—¿Vos dijiste por ejemplo que te encantaría dirigir este River-Boca?

—Sí, me encantaría.

—¿Pero vos estás bien del cerebro? Te retiraste del fútbol después de un escándalo espantoso, no hubo una vergüenza en el fútbol como ese Huracán-Vélez.

—Yo no me retiro por ese partido. No pude volver a dar la prueba física. No es lo que ocurrió. Está todo documentado.

Con este breve diálogo, tenso, como toda la charla, comenzó el cruce entre Fernando Sily y el ex árbitro Gabriel Brazenas, en el programa Códigos Sily, que el actor y conductor tiene en Radio Pop.

Coco es un reconocido hincha del Globo. Brazenas fue el juez del partido entre Vélez y Huracán en 2009, que se definió por un error suyo (no sancionó falta en una evidente falta de Joaquín Larrivey al arquero Monzón, que derivó en el gol de Maximiliano Moralez). El Fortín se consagró campeon de ese torneo Clausura. El Huracán de Ángel Cappa se quedó en el umbral. Y Brazenas no volvió a dirigir.

Pues bien, Sily observó que Brazenas estaba opinando sobre la actualidad del arbitraje en TyC Sports y se ofuscó. Acto seguido le pidió a su producción que llamara al ex árbitro. Brazenas accedió al diálogo. Y se dio un cruce tan impensado como incómodo, de punta a punta, más allá de que finalizó civilizadamente.

"Yo lo entiendo a usted, también a los hinchas de Huracán y a los que se sintieron perjudicados. Pero desde que yo me fui siguen pasando cosas peores", argumentó Brazenas en uno de los tramos de la nota. "Peores que esa no vi, peores que chorear un campeonato…", replicó Coco. "El término no es el correcto", lo amonestó el ex juez. "Yo respeto tu opinión, siendo un árbitro capaz, siento que me choreaste un campeonato", insistió el conductor. "Usted interpreta que un error mío fue un robo, lo entiendo, pero no comparto", cerró ese diálogo el árbitro.

Otro momento de alto impacto de la conversación fue cuando Brazenas le dijo a Sily que hablaban el mismo idioma, el del "barrio". "Si querés hablar en otros términos, hablamos en otros términos, para mí sabés qué placer sería cagarme a trompadas con vos, olvidate, la alegría que me daría, pero no va a suceder. No me corras con la calle. Pero como somos seres civilizados, eso no va a pasar. Ya estoy grande", justificó Coco. "Usted interpretó mal", le bajó el tono el ex juez.

Sily incluso se animó a preguntarle si había cobrado dinero por favorecer a Vélez en aquella definición de 2009, algo que Brazenas negó rotundamente. "No fue un partido más, fue una final más, que tuvo trascendencia", intentó suavizar el árbitro. "Se te conoce porque dirigiste un partido que le regaló un título a Vélez, no por otros", lo azuzó Coco. "Si yo me quedo con el último partido, me tengo que tirar abajo de un tren", concluyó ese capítulo del cruce quien ahora trabaja en el sector administrativo de una inmobiliaria.

(NA)
(NA)

El cierre dejó atrás la efervescencia. Brazenas comentó que le gustaría conocer personalmente a Coco, tomar un café. "Me generaste un dolor profundísimo, pero de corazón te deseo lo mejor como persona", concluyó Sily un diálogo de antología.