Los hermanos Kevin Gamal y Axel Ezequiel Abraham Salomon
Los hermanos Kevin Gamal y Axel Ezequiel Abraham Salomon

A un día de los ataques con bombas caseras en el cementerio de la Recoleta y en la casa del juez Claudio Bonadio, se conoció en las últimas horas otra noticia que reviste gravedad. Dos jóvenes hermanos argentinos fueron detenidos por la Policía Federal Argentina por su vinculación con el grupo terrorista Hezbollah.

Se trata de Axel Ezequiel Abraham Salomon, de 25 años, y su hermano Kevin Gamal Abraham Salomon, de 23. Durante un allanamiento en la casa de este último, en Chivilcoy al 400, en la Ciudad de Buenos Aires, fueron halladas varias armas.

Según supo Infobae, la investigación que derivó en las detenciones se inició por una denuncia hecha por la Delegación de Asociaciones Israelitas Argentina (DAIA) en enero pasado, luego de recibir un mensaje anónimo.

Las armas incautadas durante el allanamiento
Las armas incautadas durante el allanamiento

"En enero recibimos una denuncia anónima, pasamos la información por un protocolo que tiene la DAIA para determinar el grado de sensibilidad que revestía el tema y a partir de ahí decidimos efectuar la denuncia", explicó a este medio el abogado Alejandro Broitman, dirigente de la entidad comunitaria y a cargo de la secretaria jurídica de la misma.

Los primeros pasos de la investigación fueron dados por la justicia de instrucción y luego, por la presunta vinculación de los sospechosos al terrorismo, pasó al fuero federal, quedando el expediente a cargo del juez Sebastián Ramos. Al respecto, desde la DAIA destacaron el avance de la causa y la labor del Ministerio de Seguridad, la Justicia y la Unidad de Investigación Antiterrorista de la Policía Federal.

Los hermanos Salomon, que aseguraron que se dedican al comercio de artículos de limpieza, tienen varios viajes registrados a su nombre a varios puntos de Medio Oriente, como Emiratos Árabes, Turquía y Qatar. Varios de estos viajes habrían durado dos o tres meses, que hicieron crecer las sospechas de los investigadores.

En tanto, Marcelo Salomon, padre de los detenidos, brindó una nota a Infobae en la que rechazó las acusaciones y afirmó que se trata de "argumentos falsos".