Alejandro Fantino: "No tengo absolutamente nada que ver con lo que están diciendo, es una burda operación"

El conductor dio precisiones de los supuestos allanamientos a su domicilio. Además aseguró: "Voy a ir por quién está detrás de todo esto"

Alejandro Fantino utilizó su programa de radio para hablar por primera vez de las acusaciones que recibió en el programa de Mirtha Legrand el sábado por la noche. El productor prometió que se explayaría aún más en Animales Sueltos. Lo vinculó a "parte un juego sucio de una argentina que te desenfoca" y a informes presentados en su programa de América: "Nos metimos con gente complicada, cuando hablás de ju juez, la voladura de la AMia, alguien que puede ir en cana, eso te vuelve. Y te vuelven cosas como esta. Y la cosa se va haciendo cada vez más grandes".

Asimismo, dio precisiones sobre los allanamientos que se realizaron anoche, de los cuales se dijo que habían sido en su casa: "Coincidió donde vive Miriam (Lanzoni, su ex mujer). Allanaron un departamento de este pedófilo, Cohen Arazi, no tengo la más remota idea de quién es. Y empezaron a hacer correr la bola. Y me empezaron a llamar ayer, 6, 7 de la tarde: 'Te están allanando'. Ahí vive Miriam desde que nos separamos. Antes vivía una señora a la que le alquilábamos. El nuestro es en el piso 7 y donde allanaron es en otro piso".

"Tengo un departamento en la misma dirección en el mismo edificio donde allanaron a Cohen Arazi. No en el mismo piso, es el departamento que compré cuando trabajaba en Mitre. Saqué un crédito y lo empecé a pagar 1.700 pesos por mes. Viví ahí hasta el 2000, Güemes 4255. Después lo empecé a alquilar, te arruinan con las expensas. Cuando me separo, hace dos años de Miriam, ahí se fue a vivir Miriam. Y dicen 'están allanando el departamento de Fantino'. ¿Cómo hacés? Yo estaba con mi novia, se tuvo que fumar esto. Miriam, mi ex mujer, está tuiteando, apoyo. Mi mamá estaba en San Francisco, Córdoba, y recién le pude decir felices pascuas a las 10 de la noche. Ese es el verdadero daño", continuó.

Sobre esto, aclaró: "Tengo que contar porque si no no para más. El que empezó a poner mi dirección en redes es un tipo que estuvo preso por la voladura de AMIA".

"No tengo absolutamente nada que ver, es una burda operación, voy a averiguar quién está detrás. Hay que ir al que está detrás, y yo sé quién está detrás", sentenció.

Respecto de los abusos, aseguró: "Me parece aberrante todo lo que está ocurriendo. Fíjense lo que está pasando, hoy hay una denuncia en la pensión de river y ojalá que caigan todos, del primero al último. No es una sola red, son varias redes. Lo de Independiente fue la punta de un ovillo, es un delito tan aberrante, que donde te toca, mancha. Es lo menos importante, porque al lado de que te manche, que se desbarate una red de pedofilia, no es nada".

También hizo referencia a viejos trascendidos sobre su persona, aunque sin darle demasiada importancia: "Nunca le di bola a aclarar mi sexualidad o las cosas que se dijeron. Y si fuese homosexual o gay, salgo de la mano con el Polaco Bastía o me pongo en la primera fila del recital de Luciano Pereyra si hubiera sido su pareja. Dijeron cualquier cosa de mí. Y van a seguir. Lo tengo claro. 'Es bisexual, le gustan los hombres, sale con travestis, le gusta que le peguen'. Salvo la perversión o el delito de pedofilia, la banco porque no me ofende".

Luego, Fantino retomó la idea de que es una "burda operación" contra su persona por los temas que trata en Animales Sueltos: "Yo pensé que cuando empezamos podía venir un loquito y te meta un balazo, o que te peguen. En un momento pensé 'voy a blindar la camioneta', pero la bala no viene por ahí. La bala es otra, son gente que labura muy bien, hacen esas cosas y hay que estar preparado". 

"No me voy a enojar, es ir al último eslabón. Yo quiero saber quién está detrás. Quién armó esto, eso quiero saber, como te arman esto, mañana te arman otra cosa o puede ser otro tipo de armado. Acá es donde demostrás la templanza, no peleándote con Pablo Pérez. Lanata miró a cámara y dijo 'podrán decir que soy traficante de nenes, que tengo sexo con animales, o que tomo drogas, pero ustedes no dejan de ser chorros'. A Lanata hasta le dejaron casquillos de balas. Esto seguro lo escucha el que armó esto. Yo sé quién sos. Van a salir los nombres. Enojarse acá no sirve. Si te enojás, peleás mal. En todo manual de táctica militar, ningún general tomó decisiones enojados. Napoleón perdió Waterloo porque tomó una decisión enojado", completó.

TE PUEDE INTERESAR