Alexis Antonio Mamaní, de 3 años, había desaparecido el lunes alrededor de las 20.30, según el relato de su mamá, Analía Gómez, cuando jugaba con ella en una plaza del barrio 9 de Julio, en la localidad jujeña de Palpalá. Este martes sin embargo la mujer habría admitido que asesinó a su hijo, dando detalles del lugar en el que abandonó el cuerpo.

Fue en la mañana de este martes que se iniciaron los trabajos de rastrillaje en cercanías de la plaza de Palpalá, señalada por la mujer de 26 años como el último lugar donde había estado con su hijo. La búsqueda llegó inclusive a algunos medios nacionales, antes de descubrirse el trágico final.

Cuando la policía indagó a Gómez, esta no habría podido sostener su versión de los hechos y terminado confesando que había asesinado al niño de 3 años, arrojándolo luego a un río cercano. Tras un operativo de búsqueda en el río Zapla, los agentes dieron con el cuerpo sin vida del menor.

Fue el fiscal jujeño Diego Cussel quien confirmó al diario local El Tribuno de Jujuy el hallazgo del cuerpo de Alexis este martes por la tarde, en cercanías del río Zapla. Su mamá se encuentra detenida y a disposición de la justicia.

En base a los datos surgidos de fuentes policiales, aparentemente los dichos de la mujer de 26 años habrían sido inconsistentes en un primer momento, lo que llevó a los investigadores policiales a tomarle una nueva declaración. Fue en esta segunda oportunidad que se quebró y admitió el crimen.

Algunas versiones indican que Gómez sería víctima de violencia de género y que el padre del nene se encuentra actualmente detenido por esa razón. Si bien la mujer logró rehacer su vida, medios locales precisan que en la seccional local constarían denuncias por abuso sexual que el padrastro del menor habría cometido en contra del pequeño.

SEGUÍ LEYENDO