La firma escandinava Normann Copenhagen renovó su sala de exposición en la capital de Dinamarca y su nueva sede es un universo experimental de tonos rosas donde desfilan las colecciones de deco. Antes de convertirse en 2005 en la tienda insignia de la marca, en el edificio de 1.700 m2 funcionaba un cine.

La decisión fue hacer una restauración respetuosa que dejara a la vista el estuco original del techo, los relieves y pilares de mármol aunque mezclados con una combinación de materiales como el epoxi, acero, cristal, terrazo, felpa. "Queremos dar a los visitantes la sensación de que se están moviendo en una instalación de arte", dicen Britt Bonnesen y el diseñador Hans Hornemann, quienes desarrollaron el concepto de la nueva sala. La galería de exposiciones es una explosión rosada en la que los muebles y lámparas más célebres de la marca se eligieron en esa paleta.

La decoración total pink es tendencia
La decoración total pink es tendencia

El estudio de arquitectura francés Dominique Coulon y Asociados reestructuró el grupo de escuelas Saint-Jean en Estrasburgo, Francia. El color favorito de Coulon es el colorado y elige el rosa como una de sus variantes para decorar sus obras.

"El leitmotiv del proyecto es la diversidad espacial y hemos agregado un toque de gentileza y poesía para que tanto los alumnos como el personal puedan prosperar en un ambiente tranquilo", cuentan desde el estudio. La sala de lectura, que tiene un increíble cielorraso sinuoso y calado por tragaluces que permiten el ingreso de luz natural, es un gran ejemplo de ello.

Salita rosa para los más chicos.
Salita rosa para los más chicos.

En la ciudad de Nueva York, alrededor de una docena de edificios de departamentos y condominios están pintados de un color rosa brillante. Estas dos construcciones ubicadas en 161 Prince Street del Soho responden a la tipología característica de los edificios neoyorquinos, con sus escaleras de emergencia exteriores y un estilo neoclásico.

Departamentos y condominios pintados en rosa brillante.
Departamentos y condominios pintados en rosa brillante.

"La Muralla Roja" es el nombre de un edificio de viviendas que el arquitecto Ricardo Bofill hizo en 1972 en La Manzanera, España. Su autor se inspiró en la arquitectura popular del Mediterráneo árabe, en particular en las torres de adobe del norte de África con sus escaleras, patios y puentes. Una variada gama cromática de rojos cubre la fachada exterior, acentuando el contraste con el paisaje, mientras que las escaleras y las zonas de circulación van de los azules y el índigo al violeta.

Geometría basada en la cruz griega en tono rosa
Geometría basada en la cruz griega en tono rosa

Especialista en diseño de muebles e interiores y con sedes en Moscú y Nueva York, Crosby Studios dio vida al diseño interior de este departamento en la capital rusa con un toque escandinavo. "El proyecto Crosby Loft" es la vivienda de uno de los fundadores de la firma, el arquitecto y diseñador Harry Nuriev. Aquí, la transición entre el comedor diario y la cocina: en los dos casos se apunta al rosa para conseguir impacto.

"Cuando estaba trabajando en este proyecto traté de mostrar mi actitud, no sólo crear un interior inusual. La cocina, el área de comedor, la pantalla y la iluminación también fueron creados por mí para este departamento. Yo quería que esos artículos regulares fueran diferentes. La paleta de colores se compone de negro, blanco, beige y rosa pálido, que aparece en muchos de los muebles", explica Nuriev.

A pesar de la reminiscencia escandinava en el mobiliario, el estilo industrial característico de los lofts está muy presente con instalaciones a la vista, materiales expuestos y carpintería de hierro.

Crosby Studios dio vida al diseño interior de este departamento en la capital rusa.
Crosby Studios dio vida al diseño interior de este departamento en la capital rusa.

Aloft London Excel es el único hotel conectado directamente con el Centro Internacional de Convenciones ExCeL, al este de Londres. Los arquitectos de Jestico + Whiles trabajaron el diseño exterior con un motivo iridiscente que combina miles de tejas metálicas que cambian de color a medida que el sol se mueve por el cielo, produciendo diferentes tonos de rosa. El edificio tiene una estratificación serpenteante que reduce la longitud interna de los pasillos y aporta luz natural al vestidor central, además de que permite acomodar los tamaños de las habitaciones.

Con fachada pixelada
Con fachada pixelada

Producción: MARIANA SOULAGES (Fotos GENTILEZA ESTUDIOS Y MARCAS LA VIE EN ROSE)

SEGUÍ LEYENDO: