Incendios en Córdoba: quiénes son los veterinarios que rescatan animales en riesgo de morir entre las llamas

Se hacen llamar “Veterinarios contra el fuego” y comparten su trabajo en Instagram. Además de las secuelas en la fauna silvestre, temen por la futura alimentación de las especies y piden donaciones para que no mueran de hambre

A la derecha y con campera verde, Soledad Aguilar (43), médica veterinaria y actual voluntaria en la zona de Sierras Chicas asiste con suero a un caballo deshidratado (@veterinarioscontraelfuego)
A la derecha y con campera verde, Soledad Aguilar (43), médica veterinaria y actual voluntaria en la zona de Sierras Chicas asiste con suero a un caballo deshidratado (@veterinarioscontraelfuego)

El paisaje cordobés arde. En las fotos y videos que circulan a través de las redes sociales, portales y noticieros, el fuego se ve cada vez más amarillo, más voraz. Es un fuego violento, insaciable. No cede. De acuerdo con especialistas, la jornada del miércoles 30 de septiembre fue la más dura de los diez días de llamas continuas.

En declaraciones a medios locales, Diego Concha, titular de Defensa Civil de la provincia, sostuvo que la zona que se está quemando está entre los diez lugares del mundo que tienen incendios complicados, como California, España, Portugal, Australia.

Además de las sierras, los árboles y las casas, en Córdoba el fuego se llevó puesto a la fauna silvestre (se trata de los animales autóctonos: zorros, lagartos overos, comadrejas y aves que viven en el monte) y a la fauna doméstica (se trata de los animales de granja como los caballos, vacas, cabras, ovejas y cerdos, así como también perros y gatos). No es la primera vez que sucede, en 2013 la provincia enfrentó una seguidilla de focos ígneos en las zonas de bosques y rurales.

En ese momento, explica Germán Zurbriggen (39), veterinario y docente de Clínica de la Facultad de Veterinaria de la Universidad Católica de Córdoba (UCC), un grupo de profesionales y alumnos de la casa de estudios se unieron para rescatar a las especies afectadas por los incendios. Siete años más tarde, el desastre natural volvió a juntarlos. Ahora se hacen llamar “Veterinarios contra el fuego” y comparten su trabajo en Instagram.

Télam 23/09/2020 Córdoba: Bomberos combaten los focos de incendio en distintas zonas en particular en las sierras de Falda del Carmen donde se logró este mediodía evitar que el fuego alcance las estructuras del Observatorio Astronómico (OAC), aunque los tres empleados que aún continúan allí advirtieron que sigue en peligro el telescopio mayor.Foto: Irma Montiel /amb
Télam 23/09/2020 Córdoba: Bomberos combaten los focos de incendio en distintas zonas en particular en las sierras de Falda del Carmen donde se logró este mediodía evitar que el fuego alcance las estructuras del Observatorio Astronómico (OAC), aunque los tres empleados que aún continúan allí advirtieron que sigue en peligro el telescopio mayor.Foto: Irma Montiel /amb

Con base en Córdoba Capital, Zurbriggen es el coordinador del grupo. En comunicación con Infobae explica de qué manera están trabajando para asistir y proteger del fuego a los animales de las sierras cordobesas.

Según el veterinario, la modalidad de trabajo tiene dos limitaciones fuertes. La primera es la pandemia. “El contexto de emergencia sanitaria por el COVID-19 impide que nos movilicemos hasta las zonas del incendio. Tuvimos que dividirnos por zonas. En cada sector hay un grupo de veterinarios que se dedica a hacer una recorrida y un relevamiento de la superficie de los campos que han sido afectados. Asimismo, un racconto de la cantidad de animales que tienen y, si están heridos los tratan en el lugar”, cuenta.

La segunda limitación tiene que ver con el fuego. Solo pueden moverse hasta la zona con la autorización de los bomberos voluntarios.

Germán Zurbriggen (39), veterinario y docente de Clínica de la Facultad de Veterinaria de la Universidad Católica de Córdoba (UCC), coordinador del grupo "Veterinarios contra el fuego".
Germán Zurbriggen (39), veterinario y docente de Clínica de la Facultad de Veterinaria de la Universidad Católica de Córdoba (UCC), coordinador del grupo "Veterinarios contra el fuego".

A la charla se suma Soledad Aguilar (43), médica veterinaria y actual voluntaria en la zona de Sierras Chicas, un cordón montañoso ubicado al noroeste de la Ciudad de Córdoba. “La fauna silvestre es la que más sufre. Además de quedarse sin comida, se esconden en recovecos de la sierra y no se acercan a los humanos. Si el daño es grave, se mueren”, lamenta.

Según Zurbriggen, tras los primeros fuegos los productores pudieron comenzar a prever el avance de las llamas y, directamente, resolvieron trasladar a sus especies a corrales de vecinos o de familiares, para mantenerlos a salvo y seguros. “De cualquier forma, el cambio de lugar o el traslado a un campo de menor superficie, genera un estrés muy grande en los animales”, agrega.

En sintonía con su colega, Soledad trae a colación una anécdota poco feliz. “Hubo que atender siete caballitos envarados (N. de la R.: tenían los músculos entumecidos y estaban deshidratados) con suero. Estuvieron tres días subiendo y bajando bidones del monte porque los vecinos querían alcanzarles agua a los bomberos”, apunta.

Soledad, a la izquierda de verde, asiste a un caballo que estaba deshidratado con suero (@veterinarioscontraelfuego)
Soledad, a la izquierda de verde, asiste a un caballo que estaba deshidratado con suero (@veterinarioscontraelfuego)

Según Aguilar, ante el avance del fuego, hubo algunas familias y productores de la zona rompieron los alambres para que los animales pudieran salir de los potreros. Sin embargo, hubo un grupo de caballos que se quedaron encerrados entre las llamas.

A diferencia de las vacas, que corren del fuego, los caballos le dan la espalda. Por suerte no tenían quemaduras, pero muchos estaban con tos, lo cual afecta sus vías respiratorias”, cuenta

De acuerdo con el último informe que publicaron los “Veterinarios contra el Fuego” en su cuenta de instagram, solo entre el 24 de agosto y el 14 de septiembre, asistieron a 2.500 bovinos, 530 equinos, 330 caprinos, 550 aves, 500 ovinos, 160 cerdos y 50 colmenas. Para llegar a ese resultado, explica, contaron la ayuda de 25 fleteros y jeeperos, 20 voluntarios profesionales y el soporte económico de 2.900 donantes, gracias a los cuales pudieron comprar insumos médicos para tratamientos especiales y alimentos.

Cuando se recata un animal silvestre es enviado al parque fitozoologico Tatu Carreta hasta su recuperación completa y posterior liberación con policía ambiental. (@veterinarioscontraelfuego)
Cuando se recata un animal silvestre es enviado al parque fitozoologico Tatu Carreta hasta su recuperación completa y posterior liberación con policía ambiental. (@veterinarioscontraelfuego)

El gran problema que nos espera es la alimentación post incendio. Los animales pierden el lugar donde hacer pastoreo y se quedan sin nada que comer de la noche a la mañana”, advierte Zurbriggen. Para evitar que se mueran de hambre, la estrategia es suministrarles forraje: fardos y granos. Por eso, y hasta que vuelvan a crecer pasturas, los veterinario solicitan donaciones para suministrarles comida. Lo que más hace falta es alfalfa, bolsas de maíz, de avena, alimento balanceado para equinos y bolsas de mix de semillas para aves.

“En comparación con las hectáreas que se llevó el fuego, los animales calcinados o heridos no son tantos. La superficie afectada, en cambio, es inmensa”, dice Zurbriggen. Hace una pausa y agrega. “Lo más triste es ver cómo se afectó el monte. Para la mayoría de las familias, sus animales representan su ingreso y sus casas son fruto de su historia y del trabajo de tantos años. Es muy duro ver cómo en dos horas se les quema la casa de toda vida”, apunta.

Además de ayuda con las donaciones para comprar alimento, este grupo de veterinarios pide al cielo un poco de lluvia. “Hace cuatro meses que acá no llueve. Ojalá llegue el agua pronto. Hace años que no veíamos algo así”, se despiden.

*Para colaborar con donaciones al Grupo de “Veterinarios por el Fuego”, se puede ingresar al siguiente link o desde su cuenta de Instagram @veterinarioscontraelfuego

Seguí leyendo:

Aseguran que los incendios de Córdoba se encuentran entre los 10 más graves del mundo

La bombera voluntaria que combate el fuego en Córdoba: “El daño es irreparable”

MAS NOTICIAS