Un hombre fue detenido anoche en un shopping de Mendoza acusado de ser el agresor serial de prostitutas en la ciudad de Guaymallén donde se registraron al menos tres ataques con menos de 24 horas de diferencia entre sí.

Samuel Figueroa Donoso, de 37 años, fue interceptado por personal policial cuando transitaba por un centro comercial de la zona.

Según informó el jefe de la Policía, Roberto Munives, el hombre fue arrestado luego de un operativo en el cual una de las uniformadas se hizo pasar por prostituta, creó un perfil falso en Facebook y pactó una cita con el hombre.

De acuerdo a la investigación, Donoso habría participado en al menos tres casos de trabajadoras sexuales agredidas, el primero de ellos ocurrido hace diez días, siempre con el mismo modus operandi: contactaba a las víctimas a través de Facebook, luego acordaba una cita y después las atacaba.

Eso mismo hizo con la agente encubierta, que lo citó en el lugar donde fue aprehendido y puesto a disposición de la Justicia.

Los casos

Según informó la prensa local, el martes pasado, el sospechoso apuñaló a una mujer masajista que se encontraba sola en el tercer piso de un edificio ubicado en calle San Martín, casi General Paz, de la capital provincial. Antes de asestarle la puñalada, preguntó por una mujer llamada Andrea.

Luego, siempre según el relato de la víctima, el hombre intentó violarla, pero ante su resistencia y al pedido de ayuda a los gritos, desistió, aunque le robó el teléfono celular. La mujer aprovechó para salir corriendo a la calle semidesnuda y pedir auxilio.

Un día después, el hombre volvió a atacar. Lo hizo en un departamento del edificio de la calle Catamarca al 80 después de arreglar un encuentro a través de un grupo de Facebook con dos trabajadoras sexuales de 31 y 37 años.

Cuando el sospechoso llegó, volvió a preguntar por "Andrea", el mismo nombre que le mencionó a la masajista apuñalada. El agresor alcanzó a herir en el brazo derecho a la menor de las mujeres, quienes a los gritos alertaron sobre lo sucedido. También les robó los teléfonos celulares.

Fuentes del caso señalaron que otros dos episodios se registraron en los últimos días. Uno, en los departamentos transitorios de la galería Emperador, la semana pasada. Mientras que el restante fue en un departamento ubicado en una esquina de avenida Godoy Cruz y calle Chile.

La principal hipótesis que manejan los investigadores es que Donoso buscaba vengar la muerte de un hermano que habría sido asesinado por una prostituta de nombre Andrea.