Sabrina Artaza espera su primer hijo: “Hace dos años que lo estábamos buscando”

En una charla con Teleshow, la hija de Nito Artaza cuenta sus sensaciones referidas a la maternidad. Atravesando el cuarto mes de su embarazo, sostiene que por tradición no dirá el nombre hasta que nazca, y que para su padre, ella pasó a ser "una panza”

Sabrina Artaza luciendo embarazo (Foto: Instagram)
Sabrina Artaza luciendo embarazo (Foto: Instagram)

En el 2016, Sabrina Artaza y Jonathan Morris contrajeron matrimonio. Luego de poco más de dos años de relación como novios, decidieron ponerle un marco legal a la cuestión. Dos años más tardes, en el 2018, con la intención de buscar nuevos desafíos, se fueron a vivir a Francia. Desde entonces, en Aix-en-Provence, ciudad en la que residen, que queda a unos 700 kilómetros de París, comenzaron a tejer nuevos sueños. Uno de ellos, el que tuvieron en la cabeza desde que pisaron el país al que se le piden estos deseos, según la leyenda, cuando se busca tener hijos.

En una charla con Teleshow, la artista reflejó como vive este momento. “Estoy de cuatro meses, re contenta con mi primer hijo que viene en camino. Lo estábamos buscando desde que llegamos y nos instalamos a Francia. Ahí comenzó la búsqueda, pero nos llevo un poquito de tiempo. Pero bueno, en estas cosas, no es algo que se da de un día para el otro, suele llevar su tiempo. Así que estamos muy felices con esto que nos está pasando”.

“Justo se dio cuando estamos poniendo nuestras energías en un micro emprendimiento, se trata de un salón té y café, con la primera alfajorería en Francia. Esto lo vamos a hacer junto con dos socios que también son argentinos. Así que se podría decir que el nuevo integrante de la familia, como suele decirse en estos casos, viene con un pan bajo el brazo. Así que con todos estos cambios, nos vamos a mudar a Montpellier”, remarcó sobre su presente lejos de Argentina, con todas gratas noticias.

Sabrina artaza y su pareja, Jonathan Morris (Foto: Instagram)
Sabrina artaza y su pareja, Jonathan Morris (Foto: Instagram)

En cuando a los síntomas, sostiene que en su caso pasó por todos los estados. No fueron sencillos los primeros tres meses y por eso se tomó su tiempo para contar la grata noticia. “Recién estoy algo mejor, hasta hace unos días me sentía bastante cansada. Fueron meses difíciles, de mucha náusea y mucho cansancio. Pero bueno, ahora que estoy en el cuarto mes, se supone que entro en la primavera del embarazado. Esperemos que sea así. Ya estoy mucho mejor, cansada, eso no se me fue, me canso rápido, pero sin ningún otro síntoma adicional”.

En cuanto al nuevo integrante, aun no saben el sexo. Eso sí, las costumbres francesas ya se empezaron a apoderarse de ellos. “No sabemos que viene, si es nena o varón, pero seguro en octubre lo vamos a saber. Nosotros queremos saber, esperemos que para esa fecha podamos. A mucho les pasa que no quieren saber, acá en Francia es normal enterarse cuando nace, pero nosotros queremos saber. No podemos esperar tanto tiempo, mucha ansiedad. Ja,ja,ja.

“En cuando a los nombres, tenemos casi decidido el de nena. Ese si ya está. De varón todavía no, no nos ponemos de acuerdo. Pero de todas maneras el nombre es algo que no vamos a revelar hasta que nazca. Es una cuestión francesa que adoptamos. Históricamente es así, incluso acá es algo que ni siquiera se pregunta, ni siquiera cuando hay confianza con la embarazada, no se pregunta por el nombre que le vas a poner. Es por superstición, por miedo a que te caguen el nombre, se deja para la intimidad de los padres. Me gustó la parte de que te comuniquen el nombre del bebé cuando das a luz, escucharlo por primera vez en ese momento”, contó.

Sabrina y su papá, Nito Artaza, el día de su boda
Sabrina y su papá, Nito Artaza, el día de su boda

Por otro lado, habló de la repercusión que tuvo la noticia de este lado del mundo, de cómo lo vivieron sus padres, Nito Artaza y Françoise Dugas. “Al principio no me creía, pero porque yo siempre hago chistes y bromas, entonces pensaron que se trataba de algo de eso. Pero cuando vieron que era verdad, reaccionaron con mucha felicidad, porque sabían que lo estábamos buscando hace un montón”.

“Mi papá se pone nostálgico y me dice todo el tiempo eso de que no lo va a ver tan seguido…en esos momentos le digo que cuando vaya para Argentina se lo voy a dejar un buen tiempo, y ahí me dice, ‘Bueno, tampoco es para tanto’. Pero no, está re contento. Pasé de ser su nena a ser una panza, me llama todos los días y lo primero que me pregunta es cómo va la panza, me pide que me cuide, en esos momentos se emociona mucho”.

Por otro lado, manifestó que su madre la va ayudar en este periodo de gestación. “Mi mamá es francesa, tiene derecho a volver a su país, así que lo va a hacer para ayudarme, porque decidimos tenerlo acá, en Francia. Es difícil vivir lejos de la familia y los amigos, así que va a venir. De todas maneras estamos en contacto, la relación es siempre la misma, pero desde que estoy embarazada, tratamos de estar más conectados”.

Por otra parte, describió cómo es la vida de ellos en tierras europeas. “Yo me dedico a ser community manager, además estamos abocados a la apertura del salón que te comenté. Mi marido es cocinero, así que va a estar ahí, en esa parte. También, hasta antes de quedar embarazada, estuvo haciendo diferentes shows artísticos, cantando, grabando publicidades…grabe un capítulo para una serie conocida de acá, como una mujer latina que habla español”.

Hace unos meses, Sabrina se mostró angustiada y preocupada por su padre debido al avance del COBID-19. Al respecto, sostiene que en Francia ya todo va tomando su cauce. “Si, acá hacemos vida normal. Hay rebrotes, pero no se volvió para atrás. De todas maneras, en mi caso, entre el embarazo y el cansancio, trato de quedarme bastante en casa, casi no salgo. Además hace mucho color. Acá estamos en periodo de vacaciones, tal vez se tomen medidas después. Yo creo que los bares van a volver a cerrar, por ejemplo. No algo estricto, pero ya advirtieron que van a tomar medidas. Lo que si se hizo obligatorio es el uso de máscaras en la calle. Eso no se hizo durante la cuarentena, no era obligatorio, pero si lo reglamentaron ahora”.

SEGUÍ LEYENDO