Vivienda de la calle Italia 1768 de Rafaela, Santa Fe donde estaba el usurpador luego de asesinar al jubilado (Google Maps)
Vivienda de la calle Italia 1768 de Rafaela, Santa Fe donde estaba el usurpador luego de asesinar al jubilado (Google Maps)

Un jubilado de 80 años fue encontrado asesinado en un sótano de una vivienda y por el crimen detuvieron a un hombre acusado de haberlo matado para usurpar la casa de la víctima, en la ciudad santafesina de Rafaela.

La víctima fue identificada como Bricio Alfredo Montenegro, quien había desaparecido hacía algunos días y su familia comenzó a buscarlo.

Fue uno de sus sobrinos, un empleado municipal, quien concurrió a la casa ubicada en avenida Italia 1768, donde se encontró con un hombre que le dio versiones absurdas acerca de los motivos por los cuales su tío no se encontraba ahí.

La conversación derivó en una pelea a golpes de puño y mientras el sospechoso fue atendido en el hospital Jaime Ferré, el familiar del anciano realizó una denuncia policial por la usurpación y la ausencia de Montenegro.

El sobrino de la víctima realizó averiguaciones por su cuenta y llegó hasta una casa en ruinas que también había usurpado el sospechoso.

Con la autorización de la dueña legítima la recorrió y halló manchas de sangre en un sótano inundado utilizado para almacenar neumáticos de autos en desuso.

Patrullero de la Provincia de Santa Fe
Patrullero de la Provincia de Santa Fe

Ante el nuevo aviso a las autoridades, el fiscal Guillermo Loyola ordenó el sábado por la mañana un allanamiento en ese lugar, que arrojó resultado positivo con el hallazgo del cadáver del anciano semisumergido entre las ruedas.

El sospechoso, identificado como Pascual Alejandro F. de 31 años, fue detenido por agentes de la Policía de Investigaciones que lo alojaron en la sede de la Alcaidía de la Unidad Regional V de la policía provincial.

El cuerpo de Montenegro fue reconocido por sus familiares y luego trasladado a la Morgue Judicial de la ciudad de Santa Fe, donde se le realizará la correspondiente autopsia

La víctima residía solo desde hacía muchos años y pese a ser soltero tenía contacto diario con sus hermanos y sobrinos.

La sospecha de los investigadores es que el imputado lo asesinó para quedarse con la vivienda y vivir con sus tres hijos menores de edad.

Seguí Leyendo: