El Gobierno confirmó que no habrá dólares del Banco Central para ingresar autos importados

La situación viene desde el año pasado. Mientras continúe la escasez de divisas deberán buscar financiamiento fuera del país para continuar con sus operaciones

Los importadores de autos no tendrán acceso a dólares del BCRA para ingresar vehículos
Los importadores de autos no tendrán acceso a dólares del BCRA para ingresar vehículos

Esta semana, funcionarios de la Secretaría de Industria informaron a los importadores de autos que no podrán acceder a dólares a través del Banco Central para ingresar vehículos desde el exterior. Una situación que no es nueva y se venía repitiendo durante los últimos tres meses del año pasado, cuando la escasez de divisas obligó al Gobierno a restringir las importaciones.

La limitación de acceso a divisas afecta a los distribuidores de marcas importadas sin fábricas en la Argentina. Las terminales radicadas en el país pueden importar y recibir dólares en la medida en que también exporten.

La limitación de acceso a divisas afecta a los distribuidores de marcas importadas sin fábricas en la Argentina

La noticia fue transmitida por los funcionarios a directivos de la Cámara de Importadores y Distribuidores Oficiales de Automotores (Cidoa) durante una reunión realizada el martes pasado que fue informada por el diario Ambito Financiero.

Antes de la limitación, los importadores recibían a través del Banco Central los dólares necesarios para poder ingresar vehículos. Desde hace varios meses, deben recurrir al financiamiento a través de créditos tomados en el exterior, generalmente de las empresas proveedoras de los automóviles.

FILE PHOTO: Imported Mercedes Benz cars are seen next to containers at Tianjin Port, in northern China February 23, 2017. REUTERS/Jason Lee/File Photo
FILE PHOTO: Imported Mercedes Benz cars are seen next to containers at Tianjin Port, in northern China February 23, 2017. REUTERS/Jason Lee/File Photo

“Los funcionarios de la secretaría nos ratificaron lo que ya venía ocurriendo. Antes, el Central nos adelantaba los dólares pero desde hace unos meses estamos tomando créditos con nuestros proveedores. Cada marca fue haciendo las gestiones correspondientes. A los 180 días del embarque o más recién ahí obtenemos los dólares o 360 días en el caso de vehículos de más de USD 35.000″, explicó a Infobae Hugo Belcastro, presidente de Cidoa.

“Esto va a ser así todo el año, mientras haya escasez de divisas. Hoy está bastante flexible la posibilidad de financiamiento en el exterior con una baja tasa de interés anual, del 3%. Se va a incrementar un poco el precio final del producto. Y siempre existe el riesgo argentino”, indicó Belcastro.

La falta de autos en el mercado frente a una demanda creciente seguirá siendo un problema durante 2022

Las empresas que importan autos de marcas que no cuentan con fábricas en la Argentina reciben pesos por la venta de los vehículos y luego obtienen algún instrumento financiero que les permite afrontar luego los pagos en dólares y evitar el impacto de una posible devaluación. Un ejemplo son los bonos dólar linked.

Con todo, la falta de autos en el mercado frente a una demanda creciente seguirá siendo un problema durante 2022. “Autos van a faltar. En el caso de algunas marcas se nota que les cuesta más ingresar los vehículos. Estamos en una economía con escasez de oferta que va a seguir mientras no se logren acuerdos internacionales y sigan faltando divisas”, señaló Belcastro.

El mercado de venta de autos 0 kilómetro cerró el año 2021 con 381.777 unidades, esto es un 11,5% más que el 2020, en el que se habían registrado 342.540, según los datos de la Asociación de Concesionarios de Automotores (Acara). En el sector, estiman que este año se podrían registrar ventas por más de 400.000 unidades. “Hay demanda y avidez por el consumo. El mercado podría llegar a 450.000”, apuntó el titular de Cidoa.

El porcentaje de autos de producción nacional sobre el total de autos patentados pasó de 35% en 2020 a 50% en 2021.

Por otro lado, las autoridades de las terminales automotrices que integran la Asociación de Fábricas de Automotores (Adefa), se reunieron el miércoles pasado con el presidente Alberto Fernández y el ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas. En el encuentro, se adelantó el balance anual de la industria que concluyó 2021 con un crecimiento de la producción (vehículos livianos y pesados) del 65,8% en comparación con 2020 y del 34,4% en comparación con 2019. En exportaciones, las terminales automotrices cerraron el año con un crecimiento de 81,7% en comparación con 2020 y aumentaron sus envíos en un 11,9% frente a 2019.

SEGUIR LEYENDO:

Últimas Noticias