Alejado por ahora de la dirección, pero aún con muchas ganas de producir y componer música (su otra gran pasión junto al cine), John Carpenter se ha unido a Jason Blum, el dueño de BlumHouse, la exitosa empresa detrás de Huye y la saga La Purga, para revivir a Michael Myers en un filme cargado de horror y nostalgia.

En los estudios Universal de Los Ángeles, Teleshow charló a solas con los  representantes de dos generaciones distintas, pero con la misma pasión por el género.

—Creaste este universo cuarenta años atrás, ¿cómo fue la experiencia de volver a esta historia con Michael Myers?

Carpenter: —Maravilloso, porque es una historia totalmente nueva con el personaje de Michael Myers y Jamie Lee. Es nuevo, es fresco y absolutamente terrorífico. A mí me encanta.

—¿Cómo se te ocurrió esta secuela de Halloween?

Blum: —No fue mi idea. A mí se me ocurrió llegar a David Gordon Green. Él y Danny McBride son los responsables. Fue 100% su idea y ellos escribieron el guión.

—¿Cuál fue la inspiración para la máscara de Michael Myers?

Carpenter: —Era barata, porque nosotros no teníamos nada de dinero en esa época, 1978, para fabricar una máscara. Así que teníamos la opción entre esa máscara, que encontramos en una tienda de disfraces de Hollywood Boulevard, o una máscara de payaso. Y esa era más terrorífica.

—La nueva máscara es muy diferente. Es más terrorífica, más vieja… ¿Cuál fue la inspiración para el nuevo look de Micheal Myers?

Blum: —Nuevamente, fue David quien eligió la máscara. Creo que quería, tal como lo hizo con la película, homenajear la original y reinventarla al mismo tiempo. Creo que eso es lo que quería hacer con la máscara también.

Carpenter: —Pero la máscara da vueltas a lo largo de la historia desde el primer hecho. Así que es vieja en algún sentido, ya no es nueva.

—¿Cómo es trabajar con La reina del grito, Jamie Lee Curtis?

Carpenter: —Ya trabajé con ella antes, así que lo sé. Es maravillosa, talentosa y ahora su profundidad como actriz se incrementó. Ella es genial.

—¿Qué tal fue la experiencia de trabajar con John Carpenter?

Blum: —Fue increíble, realmente genial. No iba a hacer la película sin John, así que estoy muy feliz de que él haya aceptado hacerla. Y creo que David sintió algo muy similar. Él no quería avanzar con esto si no estaba seguro que John sintiera que estaba en el camino correcto. Estamos muy contentos de haber podido trabajar con John y con Jamie.

—¿Qué piensan de las nuevas generaciones de directores de películas de terror?

Carpenter: —Creo que son geniales. El horror va a durar por siempre en el cine, siempre ha estado, porque cada generación toma las películas de terror y las reinventa para su tiempo. Jason es responsable de hacer eso y muchos jóvenes directores pasaron por él. Mirá las películas que salen ahora, son fascinantes. Muchas van más profundas que las películas viejas. Me encanta y creo que es genial.

—¿Por qué la gente ama estas películas, las películas de terror con asesinos seriales, fantasmas…?

Blum: —Creo que de alguna manera divertida, el mundo le gusta el horror y cuando está controlado, en un entorno seguro, es casi como un escape de los verdaderos miedos en el mundo. Es un escape en una película y estar asustados de una manera distinta… Agarrar a tu novio o novia y gritar.

—John, ¿cuándo vas a volver a dirigir?

Carpenter: —Quizá pronto. Vamos a ver.

—¿Sí? Genial.

Carpenter: —No lo sé. Veremos.

—¿Este es el comienzo de una nueva franquicia o el final de Halloween?

Blum: —Quizá ambos.

Carpenter: —Yo creo que hay más historia para contar. Creo que Jason también tiene más para contar.

SEGUÍ LEYENDO