Los vecinos fueron en auxilio de los pequeños pero el fuego se extendió rápidamente y no lograron salvarlos.
Los vecinos fueron en auxilio de los pequeños pero el fuego se extendió rápidamente y no lograron salvarlos.

Una tragedia enluta al departamento de Córdoba por la muerte de cinco niños incinerados dentro de una humilde vivienda en el corregimiento Crucitos, zona rural de Tierralta. Las madres de los pequeños los habrían encerrado solos para poder asistir a una fiesta a pocas cuadras de la casa.

Antes de ir a departir a un bar en la plaza del pueblo, Yanilis y Yeidis Marmolejo Pérez y Yorlenis Ramos cerraron la puerta principal con un alambre de púas para evitar que sus hijos salieran de la casa mientras estaban fuera, sin imaginar lo que sucedería.

Una veladora, que usan a falta de luz eléctrica en el pueblo, se cayó e inició un incendio en la vivienda de madera y techo de palma, mientras cinco niños estaban dentro. Una menor de 9 años -la mayor- era la encargada de cuidar a su hermanito de 7, a dos primos de 3 y 1 año, y a una bebé de ocho meses.

En el corregimiento de Crucita, en Tierralta, no cuentan con luz eléctrica, por lo que las viviendas usan veladoras.
En el corregimiento de Crucita, en Tierralta, no cuentan con luz eléctrica, por lo que las viviendas usan veladoras.

Así lo confirmó a medios locales el padre de la recién nacida, William Viga, quien se había separado de la madre hace pocos meses. "Ella se llevó a la niña a esa casa de sus amigas para irse a bailar, cuando debió dejarla en casa de su mamá", afirmó el hombre, según cita El Tiempo.

De acuerdo a las autoridades, la niña de 9 años intentó salir de la vivienda sin éxito, pues la puerta estaba cerrada desde afuera. Al ver el fuego, los vecinos lograron apagarlo, pero ya era tarde, al entrar se encontraron con los cuerpos de los pequeños calcinados.

"Es lamentable lo que ocurrió porque se pudo evitar si hubiéramos tenido la posibilidad de salvar a los niños. Aunque muchos vecinos llegamos a auxiliarlos, nada pudimos hacer porque el fuego se expandió rápidamente", dijo a El Tiempo el presidente de la Junta de Acción Comunal de Crucitos, Albeiro Martínez.

Al llegar la Policía, encontraron a la niña de 9 años detrás de la puerta principal, y al resto de pequeños en la cama, donde el humo los habría asfixiado y luego el fuego incinerado sus cuerpos.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: