Después de ocho años juntos, Natalie Weber y Mauro Zárate atraviesan una crisis matrimonial que intentan superar juntos. Según pudo saber Teleshow, la modelo y el futbolista no están pasando su mejor momento pero ninguno de los dos abandonó la casa que comparten junto a sus hijos Mía (seis) y Rocco (en septiembre cumple tres años).

"Si hay amor de ambos lados, siempre es salvable el matrimonio. Y acá hay amor, que es lo fundamental", contó un allegado a la pareja a Teleshow: "Están viviendo cosas muy fuertes".

Natalie y Mauro blanquearon su relación en junio de 2011 y en julio del 2012 se casaron por Registro Civil. Casi un año después, cuando pudieron viajar -estaban viviendo en Italia porque él jugaba en el Inter– lo celebraron con una mega fiesta para 200 invitados.

Durante los ocho años de pareja, la modelo y el jugador vivieron situaciones muy fuertes que lograron superar juntos y acompañados por sus respectivas familias. En 2016, Natalie sufrió cáncer de mama y debió someterse a una masectomía bilateral. Quince días antes de que le diagnosticaran la enfermedad, había perdido un embarazo de tres meses.

"Mauro había viajado especialmente para estar conmigo. Quiso dejar el fútbol, porque estaba de pretemporada afuera… Pero yo no lo dejé, porque se iba a arruinar la carrera ya que tenía una gran oportunidad en Fiorentina. Le dije 'Yo me curo y en dos meses estoy ahí'. Así fue. Me operé el 25 de agosto y en noviembre viajé a Italia. Después, vinimos a hacer la rehabilitación de seis meses de Mauro, que se había roto el ligamento cruzado de la rodilla derecha jugando en Inglaterra, y a mi control. Ahí tomé la decisión de operarme", contó la modelo -en su momento- en una entrevista con Revista Gente sobre el tratamiento que hizo y el apoyo de su marido.

Linda cena !!! 🥙🍗🥩🧀

A post shared by Mauro Zarate 🇦🇷🇮🇹 (@maurozarate9) on

Según contó, fue ella quien le sugirió a los médicos realizarse una mastectomía: "No había mañana que no me levantara sin pensar en la muerte. Cuando el médico me dijo que había un 99,9% de posibilidades de que la enfermedad no volviera si me la hacía, fueron las palabras justas. Para mí, esta cirugía fue vida".

Mientras intentan superar esta crisis, el futbolista define su futuro ya que termina su contrato en Vélez -estaba a préstamo por seis meses-. "Me gustaría quedarme, pero está complicado. No voy a hablar con otro club hastas que no termine el contrato", dijo Zárate, cuyo pase pertenece a Watford de Inglaterra.

"La están remando", agregó el allegado a la pareja sobre las ganas que tienen de remontar la situación y seguir adelante con la familia que formaron.

SEGUÍ LEYENDO