Boca había tenido dos oportunidades por intermedio de Darío Benedetto y Sebastián Villa para abrir el marcador en la final de la Copa de la Superliga ante Tigre. Sin embargo, una falla inesperada terminó significando la caída de su valla.

Fue Esteban Andrada el gran protagonista del tanto que celebró el ex Independiente Federico González. Descuidó el primer palo pero, además, tuvo una floja respuesta cuando el remate del atacante del "Matador" salió con destino de arco.

El futbolista de 28 años fue la figura del "Xeneize" a lo largo de la temporada, pero se equivocó en un momento clave. El reloj marcaba los 23 minutos de acción en el Estadio Mario Alberto Kempes de Córdoba y su equipo era levemente superior.

Fue una acción que encabezó "Cachete" Morales por el centro del campo. Si bien casi la pierde, un rebote le dio una segunda oportunidad: habilitó por el costado derecho a González. El atacante de 32 años enganchó para adentro y  le pegó un disparo rasante de zurda. Andrada puso sus manos, pero había descuidado el primer poste y la débil reacción conspiró contra la defensa de su arco.

El ex Lanús pelea por ser titular debajo de los tres palos de la selección argentina durante la Copa América que se desarrollará en Brasil entre el 15 de junio y el 7 de julio. Franco Armani, hombre de River, es el otro candidato a quedarse con la titularidad en dicha competencia.

Andrada casi se redime de su falencia a los 31 minutos de esa etapa cuando Lucas Janson ejecutó el penal: le pegó al medio, Andrada saltó, puso sus menos y el balón se le escurrió por debajo del cuerpo. No pudo evitar el segundo tanto de Tigre.

Seguí leyendo: