El Superclásico que se desarrollará en el Estadio Malvinas Argentinas de Mendoza mañana desde las 21:10 para definir al campeón de la Supercopa Argentina quedará en la historia pase lo que pase. Por segunda vez, Boca y River se encontrarán en un campo de juego para dirimir un título luego de lo ocurrido en 1976.

Marcará a los protagonistas, a los fanáticos y también a los periodistas. El propio Sebastián Vignolo, quien relatará el encuentro para la cadena Fox Sports, lo reconoció en diálogo con Infobae minutos antes de tomar el vuelo que lo depositó en Mendoza.

"Me parece que desde aquel Argentina-Alemania en la final del Mundial este es el partido más importante que me puede llegar a tocar. Estoy con muchas ganas de ver un lindo espectáculo", reconoció el narrador que acumula en su currículum la cobertura de cinco Copas del Mundo y otros cientos de encuentros entre torneo local y Copa Libertadores.

"Al partido por supuesto que lo veo muy interesante, con mucha expectativa, mucho entusiasmo. Es un partido muy fuerte, grande, que seguramente va a marcar, va a quedar en la historia. Yo me preparo para relatar un partido de esas características", advirtió el conductor de los programas deportivos 90 Minutos y Fox Sports Radio.

El encuentro emparejará al último campeón de la Superliga contra el flamante dueño de la reciente edición de la Copa Argentina. Existe un solo antecedente de un partido definitorio entre River y Boca, con el triunfo 1-0 del Xeneize para apropiarse del Torneo Nacional de 1976.

El duelo de esta ocasión servirá para definir al sexto propietario de la Supercopa Argentina, que se disputa desde el 2012. Por primera vez uno de estos dos equipos se llevarán para sus vitrinas la corona.

Seguí leyendo: