El ministro les pidió a los empresarios hacer un “mea culpa” en temas de competitividad
El ministro les pidió a los empresarios hacer un “mea culpa” en temas de competitividad

Tras una extensa exposición sobre el plan que está llevando a cabo el Gobierno para corregir los desequilibrios estructurales que han predominado en la Argentina y cuáles son las prioridades para mejorar la competitividad, el ministro de Producción y Trabajo, Dante Sica, reafirmó su convicción de que "las negociaciones salariales no serán conflictivas" y que espera acuerdos anuales con revisiones semestrales, tal como anticipó días atrás.

"Hoy no tenemos metas de inflación, por lo que hay plena libertad para realizar los acuerdos, pero más allá de que siempre hay gremios que pueden ser conflictivos, las negociaciones van a cerrar sin mayores problemas", afirmó el ministro, aunque sin dar cifras, durante un almuerzo organizado por el Rotary Club en salón Maipú del hotel Sheraton Libertador.

Es mucho más que un piripipí. Es fácil hablar desde una planilla de Excel o desde una mesa, pero hay que gestionar todos los días

Si bien se trató de una exposición amigable, hubo dos momentos de tensión en los que el ministro cuestionó al sector empresario con el que siempre supo entenderse. Por un lado, al hacer referencia a la necesidad de ajustar los convenios laborales y de trabajar en eso con los sindicatos, les pidió hacer un "mea culpa" porque "dentro de los marcos laborales hay mucho para trabajar. En el sector automotriz, por ejemplo, uno se encuentra con empresas que exportan fuertemente y otras que no pueden exportar ni a Entre Ríos, y tienen el mismo marco laboral", remarcó, en referencia a que más allá de lo que pueda hacer el Estado, las empresas deben mejorar su competitividad.

"Muchos son socios de los sindicatos, avalan cualquier aumento salarial, lo trasladan y luego se dan vuelta y le piden beneficios fiscales al Gobierno", sostuvo también.

El ministro de Producción, Dante Sica, expuso en el almuerzo del Rotary Club
El ministro de Producción, Dante Sica, expuso en el almuerzo del Rotary Club

El otro momento de nerviosismo se produjo cuando el ministro hablaba del empleo público y del trabajo que se había realizado para hacer el ajuste correspondiente, cuando uno de los comensales, desde una de las mesas del fondo, dijo: "Esto es puro piripipí". El mensaje fue casi imperceptible, pero Sica escuchó y no dudó en responderle públicamente: "Es mucho más que un piripipí. Es fácil hablar desde una planilla de Excel o desde una mesa, pero hay que gestionar todos los días".

Sobre la inflación, que se aceleró en las últimas semanas -el mercado, según el Relevamiento de Expectativas de Mercado (REM) espera 31,9% para todo el año-, Sica sostuvo que "tener consistencia fiscal y monetaria es gran parte de la solución al problema, además de generar competencia en los mercados". Y fue más allá: "Todos los partidos políticos tienen que comprometerse en lo fiscal y lo monetario". Además, remarcó que "los procesos de ajuste y estabilización de la macro son dolorosos y muchas veces llevan más tiempo del deseado, pero valen la pena para poder tener un mejor país en el mediano y largo plazo".

Dentro de los marcos laborales hay mucho para trabajar. En el sector automotriz, por ejemplo, uno se encuentra con empresas que exportan fuertemente y otras que no pueden exportar ni a Entre Ríos, y tienen el mismo marco laboral

Otra de las preguntas, realizadas por la periodista y moderadora Clara Mariño, apuntó al problema del gasto público y a la exigencia del Fondo Monetario Internacional (FMI) avanzar en un mayor ajuste, con la excepción de las erogaciones sociales. Hubo una clara mención al ajuste realizado por el sector privado, que la mayoría de los empresarios cuestiona por injusto.

Al respecto, el ministro afirmó que la Argentina "tiene un sector público sobredimensionado" de la época donde los precios de los commodities eran muy altos. "Hay 2,7 millones de trabajadores públicos y la gran mayoría son de las provincias y los municipios. Hay un gran desafío ahí", enfatizó Sica.

Sica criticó a empresas de la industria automotriz (NA)
Sica criticó a empresas de la industria automotriz (NA)

Sobre el actual nivel de las tasas  de interés, el ministro volvió a plantear que afectan la producción y que "no son sostenibles en el tiempo". "Es una tasa de compromiso hasta normalizar el escenario macroeconómico", remarcó, al tiempo que dijo que "la incertidumbre política también juega".

Agenda de competitividad

Sobre el trabajo que están realizando desde Producción para mejorar la competitividad, Sica sostuvo que la reducción de los costos logísticos es el principal desafío. Y que otro eje importante es bajar los costos laborales no salariales. Sobre este punto, se refirió a la necesidad de actualizar los convenios laborales a las condiciones actuales de trabajo, ya que "el concepto de empleo está cambiando".

También se refirió a la necesidad de realizar mayores acuerdos comerciales para tener una economía más abierta y competitiva. Con respecto al Mercosur, el ministro planteó que la estrategia de la Argentina será modernizar el bloque para acelerar las negociaciones con otros mercados, trabajar en mayor acceso y convergencia regulatoria.

Además, buscarán discutir con Brasil la eficacia del Arancel Externo Común (AEC). "Queremos iniciar este año un debate fuerte sobre el tema. Tenemos una estructura arancelaria que penaliza la producción", precisó el ministro.

Seguí leyendo: