En las esquinas críticas de la Ciudad se desplegaron decenas de Agentes de Tránsito (Franco Fafasuli)
En las esquinas críticas de la Ciudad se desplegaron decenas de Agentes de Tránsito (Franco Fafasuli)

Decenas de millones de bonaerenses se vieron afectados desde las siete de la mañana al quedarse sin luz debido al corte masivo de energía eléctrica a lo largo de todo el país. Así, los gobiernos de la Ciudad de Buenos Aires y de la Provincia de Buenos Aires desplegaron un sistema de alerta para poder atender todo tipo de inconventientes a lo largo de la jornada.

Desde el Gobierno de la Ciudad, se emitió un comunicado poco antes de las 11 de la mañana en el que se afirmó que todos los servicios de emergencia se encuentran a disposición y que se desplegó a centenares de móviles en las calles para poder controlar lo que suceda en las mismas.

"El equipo de emergencias y todas las áreas del Gobierno de la Ciudad están reunidas trabajando y a disposición de los vecinos ante el corte masivo de suministro eléctrico", rezó el comunicado

Y se completó: "Tenemos más de 300 móviles de seguridad recorriendo la Ciudad y desplegamos equipos de agentes de tránsito en las esquinas críticas y zonas de anegamiento".

Además, el gobierno porteño informó que los hospitales públicos de la Capital Federal tienen "garantizada" la atención a sus pacientes gracias al suministro de energía de "grupos electrógenos en las zonaz críticas, como terapia intensiva y los quirófanos.

Por su lado, en la provincia de Buenos Aires se desplegó un sistema de seguridad similar. Desde el Ministerio de Seguridad provincial se advirtió que "se encuentran en alerta los sectores de salud, bomberos y demás organismos de emergencia. Todos los equipos están en alerta".

Además, desde la cartera sanitaria de la provincia se le informó a Infobae que todos los hospitales públicos de la región también funcionan bajo el suministro de generadores eléctricos. Incluso, en el transcurso de la mañana se desplegaron efectivos policiales a diversas estaciones de servicio para poder cargar bidones de combustible y entregarlos como fuente de reserva para los grupos electrógenos.

Tanto en la Ciudad de Buenos Aires como en la provincia, la atención también está puesta en el agua. Ante falta de electricidad, los tanques no se llenan y se teme que en el transcurso de algunas horas, millones de hogares sufran un percance sanitario.

En principio, desde AySA se emitió un comunicado en el que se solicitaba a la ciudadanía que racionalicen el consumo del agua a lo largo del día.

SEGUÍ LEYENDO: