El ex ministro de Hacienda y Finanzas de la Nación Alfonso Prat-Gay participó del Ciclo de Conferencias "Qué pretendo para la Argentina", organizado por el Rotary Club de Buenos Aires. Prat Gay fue recibido por el presidente de esa institución, Luis Ovsejevich, quien acompañó al ministro que disertó frente a unos 150 empresarios. El encuentro fue moderado por la periodista Clara Mariño.  El ex ministro se mostró confiado con respecto a la actual política económica pero destacó algunos aspectos para cambiar, como la política monetaria del Banco Central de la República Argentina (BCRA) y las metas de inflación fijadas por la autoridad monetaria.

1 "El reciente triunfo de Cambiemos es la confirmación que estábamos esperando para dar inicio a la tercera etapa, en donde comenzaremos a hacer las reformas estructurales y las reformas micro. El 34% votó el cambio en el 2015, confirmó el cambio con el 52%, y en octubre pasado nadie esperaba el apoyo contundente que tuvo Mauricio Macri en las Elecciones Legislativas 2017″

2 "Gracias al gradualisno económico el presidente Mauricio Macri ganó las elecciones de octubre y soy muy optimista por primera vez desde que me puse el saco bordó del Cardenal Newman. No recuerdo una voluntad de cambio como la actual. Yo no soy un experto del derecho procesal pero por primera vez veo que Argentina el que las hace las paga y que el que hizo mal manejo de la cosa publica en el kirchnerismo las tiene que pagar"

3 "Gradualismo no es quedarse dormido frente al volante pero tampoco acelerar de golpe y tenemos que cuidar la macro y para mi es más problema el déficit comercial que sube y no el déficit fiscal que baja. Las altas tasas de interés son producto de la falta de compatibilidad entre la política monetaria rígida del BCRA y la política fiscal gradualista del ministerio de Hacienda".

4 "Hay una tension entre lo medular de la política de gradualismo fiscal del ministerio de Hacienda y la ansiedad monetaria del Banco Central para bajar la inflación. El BCRA pretende bajar la inflación a un ritmo incompatible con la pauta fiscal y estamos con un atraso cambiario que empeora el balance comercial y complica la situación del dolar". 

5 "Las metas de inflación no las fija el BCRA, las fija el Poder Ejecutivo que es el presidente Mauricio Macri y debemos pensar en bajar la inflación en más tiempo. Vean el ejemplo de Chile que bajó la inflación del 28 al 5 % anual en 8 años entre 1990 y 1998. Nosotros pretendemos hacer en 4 años lo que Chile hizo en ocho"

(Adrián Escandar)
(Adrián Escandar)

6 "Este gobierno bajó el año pasado la presión fiscal en 2 puntos del PIB y corregimos el déficit de 3,3 a 4.2 % para este año pero no se modificó la meta de inflación. Falta un economista en el Gobierno que entienda la teoría del equilibrio general".

7 "Tenemos que seguir cambiando y de eso no hay duda porque la historia nos respalda. Desde los 70 en adelante la Argentina se estancó en el plano económico, en donde la región latinoamericana creció 2,3 veces su Producto Bruto Interno (PBI), mientras que nuestro país sólo lo hizo 1,2 veces. Esto significa que el camino que estuvimos haciendo durante cuarenta años no generó un avance, sino un retroceso".

8 "Y si se dan cuenta, por ejemplo, a partir de este gobierno no han vuelto a caer los índices de pobreza y es un número alentador porque se acerca a los objetivos que planteó nuestro Presidente y significa que la economía está respondiendo y si hubiéramos seguido por el camino de la política de nuestros vecinos tendríamos el doble del capital del PBI per cápita y tal vez no estaríamos discutiendo la inflación o el conflicto con los jubilados".

9 "Cuando terminé el secundario le dije a mi papé quiero ser ministro de Economía y presidente del Banco Central para derrotar la inflación. Yo ya fui esas dos cosas y mi sueño es ayudar desde el lugar que pueda. Me gustaría a partir del 2018 empezar a caminar la provincia de Tucumán para ser candidato en el 2019".

10 "Me fui del Banco Central en el 2004 cuando noté que Néstor Kirchner parecía el gobernador de Santa Cruz y no el presidente de la Nación. La triple administración de los Kirchner fue nefasta para Argentina".