Adriana Cáceres, la diputada que deberá asumir en lugar de Montenegro, según dispuso la Justicia Electoral.
Adriana Cáceres, la diputada que deberá asumir en lugar de Montenegro, según dispuso la Justicia Electoral.

A partir de planteos cruzados respecto de los reemplazos de los diputados hombres nacionales que ingresaron en 2017 y que renunciaron a sus bancas el 10 de diciembre para asumir cargos ejecutivos, el juez electoral de la Provincia de Buenos Aires, Adolfo Ziulu, resolvió que sea la candidata mujer que seguía en la lista la que reemplace a Guillermo Montengero, que asumió en la intendencia de Mar del Plata este 10 de diciembre.

Así, la dirigente del PRO Adriana Cáceres -quien estaba en el 16º lugar de la boleta de Cambiemos del 2017- será quien asuma en lugar de Marcelo Osmar Del Sol, ubicado en el puesto 17º. El magistrado determinó que “no cabe aplicar la regla de vacantes de la ley de paridad de género a una lista conformada por la ley de cupo femenino”.

Cáceres había presentado un amparo judicial para que se garantice su asunción, que fue acompañado por un amicus curiae (amigos del tribunal) que suscribieron integrantes del colectivo de mujeres y organizaciones civiles de reconocida trayectoria. El escrito fue firmado por Natalia Gherardi del Equipo Latinoamericano de Justicia y Género (ELA); Mabel Bianco de la Fundación para Estudio e Investigación de la Mujer (FEIM); Leandra Zrycki, del Laboratorio de Prácticas e Investigaciones Sociales (LAPIS); Mariela Belski, de Amnistía; Nélida Minyersky y María Luisa Storani, de la Fundación Mujeres en Igualdad (MEI); Diana Mafía, María Inés Tula y la diputada del PRO Silvia Lospennato.

A favor de Del Sol -un dirigente del riñón de Cristian Ritondo, nuevo presidente del bloque del PRO en la Cámara de Diputados de la Nación-, la abogada Nuria Drandek había hecho, a su vez, otra presentación en el mismo Juzgado, en base a la ley de Paridad de Género.

En su pedido de “declaración de certeza” en favor de la asunción de Del Sol, la letrada argumentó que, por esta norma, los reemplazos se deben definir por el candidato que sigue en la lista del mismo género, en este caso, otro hombre.

La boleta del 2017 de Cambiemos en la provincia de Buenos Aires.
La boleta del 2017 de Cambiemos en la provincia de Buenos Aires.

La ley de Paridad -por la cual las listas deben estar conformadas en un 50% por mujeres- es la que está hoy vigente, pero fue sancionada con posterioridad a las últimas elecciones legislativas de medio término y entró en vigencia recién en las últimas elecciones. Cuando se conformaron las listas del 2017, todavía regía la ley de cupo femenino que fijaba un 30% de representación femenina, o sea, dos hombres y una mujer en las boletas. Según la nueva ley de Paridad, el reemplazo de los diputados que renuncian debe hacerse por el candidato que sigue en la lista, pero del mismo género.

La controversia se generó por la interpretación de qué criterio debía aplicarse: la norma vigente al momento de conformarse la lista o la vigente al momento de producirse la vacancia.

En su fallo, el juez Ziulu consideró: “Si se alterara esta regla una vez generada la lista de diputados con una determinada integración y orden de prelación, a partir de la propuesta de los partidos políticos, aprobados luego por la justicia electoral y luego votada por el pueblo de la Nación, se estaría aplicando la nueva ley en forma retroactiva y afectando entre otros, la legitimidad de los otros legisladores que están ocupando sus bancas, dado que esa proporción de bancas ocupadas por hombres es válida por la presencia de ciertas candidatas mujeres en un número y orden de prelación determinado previamente y fijado en la normativa y que debe respetarse”.

En una extensa argumentación, el magistrado concluyo que “si se aplicara la nueva normativa a las vacancias generadas en el 2019 respecto de las listas confeccionadas con otras pautas, se desnaturalizaría todo el sistema diseñado por el legislador. No cabe aplicar la regla de vacantes de la ley de paridad de género a una lista conformada por la ley de cupo femenino”.

Consultada por Infobae, Cáceres afirmó: “Celebro que la justicia resuelva que el espíritu de la ley de paridad no es otro que el de promover la participación política de las mujeres, y que no puede ser utilizada para perjudicarnos. Esperemos que no quieran dilatar la asunción, no podemos darnos el lujo de prescindir de una banca cuando se van a tratar temas tan importantes para el país. Ahora es tiempo de mirar para adelante, y trabajar fuertemente porque las argentinas y los argentinos necesitan un Congreso nacional activo”.

