La Asociación del Fútbol Argentino acordó junto con la Superliga Argentina de Fútbol y Futbolistas Argentinos Agremiados el cierre "en forma preventiva" de los registros para la inscripción de los jugadores. La resolución fue dada a conocer en el sitio oficial de la A.F.A. en su boletín N°5581.

La medida regirá "hasta tanto los Clubes acrediten en legal forma tener íntegramente pagos por todo concepto los haberes de los futbolistas a su servicio, hasta el 30/11/18 inclusive".

El comunicado anunció que la finalidad es "evitar la práctica desleal en las diferentes competencias, conflictos colectivos y de esta manera contribuir al sano desarrollo de la misma y al Fair Play Financiero".

Ante esto, todas las instituciones que obtengan el "libre de deuda" por parte de F.A.A. "quedarán automáticamente habilitados para incorporar jugadores".

Nicolás Russo, presidente de Lanús, fue quien impulsó la medida en protesta de que varias instituciones de Primera División estaban adquiriendo jugadores sin haber antes saneado las arcas del club.

Ricardo Carloni, vicepresidente de Rosario Central, uno de los clubes apuntados como deudores, negó tal versión. "De algún lado parten los rumores de deuda. Desmiento categóricamente que Rosario Central tenga deudas. Son rumores malintencionados", aseguró el dirigente en diálogo con Radio La Red.

El acuerdo alcanzado entre A.F.A., S.A.F. y F.A.A.

SEGUÍ LEYENDO: