En el marco de la causa iniciada por Cablevisión contra Canal 7 en 2001, por transmitir sin autorización las imágenes del partido en que Boca Juniors le ganó a Real Madrid la final de la Copa Intercontinental, en 2000, la Justicia allanó hoy la casa del conductor uruguayo  Víctor Hugo Morales.

"Vencidas las instancias judiciales yo he ido pagando. De los 3 millones de pesos ya pagué 2 millones de pesos", dijo hoy Víctor Hugo a C5N, y calificó como "un atraco" el procedimiento judicial.

El relator abandonó su programa radial cuando fue informado por parte de su empleada que estaban allanando su departamento, ubicado en el barrio de Palermo Chico, para llevarse una colección de cuadros. "Le están poniendo una base de 50.000 pesos a cuadros que valen mucho más. Además son un capital afectivo y moral", dijo Morales a las cámaras de C5N que lo acompañaron durante el operativo.

Esta semana, Víctor Hugo Morales volvió a C5N y pidió la liberación de Cristóbal López
Esta semana, Víctor Hugo Morales volvió a C5N y pidió la liberación de Cristóbal López

En 2015, la Corte Suprema falló en contra del conductor y lo condenó a pagar 3 millones de pesos por "daños y perjuicios" producidos como consecuencia de la violación de los derechos exclusivos de transmisión del partido de fútbol.

Para el conductor "la fecha no parece una casualidad". Me sorprende, me parece un retruco por mi reaparición televisiva. Llevo cuatro días diciendo las cosas que suceden y pasa hoy", apuntó sobre su regreso a la pantalla de C5N.