Por lo pronto, la abogada Drandek le adelantó a Infobae que el lunes apelarán la decisión. “Le vamos a pedir al juez Ziulu que ordene a la Cámara de Diputados que se abstenga de tomar juramento hasta que la resolución quede firme. Cuando el juez disponga que el recurso es admisible, iremos a la CNE para que resuelva sobre el fondo de la cuestión”.

Otras presentaciones pendientes

El fallo sienta un precedente, ya que hay otras dos presentaciones con pedidos de “declaración de certeza” por parte de candidatas mujeres en la Justicia Electoral de La Plata, en el mismo sentido del realizado por Cáceres.

Uno es de Liliana Schwindt, que iba de candidata en 2017 en la lista de 1Pais liderada por Felipe Solá en 2017 y hoy está en el espacio de Consenso Federal, y el otro de Claudia Bernazza, dirigente de La Plata y candidata en lista de Unidad Ciudadana ese año.

En diálogo con Infobae, Schwindt celebró el fallo y especuló que habrá otro en el mismo sentido del juez Ziulu a la brevedad a partir de una presentación suya también de declaración de certeza por seguir en el orden de la lista, en lugar de Solá. “Los dos eran similares planteando lo mismo, que se respete el corrimiento por orden y pensando la ley de Paridad como una acción positiva para alcanzar la paridad definitiva. No para ser utilizada por los hombres”, sostuvo.

En su presentación judicial, en tanto, Bernazza había argumentado su petición en “la necesidad de despejar toda duda o interpretación irrazonables que derive en la posibilidad de ser dejada de lado o “salteada” en la sustitución de legisladores/as”. En este sentido, advirtió que “la sustitución por otro del mismo sexo, solo se entiende sobre la base de una real paridad, tanto en la conformación de la lista como en la integración del cuerpo”. Actualmente hay una “transición” entre la ley de cupo femenino -ya derogada- y la de Paridad, hoy vigente.

Actualmente las mujeres representan el 38% en la Cámara de Diputados y el 40% en Senadores, según datos relevados por Ojo Paritario, un colectivo creado e integrado por académicas, legisladoras y mujeres de distintas disciplinas y extracciones partidarias, que promueve la igualdad real de trato, derechos y oportunidades. Esta organización fue la que presentó el amparo para frenar la asunción de Jorge Garayalde, en lugar de Anabella Hers Cabral, tras su renuncia a su banca de diputada nacional en diciembre del 2018 para irse al Consejo de la Magistratura de la Ciudad.

Esa presentación dio lugar al fallo de la jueza electoral de la Capital, María Servini, por el cual Hers Cabral fue reemplazada por la siguiente candidata mujer de la lista de Cambiemos, y no por Garayalde que estaba en el puesto inmediatamente a continuación en la boleta del 2015. Así, fue Alejandra Alcira Caballero la que terminó jurando en su lugar el 26 de junio último.

En esa resolución, la jueza electoral de la Capital Federal sostuvo: “Entre dos soluciones posibles, debe procurarse aquella que garantice el adecuado equilibrio entre mujeres y hombres en la composición del cuerpo legislativo. Disponer lo contrario implicaría en los hechos una disminución en el porcentaje de la representación de las mujeres en el Parlamento vulnerando el accionar progresivo de la legislación cuya finalidad no fue otra que dar cumplimiento al mandato constitucional en pos de la igualdad real de oportunidades para el acceso a cargos electivos, removiendo de esa forma los obstáculos que permitan una mayor participación de la mujer en los ámbitos de las decisiones políticas”.

Antecedente en Entre Ríos

La resolución de Ziulu fue antecedida, la semana pasada, por otra en el mismo sentido de otro juez federal, en este caso de Paraná. El magistrado subrogante con competencia electoral en Entre Ríos, Daniel Edgardo Alonso, resolvió que el reemplazo del diputado peronista Juan José Bahillo, quien se sumó al gabinete en el segundo gobierno de Gustavo Bordet, sea Carolina Gaillard, cuarta en la lista del 2017 de Frente Justicialista Somos Entre Ríos.

En un primer momento se especuló con que sería Gustavo Zavallo. Pero el legislador provincial del massismo fue reelecto para la Cámara baja entrerriana el 9 de junio pasado y su intención es permanecer en Paraná, y en el orden de la lista figuraba a continuación Gaillard. La actual secretaria de Cultura y Turismo provincial fue confirmada ahora por la Justicia electoral, según el oficio que le envió el Juzgado a la Secretaría Parlamentaria de la Cámara de Diputados de la Nación, el 6 de diciembre pasado.

Si el reemplazo se hubiera definido por un candidato del mismo sexo, la banca hubiera correspondido a quien se encontraba en sexto lugar en la lista del 2017, Emiliano Gómez Tutau, quien hoy se desempeña como el segundo de Edgardo Kueider en el Secretaría General del Gobierno de Entre Ríos.

Seguí leyendo