Mercados: Wall Street retomó la baja y los bonos argentinos se desplomaron un 4%

Los indicadores de Nueva York cedieron hasta 2,8%. Los bonos Globales de Argentina se hundieron 4,2% en promedio, con un riesgo país otra vez sobre los 2.700 puntos. El S&P Merval de la Bolsa de Buenos Aires cerró neutro

Las bolsas de Nueva York no pueden escapar de la volatilidad intradiaria
Las bolsas de Nueva York no pueden escapar de la volatilidad intradiaria

Los bonos en dólares de la Argentina recortaron un contundente 4,2% en promedio, lo que neutralizó el rebote de las cotizaciones exhibido el miércoles. El riesgo país de JP Morgan, que mide el diferencial de tasas de los bonos del Tesoro de los EEUU con sus pares emergentes, trepó 94 unidades para la Argentina, a 2.7.35 puntos básicos. Hay que señalar que en la rueda anterior este índice llegó a marcar los 2.777 puntos al mediodía, aunque después descendió más de 100 unidades.

Los bonos Globales 2035 (GD35) y 2046 (GD46), continúan operados en la endeble zona de los 19 dólares.

Las bolsas de Nueva York negociaron este jueves con tendencia a la baja, tras la jornada positiva del miércoles, afectadas por una nueva subida de los tipos de interés de los bonos gubernamentales y de las cifras de empleo en Estados Unidos.

La tasa del bono del Tesoro de los EEUU a diez años avanzó cuatro puntos básicos, a 3,747% anual, cerca del 4% al que se aproximó el miércoles, un máximo desde el 5 de abril de 2010.

“Tenemos para hoy un mercado mundial vertical con el signo contrario, probablemente, al día de ayer. Los bancos centrales perdieron la capacidad, de alguna manera, de generar la sensación de que entienden lo que está pasando. Eso genera locura en la tasa de interés (de los bonos del Tesoro). Y las tasas de interés son esenciales para valuar activos, por tanto, si hay locura en la tasa de interés, hay locura en cualquier activo que se correlacione con las mismas. Y la realidad es que todos los activos se correlacionan positiva o negativamente con las tasas de interés”, sintetizó Germán Fermo, Head of Strategy del Grupo IEB (Invertir en Bolsa).

El número de estadounidenses que presentó nuevas solicitudes de subsidios por desempleo cayó de forma inesperada la semana pasada, una señal de que el mercado laboral sigue fuerte pese al obstáculo que suponen los fuertes alzas de las tasas de interés de la Reserva Federal y una desaceleración de la demanda.

Si bien ha habido informaciones de que algunas empresas han despedido trabajadores, los pedidos de ayuda se han mantenido en el extremo inferior de su rango de este año de entre 168.000 a 252.000, tal lo corroborado por el Departamento de Trabajo de los EEUU.

Mientras que los principales indicadores de Wall Street retrocedieron hasta 2,8%, encabezados por los papeles tecnológicos, el S&P Merval de la Bolsa de Comercio de Buenos Aires cerró con una baja marginal de 0,01% en pesos, a 138.004 puntos.

Las acciones y ADR de Argentina negociados en dólares en Nueva York retroceden hasta 5%, con Globant, Mercado Libre y Despegar como los papeles que sufrieron las pérdidas más importantes.

“Es importante recordar que desde que (el presidente de la Fed) Jerome Powell reivindicó su postura de una política monetaria rigurosamente contractiva y Wall Street comenzó a creer, seriamente, las cotizaciones descuentan un escenario de mayor riesgo de una recesión severa que erosione las valuaciones de las acciones”, indicó Javier Rava, director de Rava Bursátil.

“Por el momento, la tendencia aún sigue parada en los planes de ser un mal año, aunque ojo, ya asumido lo anterior, todavía restan tres meses y la rueda de hoy no solo mejora el ánimo de mercado, sino que tal vez, ¿podría confirmar haber tocado el piso nuevamente del año y de acá salir?”, comentó Javier Rava.

SEGUIR LEYENDO: