Caso Cecilia Strzyzowski: Fernando Burlando cuestionó las imputaciones del clan Sena y sus colaboradores

Uno de los abogados de la familia de la víctima consideró que debería caer la figura de “femicidio” sobre Emerenciano Sena y Marcela Acuña, así como también sostuvo que todas las acusaciones deberían ser agravadas por “alevosía”

Guardar

Nuevo

Fernando Burlando, uno de los abogados de la familia de Cecilia Strzyzowski
Fernando Burlando, uno de los abogados de la familia de Cecilia Strzyzowski

Luego de que se conocieran las imputaciones de los miembros del clan Sena y sus colaboradores por el caso de Cecilia Strzyzowski, Fernando Burlando, uno de los abogados de la familia de la víctima, consideró insuficientes las acusaciones que se le hicieron a los siete detenidos. Sobre Marcela Acuña y Emerenciano Sena, indicó que también debería caerle el delito de femicidio.

César Sena, pareja de Cecilia, y sus padres fueron imputados como coautores por planear y ejecutar el homicidio, mientras que los cuatro asistentes del matrimonio de piqueteros, Gustavo Obregón, Fabiana González, Gustavo Melgarejo y Griselda Reinoso, fueron acusados de encubrimiento agravado. Sin embargo, César es el único de los imputados sobre el que recae la figura de femicidio.

Emerenciano Sena, César Sena y Marcela Acuña
Emerenciano Sena, César Sena y Marcela Acuña

Frente a esto, Burlando expresó que, desde su punto de vista, Acuña y Sena padre debieron tener el agravante de homicidio en el marco de violencia de género, puesto que alegó que “conocían precisamente esta situación de violencia entre su hijo y Cecilia y eso, de alguna manera, los incluiría dentro de la coparticipación en el femicidio”.

Además, consideró que todas las imputaciones de los involucrados deberían tener el agravante de “alevosía”. “Sin lugar a dudas hubo alevosía. A Cecilia se la colocó en un lugar donde estaba indefensa. El centro de poder de los Sena era precisamente su domicilio, había multiplicidad de autores, tenían mucha capacidad ofensiva y era una mujer sola”, argumentó el abogado de la familia de la víctima a Télam.

Te puede interesar: Caso Cecilia Strzyzowski: cómo seguirá el proceso luego de la prisión preventiva para los detenidos

En ese sentido, el letrado cuestionó también la decisión de los fiscales Jorge Gómez, Jorge Cáceres Olivera y Nelia Velázquez de acusar a los cuatro colaboradores por encubrimiento agravado, cuando en primera instancia se los consideraba partícipes del crimen.

“Esa es otra cuestión que me hace ruido, la verdadera participación de los que quedaron con el encubrimiento agravado. Si viene tu jefe y te dice ‘maté a esta persona, vamos a cortarla, incinerarla y ocultarla’, imagínate cómo le respondés”, dijo Burlando al referir a la hipótesis de los fiscales sobre cómo se desarrolló el crimen. De esta manera, planteó que esto los pone “muy cerca de los autores, porque sino directamente ni te metés en la cuestión”.

Con respecto al móvil del asesinato, la Fiscalía cree que fue impulsado por motivos económicos, pero el equipo de Burlando no descarta que “esté emparentado a algo que haya conocido Cecilia y que esté relacionado con el lavado de dinero”.

Cecilia Strzyzowski tenía 28 años cuando desapareció el 2 de junio
Cecilia Strzyzowski tenía 28 años cuando desapareció el 2 de junio

Las declaraciones de Burlando se dan un día después de que el Equipo Fiscal Especial (EFE) pidiera prisión preventiva para los siete detenidos. A través de una conferencia de prensa, Gómez, Cáceres Olivera y Velázquez aseguraron: “Hemos decidido, ante la gravedad del hecho, del entorpecimiento de la investigación y de las maniobras para eliminar rastros probatorios, que no es procedente la libertad de los mismos”.

Luego de obtener las declaraciones de Obregón sobre cómo fue su participación en el crimen y tras el hallazgo del cráneo de una persona adulta en el Río Tragadero, los fiscales lograron plantear una hipótesis sobre cómo fue el crimen de Cecilia.

En ese sentido, Gómez contó: “Cecilia ingresó a esa casa a las 9.16 y no salió por sus propios medios. Ella creía que iba a viajar a Ushuaia y se despidió de su familia, les contó que tenía miedo de viajar en avión. Su última búsqueda fue cómo armar la valija, qué se puede llevar, dónde comprar chocolate en Buenos Aires y dónde tomar el mejor café. Ella no solo creía en esa historia del viaje, sino que estaba ilusionada. Pero nunca se compraron los pasajes”.

Según la hipótesis, César la llevó engañada a la casa de sus padres, donde en un lapso de 45 minutos fue asesinada por el clan Sena. El margen de horario lo reconstruyeron a partir del análisis de las cámaras de seguridad, de las antenas del celular y de los testimonios recolectados hasta el momento. Aún no pudieron establecer cómo la mataron ni quién fue el autor material.

González y Obregón llegaron después al lugar para ayudar a borrar las pruebas que podían llegar a encontrarse. Luego, su cuerpo habría sido envuelto en una frazada y llevado hasta una camioneta, escondido en una bolsa de residuos. César y Obregón habrían sido quienes trasladaron el cadáver hasta Campo Rossi, donde en colaboración con Melgarejo y Reinoso, ambos cuidadores del lugar, procedieron a “incinerar el cuerpo, con el fin de hacer desaparecer los restos”. De igual forma, los fiscales aún aguardan los resultados de las pericias realizadas en los huesos calcinados encontrados para poder avanzar con la investigación.

Seguir leyendo:

Guardar

Nuevo

Últimas Noticias