Día Mundial del Turismo: proponen crear hubs de naturaleza y aventura para recuperar el sector

Representantes de la Asociación Peruana de Turismo de Aventura , Ecoturismo y Turismo Especializado (APTAE) hablan sobre qué falta para volver a niveles preCovid-19.

Fotografía de archivo fechada el 1 de noviembre de 2021 que muestra la ceremonia de reapertura de Machu Picchu tras casi ocho meses de cierre por las medidas sanitarias relacionadas al control del covid-19, en Machu Picchu (Perú). EFE/ Paolo Aguilar
Fotografía de archivo fechada el 1 de noviembre de 2021 que muestra la ceremonia de reapertura de Machu Picchu tras casi ocho meses de cierre por las medidas sanitarias relacionadas al control del covid-19, en Machu Picchu (Perú). EFE/ Paolo Aguilar

Este lunes 27 se celebra el Día Mundial del Turismo, uno de los sectores más golpeados por la emergencia sanitaria. Poco a poco se van relajando las restricciones y el turismo va recuperando terreno; sin embargo, todavía están lejos de volver a las cifras prepandémicas.

Al respecto, el presidente de APTAE, Francisco Basili, comentó que es claro que la naturaleza y la aventura son los móviles de viaje y que lo serán por varios años más luego del impacto de la pandemia. “Como país tenemos que tener clara una estrategia de mejora de nuestra competitividad en este sector, además de una fuerte campaña de posicionamiento como destino seguro, predecible y con conectividad”, afirmó.

Recalcó que este es un trabajo conjunto de Gobiernos Regionales, Ejecutivo y el sector privado para aplicar acciones inmediatas y futuras, y apuntar no solo a recuperar sino aumentar la cantidad de turistas.

Para Basili, será de mucha importancia la creación de nuevos hubs de naturaleza y aventura que descentralicen la actividad en el país. Se refiere a destinos como las playas del norte y del sur, la Cordillera Blanca, el corredor Amazonas - San Martin, el Corredor Lambayeque - La Libertad, Madre de Dios, entre otras. Anota que esto atraerá más turistas y logrará una dinamización de las economías locales.

Por su parte, Martin Romero, vicepresidente APTAE, anota que el Perú ha sido dotado de todos los recursos necesarios para posicionarse como el mejor destino de aventura del mundo: diversidad geográfica, cultural y biológica de incalculable valor para el planeta, además de una de las 7 maravillas del mundo: Machu Picchu.

Coincide con Basili en el punto que para posicionarnos en un mercado global hipercompetitivo, tanto el sector público como el privado debemos trabajar de la mano para impulsar la innovación y competitividad empresarial “dentro de un marco normativo simple, claro y perdurable en el tiempo que regule la industria en temas de formalidad, seguridad y sostenibilidad”.

“Hoy, más que nunca, debemos invertir en desarrollar el capital físico-construido, humano, social y natural para potenciar nuestros recursos turísticos y ofrecer experiencias al aire libre únicas para los turistas nacionales e internacionales”, sostiene.

En la búsqueda de posicionarnos como una potencia en turismo de aventura y naturaleza no debemos olvidarnos que las bases son importantes, y eso implica programas educativos innovadores y vanguardistas, así como capacitaciones constantes para generar profesionales especializados de primer nivel, según acota Fernando Rodríguez, director de APTAE.

Por su parte, Mario Napravik, director de APTAE, señala que ahora que empiezan los viajes, es cuando debemos mostrar nuestro mejor rostro: “destino seguro, sostenible, aprovechando la fortaleza de atractivos al aire libre”.

En esa línea cree que debe haber una estrategia clara y agresiva para presentarnos como destino ideal, y la vacunación, así como los protocolos y sellos juega un rol importantísimo. “Pero hay que ser muy hábiles para modular las normas más restrictivas y simplificar medidas que animen a visitarnos”.

LUGARES AUTÉNTICOS

Varios estudios mencionan que el principal interés del turista pospandemia es conocer lugares auténticos, al aire libre y en contacto con la naturaleza. Asimismo, hay gran interés en que el dinero que pagan por servicios llegue a los bolsillos de los habitantes del lugar que visitan, es decir un turismo con responsabilidad social.

El Perú esencialmente es naturaleza y aventura, con el componente adicional de cultura. “Es decir, tenemos todos los elementos y más. Sin embargo, si no cuidamos estos elementos se pueden ir deteriorando”, explica Frederic Schiller, director de la asociación.

Agrega que necesitamos conservarlos y APTAE está en esa lucha constante desde una postura técnica y objetiva, dispuesta a trabajar de la mano con todos los organismos tanto públicos como privados para seguir desarrollando el turismo de una manera inclusiva y prospera para todos los peruanos.

SEGUIR LEYENDO:

TE PUEDE INTERESAR