Microbuseros rechazan aumento de la tarifa aprobado por la CDMX y van por el alza de 3 pesos

Los integrantes de la Fuerza Amplia de Transportistas aseguraron que no fueron consultados sobre el incremento tarifario de un peso, con el que están en desacuerdo

Transportistas rechazan el alza de un peso y van por el incremento de tres pesos (Foto: Facebook / @DIFUNET)
Transportistas rechazan el alza de un peso y van por el incremento de tres pesos (Foto: Facebook / @DIFUNET)

Ante el aumento de un peso de incremento al costo del pasaje en la Ciudad de México (CDMX), que aprobó y anunció este jueves el gobierno local, los concesionarios del transporte público se mostraron molestos y aseguraron que no es insuficiente, pues no alcanza para atender la crisis económica por la que atraviesa el sector.

Luego del anuncio del gobierno capitalino sobre el incremento aprobado para la tarifa del transporte público concesionado, este 10 de junio “microbuseros” convocaron a una rueda de prensa con el objetivo de expresar su postura al respecto. Reiteraron que el incremento deben ser de tres pesos, tal y como se lo plantearon desde un primer momento a la administración de Claudia Sheinbaum.

Los integrantes de la Fuerza Amplia de Transportistas (FAT) aseguraron a los medios de comunicación que no fueron consultados sobre este incremento tarifario de un peso, por lo que expresaron su inconformidad e insistieron en que lo solicitado eran tres pesos de aumento.

“Es imposible sustituir las unidades, pagar altos costos de operación para dar mantenimiento preventivo y correctivo a las unidades y asumir el costo social de convertirnos en empresa, con una tarifa tan castigada como la de la Ciudad de México”, comentaron.
Paro de transportistas en la Ciudad de México (Foto: Cuartoscuro)
Paro de transportistas en la Ciudad de México (Foto: Cuartoscuro)

El 2 de junio, la FAT realizó movilizaciones y bloqueos en diferentes puntos de la CDMX para exigir un alza a la tarifa, después de la cual, acordaron instalar mesas de negociación con el gobierno capitalino. Pero no fue hasta el pasado jueves por la tarde, el secretario de Movilidad de la CDMX, Andrés Lajous, anunció el alza autorizada de un peso para microbuses, vagonetas, autobuses de ruta y autobuses de corredor.

Lajous dijo que ese aumento es idealmente proporcional a la tarifa en el incremento en el precio de los combustibles. Asimismo aseveró que la mayoría de las organizaciones de transportistas estuvieron de acuerdo sin problema alguno.

Sin embargo, los trasportistas de la FAT refirieron a que el anuncio que dio el secretario de Movilidad, los tomó por sorpresa y acusaron que fue una medida impuesta de manera autoritaria.

Por esta razón, prometieron que no quitarían ‘el dedo del renglón e informaron que a partir de este 10 de junio, realizarían asambleas en cada una de las rutas para determinar más adelante el rumbo que van a seguir: “No quitaremos el dedo del renglón, nuestro objetivo es alcanzar pronto los tres pesos y poco a poco recuperar lo perdido”.

Por otra parte, reconocieron que las declaraciones referidas por el gobierno sobre las acciones que han incumplido, son ciertas y trabajarán en capacitarse para dar un mejor servicio a la ciudadanía, aunque aclararon que todo se debe a la crisis por la que pasa el sector y por ende deben “pelear el pasaje” y no alcanza para el mantenimiento de unidades.

La Fuerza Amplia de Transportistas (FAT), pedía un aumento de tres pesos a la tarifa de transportes concesionados, pero Movilidad CDMX otorgó un incremento de solo un peso (Foto: Rogelio Morales)
La Fuerza Amplia de Transportistas (FAT), pedía un aumento de tres pesos a la tarifa de transportes concesionados, pero Movilidad CDMX otorgó un incremento de solo un peso (Foto: Rogelio Morales)

“Retamos al gobierno a que podemos hacer buenas empresas del transporte, sí, pero con una tarifa igual a la que ellos pagan por pasajero transportado en la RTP. Si hablamos de eso, sí podemos hacerlo. Que nos otorguen las condiciones para movilizar hoy a los pasajeros con una tarifa de 13.50 y claro que lo hacemos. Pedir que lo hagamos con 6 pesos, es demagogia pura, es sólo retórica barata”, plantearon.

Los representantes de la FAT indicaron que el análisis de una tarifa híbrida o subsidio “se quedó en el aire” y el gobierno solo aprobó el aumento de un peso “para callar al gremio”. Opinaron que se trata de una medida tomada con fines político-electorales en la que el gobierno no está dispuesto a poner nada para ayudar al sector.

SEGUIR LEYENDO:


TE PUEDE INTERESAR