El secretario de Estado de EEUU, Mike Pompeo, firma el libro de visitas en la sede de la AMIA (Foto: REUTERS)
El secretario de Estado de EEUU, Mike Pompeo, firma el libro de visitas en la sede de la AMIA (Foto: REUTERS)

En homenaje a las víctimas del atentado de la AMIA, el poderoso secretario de Estado norteamericano, Mike Pompeo, y los ministros participantes de la Cumbre Hemisférica de Lucha contra el Terrorismo firmaron una declaración conjunta que fue transcripta al "Libro de Visitas" de la entidad comunitaria, donde ratificaron su rechazo al terrorismo en todas sus formas y reafirmaron: "Mantenemos nuestro compromiso para reforzar la cooperación entre nuestros países para enfrentar este flagelo".

No se trata de cualquier libro de visitas, ya que fue rescatado de los escombros del antiguo edificio de Pasteur 633, días después del ataque, según recordó AMIA en un comunicado que se dio a conocer minutos después del trascendente respaldo al reclamo de justicia que ya lleva 25 años.

Además del poderoso funcionario del gobierno de Donald Trump, firmaron la declaración los ministros de Relaciones Exteriores Darren Henfield (Bahamas), Teodoro Neumann (Chile), Luis Castiglione (Paraguay), de Interior María Paula Romo Rodríguez (Ecuador), de Seguridad Nacional Horace Chan (Jamaica), el viceministro Octavio Brandelli (Brasil), el Alto Consejero para la Seguridad Nacional de Colombia, Rafael Guarín Cotriño, el viceministro de Gobernación José Olazábal Mendizábal (Guatemala), el subsecretario de Estado de Santos de Política Exterior José Isaías Barahona Herrera (Honduras), entre otros.

Mike Pompeo habla en la sede de la AMIA (Foto: REUTERS)
Mike Pompeo habla en la sede de la AMIA (Foto: REUTERS)

También lo hicieron representantes de Panamá, Perú, Canadá, El Salvador y Costa Rica. Por el lado de Argentina, firmaron la declaración el canciller Jorge Faurie, la ministra de Seguridad Patricia Bullrich y el titular de la AMIA, Ariel Eichbaum.

Antes de la emotiva firma en el libro de visitas hubo tres oradores. El primero, fue Pompeo: "Estos ataques (a la embajada israelí y a la mutual AMIA) nos tienen que recordar que el terrorismo no es un amenaza hipotética", dijo el secretario de Estado norteamericano, al rendir homenaje a las víctimas del atentado del 18 de julio de 1994. Además, insistió en que "por las manos del terrorismo de Hezbollah, en un ataque planeado por el régimen de Irán, con la ayuda logística de la Guardia Revolucionaria", fueron asesinadas 85 personas.

Manifestó además su apoyo a familiares de víctimas y sobrevivientes al expresar que "la Justicia tiene que llegar para las familias que sufrieron pérdidas. Sean fuertes y valientes, no le teman al terrorismo". "No están solos. Dios está con ustedes. Los Estados Unidos están con ustedes. No nos olvidamos", enfatizó.

También habló en el homenaje que tuvo lugar en la plaza seca de la AMIA el canciller Faurie, quien destacó: "El ataque no fue solo contra la comunidad judía argentina, sino un golpe contra la democracia, la libertad y la sociedad argentina".

"Se eligió un símbolo de esta comunidad que está particularmente activa e integrada en nuestra nación, porque la comunidad judía es una parte vital del tejido social, cultural e industrial de toda la Argentina", apuntó el Canciller.

En su discurso, Ariel Eichbaum, titular de la AMIA, aprovechó la presencia de los más altos dignatarios de la región para pedir "el apoyo de todos y cada uno de los países del mundo para que las personas buscadas (por el atentado) den cuenta del crimen cometido, y si se siguen burlando y eludiendo las alertas rojas, no tendremos justicia".

Eichbaum destacó que "Hezbollah es una organización terrorista plenamente activa en varios países de nuestro continente, sus redes se han extendido a varias actividades ilícitas, cuyo principal objetivo es recaudar dinero para sus campañas terroristas; por eso consideramos fundamental que se haya dado un paso concreto en la lucha contra el terrorismo en la región con el decreto" que firmó el presidente Mauricio Macri.

El homenaje arrancó con la música del pianista y compositor Leo Sujatovich, y luego se pasó al encendido de una vela junto al memorial que recuerda los nombres de cada una de las víctimas.