La conmovedora historia familiar de Arturo Puig: "Mis nietos fueron adoptados en Rusia"

Es uno de los actores más reconocidos de nuestro medio, y hoy por hoy también se luce en su faceta de director de la mano de Sugar, la obra de la que él supo ser parte junto a Susana Giménez y Ricardo Darín a fines de la década del ´80 y que hoy protagoniza Griselda Siciliani (39).

Sin embargo, en diálogo con Agarrate Catalina, el ciclo que conduce Catalina Dlugi por La Once Diez/Radio de la Ciudad, esta vez Arturo Puig (72) no conmovió desde lo artístico sino a partir de una historia familiar que narró a corazón abierto.

"Mis nietos son adoptados. Mi hija hizo una tarea titánica porque los adoptó en Rusia, realmente ha sido algo impresionante", destacó el ex protagonista de Grande Pá, para luego agregar que su heredera "hizo muchos tratamientos y pasó por muchas frustaciones".

"Adoptar acá le resultó muy difícil a mi hija. Se contactó con un matrimonio, realizó trámites muy estrictos de manera impresionante, con un juicio en Rusia", resaltó Puig, quien aclaró que "por suerte ya están acá y son divinos, van al colegio, hablan en español".

En pareja desde hace más de cuatro décadas con Selva Alemán (73), con quien no tuvo descendientes, el actor también fue consultado sobre si alguna vez había tenido la oportunidad de adoptar junto a su compañera de toda la vida.

"Tuvimos la oportunidad de hacerlo durante el Proceso, pero no era por derecha y teníamos miedo de que fuera un bebé secuestrado, creo que hicimos bien", concluyó al respecto, con la hidalguía que lo distingue.

LEA MAS