Crece el malestar: sin acuerdo entre el Gobierno y el campo, qué pasará con las exportaciones de carne

Las autoridades no respondieron a la última propuesta elevada por el sector exportador para trasladar un mayor volumen de carne mensual al mercado interno a precios accesibles. Alberto Fernández tampoco se pronunció sobre el pedido de audiencia de la Mesa de Enlace

Las exportaciones de carne vacuna siguen cerradas y no hay avances entre el Gobierno y el sector privado, para destrabar el conflicto
Las exportaciones de carne vacuna siguen cerradas y no hay avances entre el Gobierno y el sector privado, para destrabar el conflicto

Tras el paro de la Mesa de Enlace en rechazo al cierre de las exportaciones de carne vacuna, no hay avances significativos en las negociaciones entre el Gobierno y algunos sectores de la cadena de ganados y carnes, que permitan destrabar el conflicto, que en principio se extenderá hasta el 20 del presente mes. Mientras tanto crece la incertidumbre en el mundo agroindustrial, ante la aparición de versiones sobre más medidas restrictivas y posible aumento de retenciones.

Esta semana, en el marco de las negociaciones, los integrantes del Consorcio de Exportadores de Carne (ABC), presentaron una nueva propuesta al Gobierno para satisfacer su demanda de un mayor volumen de carne en el mercado interno a precios accesibles, en el marco del acuerdo de precios que rige hasta fin de año. Hasta el momento no hubo una respuesta oficial a la idea que elevó el sector exportador.

En las últimas horas, varios representantes de la industria frigorífica exportadora advirtieron sobre los perjuicios económicos que deben enfrentar por el cepo a las ventas al exterior de carne

Si bien no hay detalles de la propuesta, el presidente de la entidad Mario Ravettino, precisó que la misma tiene dos aspectos centrales. Busca revertir la suspensión temporaria de las exportaciones, antes del plazo establecido, entendiendo la posición del Gobierno y la necesidad de ocuparse de los precios al consumidor, y hacia el mediano y largo plazo, apunta a incentivar la producción y aumentar el stock vacuno, ante una mayor demanda de carne.

En las últimas horas, varios representantes de la industria frigorífica exportadora advirtieron sobre los perjuicios económicos que deben enfrentar por el cepo a las ventas al exterior de carne vacuna, ante una incertidumbre que es muy grande como consecuencia de las versiones que circulan en el mercado sobre la posibilidad de aumento de retenciones o de extender la prohibición para exportar.

Alberto Fernández saluda a José Martins, durante la reunión de esta semana entre el Gobierno y el Consejo Agroindustrial Argentino
Alberto Fernández saluda a José Martins, durante la reunión de esta semana entre el Gobierno y el Consejo Agroindustrial Argentino

En otro frente de las negociaciones, se encuentra la Mesa de diálogo que se comprometió a conformar Alberto Fernández durante la última reunión que mantuvo con representantes del Consejo Agroindustrial Argentino (CAA). Desde allí se habían planteado críticas a las limitaciones para exportar y se aseguró que este tipo de medidas perjudican al empleo, ya que más hay frigoríficos que pueden terminar suspendiendo al personal si se avanza con mayores trabas para comercializar al mundo. Según la Fundación Agropecuaria para el Desarrollo de Argentina (FADA), están en riesgo unos 100.000 puestos de trabajo.

José Martins, vocero del Consejo Agroindustrial y presidente de la Bolsa de Cereales de Buenos Aires, comentó que a través del Gabinete económico buscarán trabajar y discutir la medida y se reclamó celeridad para que eso suceda. “Este tipo de medidas no solo no viene a solucionar ningún problema, sino por el contrario viene agravar los problemas. En este Consejo Agroindustrial lo único que nos une es el propósito de generar propuestas de mediano y largo plazo, con mucho foco en la creación de empleo”, dijo en una entrevista con Radio Colonia.

Según la Fundación Agropecuaria para el Desarrollo de Argentina (FADA), están en riesgo unos 100.000 puestos de trabajo

También dejó entrever que existen ciertos pensamientos que coexisten entre el sector agroindustrial y el Gobierno. “Lo que el Presidente expresa es que él entiende y avala, como nosotros, que hay que capturar la oportunidad que nos dan los mercados mundiales, pero que hay cortes que se consumen en la Argentina que bien podrían estar afuera y que no todo sea arrastrado por esta suba de precios”, agregó y dijo que esto se trata de concepciones ideológicas que no tiene sentido a estas alturas discutirlas.

Sin diálogo

Una vez que finalizó el cese de comercialización de hacienda, el pasado miércoles, los dirigentes de la Mesa de Enlace solicitaron una audiencia con Alberto Fernández con el objetivo de iniciar una instancia de diálogo, mientras las bases de productores advierten que sin un respuesta favorable al pedido, la medida de fuerza retornará y se sumarían otras producciones, como por ejemplo la de granos y algunas economías regionales. El Presidente no respondió hasta el momento si recibirá o no a los presidentes de las cuatro entidades del campo.

“Este tipo de medidas no solo no viene a solucionar ningún problema, sino por el contrario viene agravar los problemas” (Martins)

En ese sentido, el flamante presidente de la Sociedad Rural Argentina (SRA), Nicolás Pino, dijo que con “las medidas que funcionan bien, después viene alguien y toquetea, y siempre hay uno que sale perjudicado. La única solución es el diálogo para recomponerlas”, comentó. Y agregó: “Lo que podemos ofrecer de parte de nuestra entidad es estar dispuestos a participar de toda instancia de negociación para encontrar los consensos, porque a través de los mismos llegan las soluciones. Sé que el Presidente es una persona muy dispuesta a dialogar, muy capaz, espero que revea esta medida que tomó y que confíe en la Mesa de Enlace y los productores. Nos vamos a sacar el cuerpo para producir más y mejor carne”.

Carlos Iannizzotto (Foto: Gustavo Ortiz)
Carlos Iannizzotto (Foto: Gustavo Ortiz)

Por su parte, el presidente de Coninagro, Carlos Iannizzotto, dijo a TN, que “no hubo comunicación del Gobierno con el sector productivo. Hasta el momento, la entidad que yo represento no recibió ninguna llamada para sumarnos a algún donde poder expresarnos. En relación al cierre de las exportaciones de carne vacuna, son medidas aisladas y cepos que ya hemos visto en años anteriores. El kirchnerismo utiliza estas formas para bajar el precio de la carne y el efecto es el contrario”.

“Las medidas que funcionan bien, después viene alguien y toquetea, y siempre hay uno que sale perjudicado. La única solución es el diálogo para recomponerlas” (Pino)

Y en medio de toda esta situación, el analista del mercado ganadero, Víctor Tonelli, expresó en las últimas horas en el primer Outlook Ganadero, organizado por CREA de manera virtual: ”No tengo ninguna duda de que, después de 16 días de negociación, en donde me consta que los exportadores tuvieron un diálogo fluido e inteligente con el ministro Kulfas y la secretaria Paula Español, la decisión del tema no pasa por el Ministerio de Desarrollo Productivo y ni siquiera por el Presidente, sino que es una decisión de estrategia política que ya está tomada y se encuentra vinculada a las elecciones legislativas”.

SEGUIR LEYENDO:

Información provista porInvertir Online