Volcán Nevado de Toluca puede despertar con una erupción devastadora: científicos de Ginebra y Heidelberg

Vulcanólogos de ambas universidades descubrieron que al interior del Nevado existen 350 km3 de magma almacenado, tres veces la cantidad de agua que existe en todo Ginebra

Vista del Paso del Quetzal, a unos 4200 msnm (Foto: Instagram/alemao.luna)
Vista del Paso del Quetzal, a unos 4200 msnm (Foto: Instagram/alemao.luna)

El Valle de México es una zona rodeada por majestuosos volcanes que no presentan intensa actividad; incluso son puntos turísticos que atraen cada año a millones de viajeros en busca de una gran experiencia, y sobre todo, una postal para sus redes sociales.

Uno de ellos en el Nevado de Toluca, ubicado en el Estado de México, a unos 115 kilómetros al suroeste de la capital del país. Aunque lleva miles de años inactivo, por lo que se considera como un volcán dormido, un estudio publicado en la revista Nature Communications reveló que hay la posibilidad que tenga una erupción, misma que sería devastadora.

Y es que vulcanólogos de las universidades de Ginebra y Heidelberg descubrieron que en el interior del Nevado, entre 6 a 10 kilómetros de profundidad, existen 350 km3 de magma almacenado, siendo esto más de tres veces la cantidad de agua que existe en todo Ginebra, Suiza.

La última erupción del Nevado fue hace 10,500 años (Foto: EFE)
La última erupción del Nevado fue hace 10,500 años (Foto: EFE)

Cabe mencionar que lo anterior está relacionado con la magnitud de futuras erupciones y es un factor determinante de su peligrosidad.

El sistema puede despertarse rápidamente si el suministro de magma profundo comienza de nuevo

Los científicos utilizaron un nuevo método que combina la geocronología de circón y el modelado térmico para determinar el volumen de magma potencialmente erosionable presente en los reservorios volcánicos.

El circón es un pequeño cristal que se encuentra en rocas erupcionadas por volcanes. La desintegración de estos elementos radiactivos nos permite fechar cuándo cristalizaron. Además, el circón cristaliza solo en un rango de temperatura específico. Con estos dos parámetros, podemos determinar qué tan rápido se está enfriando el magma debajo de un volcán.

Es visitado sobre todo en temporada invernal por sus postales tapizdas de nieve (Foto: Cuartoscuro)
Es visitado sobre todo en temporada invernal por sus postales tapizdas de nieve (Foto: Cuartoscuro)

“Como una olla de agua: cuanto más grande es la olla, más tiempo se tarda en enfriarla. Analizamos los circones en erupción durante los últimos 1,5 millones de años por el Nevado de Toluca, determinando así la evolución de la temperatura del magma almacenado debajo del volcán a lo largo del tiempo”, afirma Gregor Weber, coautor del estudio.

En la publicación explicaron que las erupciones volcánicas más grandes de los últimos 100 años se originaron en volcanes que no entran en erupción con frecuencia y, por lo tanto, pasan desapercibidos para los científicos.

En este sentido, destacaron la importancia de monitorear los volcanes aparentemente inactivos, pues hoy en día, 800 millones de personas en todo el mundo viven cerca de los volcanes y están potencialmente en riesgo.

Además, el sorprendente descubrimiento abre la posibilidad de que este estudio pueda ser aplicado en otro tipo de volcanes alrededor del mundo.

Una maravilla natural

(Foto: Instagram/alemao.luna)
(Foto: Instagram/alemao.luna)

También conocido como el “Xinantécatl” (cuyo vocablo significa “hombre desnudo” en lengua náhuatl) es considerado como una montaña sagrada, pues entre sus lagunas se han hecho descubrimientos arqueológicos importantes: fibras vegetales, resinas, madera y cestería se han encontrado, aportando información importante sobre los rituales realizados por antiguas culturas prehispánicas.

Es un destino habitual para el alpinismo y los deportes de montaña, con una ascensión de nivel medio al Pico de Fraile. Del mismo modo muchos amantes del ciclismo de montaña y otros que entrenan maratones para fortalecer su ritmo cardiaco.

Aunque hace no muchos años se podía acceder hasta las lagunas, el comportamiento incívico de  muchos visitantes que venían a acampar y hacer picnic provocó que se cerrase al tráfico y actualmente sólo se puede llegar hasta el aparcamiento del refugio, y después continuar a pie.


SEGUIR LEYENDO:

TE PUEDE INTERESAR