Leandro Robutti (6-4) no se trajo una sonrisa de su primera incursión en Europa. El boxeador categoría pesado, de 33 años, viajó a Karlsruhe, Alemania, para medirse ante el invicto ucraniano Vladyslav Sirenko, quien acarreaba un récord de 10 victorias ganadas y nueve por nocaut. Y sufrió el poder de fuego de su adversario: cuando faltaba poco más de un minuto para el final del primer round, sufrió dos ganchos consecutivos, uno de izquierda y uno de derecha, que lo dejaron durmiendo en la lona, sin posibilidad de regresar al combate.

La "Bestia" Robutti, amigo y compañero de entrenamiento de Brian Castaño, campeón de la categoría superwélter de la Asociación Mundial de Boxeo en la Sociedad de Fomento Villa Alida, ubicada en el corazón de San Justo –la localidad de cabecera del populoso partido de La Matanza en el oeste del Conurbano–, acarreaba tres triunfos consecutivos, todos en territorio argentino. Pero no pudo ofrecerle resistencia al ascendente Sirenko, de 24 años. Tan sentido quedó después de los dos golpes decisivos, que el árbitro de la pelea no terminó de realizar la cuenta de protección y confirmó el triunfo del oriundo de Ucrania.

La misma velada exhibió otra derrota de un crédito del boxeo argentino: el bonaerense Mariano Díaz Strunz (13-14-1) perdió por nocaut técnico en el octavo round frente al ucraniano  Oleksandr Zakhozhyi (11-0, 9KO), en un combate que también estuvo pautado en el peso pesado.

En otros duelos destacados protagonizados por boxeadores argentinos durante el fin de semana, en Lanús, Jeremías Ponce (24-0, 16KO) venció por puntos en decisión dividida a Leonardo Amitrano y se quedó con el  título Sudamericano superligero. Y el "Avión" Agustín Gauto (12-0, 8KO) le ganó por nocaut técnico en el sexto round al salteño Mauro Liendro y retuvo el cetro juvenil minimosca de la FIB.

SEGUÍ LEYENDO: