Identidad, improvisación y encuentros a distancia: 6 obras destacadas del “nuevo teatro” online

En esta nota, una selección de piezas teatrales que se reconfiguraron para las audiencias virtuales o nacieron a partir del encierro. Qué las distingue y cómo disfrutarlas

infobae-image

El mundo de las artes escénicas se pregunta, en medio de esta pandemia, qué hacer para no perder lo que las hace únicas y mantener el contacto con su público, aún con todas las salas cerradas. Por eso, muchos artistas dejaron de pensar en el teatro filmado del pasado y se pusieron a hacer obras desde sus casas, en vivo. Estas nuevas propuestas forman parte de un conjunto de experiencias inclasificables, a las cuales todavía les falta un nombre. No es teatro, no es cine, no es televisión, pero de esta forma la virtualidad es una opción para explorar el tiempo presente, el aquí y ahora del hecho teatral y la adrenalina de actuar para un público que observa en ese mismo momento desde sus casas. Los artistas independientes no se cansan de probar cosas y demuestran que frente a la crisis y los impedimentos, ellos se unen y se convierten en una fuerza colectiva imparable. Aquí una lista de piezas artísticas para ver por streaming y no perder la fuerza que tiene el encuentro artístico.

La noche devora a sus hijos

Hacía 20 años que Daniel Veronese tenía guardaba una obra que escribió pero que no sabía cómo representar. Este maestro de la dramaturgia y la dirección y uno de los principales referentes del teatro argentino en el mundo, no visualizaba cómo llevar a la escena La noche devora a sus hijos, una historia coral en la que 18 voces funcionan como la memoria colectiva de un pueblo, que a través de los relatos de distintos personajes terminan por contar una misma vida. Por fin había encontrado la forma de representarla junto a los docentes y actores de Timbre 4: 18 artistas que formaron junto a Veronese un colectivo de experimentación para llevar adelante un relato complejo e intenso. Pero estalló la pandemia y como a casi todo el mundo, los planes se frenaron. En poco tiempo y frente al impulso de no dejar de hacer, la obra se redefinió y ahora se puede ver todos los fines de semana en vivo vía zoom.

La noche devora a sus hijos
La noche devora a sus hijos

Se trata de una de las propuestas más arriesgadas para este nuevo formato que algunos se animaron a probar, con muy pocas certezas y muchísimas preguntas. Cada fin de semana, los 18 actores que forman parte de este proyecto están preparados desde sus casas para interpretar este relato. El espectador recibe un link de zoom y de a poco comienzan a abrirse las ventanas con cada pantalla y un rostro inicia la voz de un personaje. En total, se ven nueve actores que escuchan, se interrumpen y toman la voz para avanzar, pero los nueve restantes siguen en línea, como un banco de suplentes, atento a atajar la caída de un compañero, que en este caso podría ser cualquier problema con la tecnología.

La noche devora a sus hijos es una intriga que se explora en tiempos de pandemia. ¿Cómo se construye la memoria colectiva de un pueblo? ¿Qué nos queda del sufrimiento de nuestros antepasados? ¿Cómo lleva cada uno de nosotros esas heridas anteriores? Como sucede siempre en el teatro, esta propuesta pide espectadores atentos a una trama que desplaza a su protagonista de manera permanente, cambia de voces y vuelve a empezar, de una forma circular. Y entre el público y los actores, una pantalla y el intento de los dos lados de traspasarla y lograr conectar con esa energía que existe, de personas que comparten el mismo tiempo y se unen para vivir la experiencia vital del arte.

*Funciones: sábados 21h, domingos 17h. Plataforma Alternativa Teatral. Entrada general: $300. Obra en vivo por zoom transmitida por plataforma de Alternativa Teatral.

Improplay

Esta propuesta trabaja con mucha habilidad la interacción con el público. La compañía Improvisa2 lleva más de 17 años de trayectoria, con el foco puesto en la improvisación, el teatro arriesgado, dinámico, personal y divertido. Ahora, prepararon su formato con funciones online en vivo, en el cual el público puede participar en un chat y ofrecer consignas y conceptos, que los actores Cumbi Bustinza, Tomás Cutler y Gabriel Gavila toman, interactuando cada uno desde su casa y con la conducción de Ariel Davila, quien funciona de presentador y enlace entre las propuestas virtuales de la gente y los improvisadores.

Improplay
Improplay

Además Improplay es una competencia entre los tres improvisadores que se enfrentan entre sí mediante retos propuestos por el presentador. Luego de cada desafío, el público decide, mediante su voto, quién es el ganador. Es interesante en este trabajo ver la fuerza de los artistas por levantar la bandera del humor desde la creación, que tan necesaria es en este momento, y cómo el público se siente parte de esta experiencia teniendo la posibilidad de mandar mensajes, consignas y comentarios. La propuesta es, además, abierta a todo el mundo desde el canal de YouTube de la compañía y está habilitada la colaboración económica virtual, un elemento esencial para sostener el trabajo de todos.

Además de esta propuesta, Tomás Cutler, uno de los integrantes de Improvisa2, también preparó otra obra por Zoom, que se llama Feliz Zoomple, en la que se parte de un cumpleaños en cuarentena, de estos que ya se organizan por esta plataforma digital, y muestra cómo es el encuentro con sus amigos.

*Improlay: todos los sábados, en vivo, desde este link de YouTube. Feliz Zoomple, viernes 22 h, en este link de Zoom. ID de reunión: 749 788 0651

Parte de este mundo

Con 13 temporadas ininterrumpidas, Parte de este mundo ya es una obra clásica del teatro independiente porteño. La obra que dirige Adrián Canale tiene una fuerza inquietante en su hazaña de trasladar los cuentos y poemas del escritor estadounidense Raymond Carver a la escena teatral. Pero además de este trabajo de traslación de la narrativa al teatro, Canale investigó formas para llevar a la escena y, fundamentalmente, a la actuación, la atmósfera, la tensión y el subtexto que existen en la literatura de Carver. Así se creó y explotó la puesta de Parte de este mundo que, entre sus peculiaridades, se encuentra que público y artistas comparten una misma mesa en la que se sientan a beber y comer, mientras los relatos y los personajes polifónicos aparecen desde distintos lugares y rodean el espacio. ¿Cómo llevar toda esta experiencia al mundo de la virtualidad?

Parte de este mundo
Parte de este mundo

Bueno, en este caso también aparecen los artistas que se animan a salir de su zona de confort (más en este caso, si pensamos que ya llevan 13 años con el mismo espectáculo) y exponen la intimidad de sus casas para volver al autor y tratar de revivir la energía de la puesta en vivo. La obra se realiza en vivo, vía zoom. Antes de comenzar, los actores recomiendan acompañar la función con algo para beber, con la intención de recuperar el ritual de la puesta original. Los relatos fueron adaptados a la virtualidad y los personajes que se conectan, explican, de algún modo, la presencia de la pantalla. La obra no se refiere a la pandemia, pero sí justifica que los personajes se comuniquen por pantallas. Un Carver en tiempos de virtualidad, con público y artistas con una copa de vino en la mano, música en vivo y una teatralidad que quiere salir, aún en confinamiento.

*Próxima función viernes 31, a las 21 h. Entradas en www.timbre4.com

¿Cuándo me lo ibas a contar?

Esta obra breve, escrita y dirigida por Lautaro Perotti y con las actuaciones de Andrés Ciavaglia y Noelia Balbo, fue pensada de manera original a partir del aislamiento social y obligatorio. La propuesta conecta a tres artistas en diferentes ciudades del mundo: el director en Madrid, la actriz en Barcelona y el actor en Buenos Aires. Desde esta situación de distancia real, Perotti escribió un texto que contuviera esta condición geográfica, para referir al encierro y la soledad, sin tratar de manera concreta la cuestión de la pandemia.

infobae-image

La obra funciona como un thriller en el cual lo que sucede cambia minuto a minuto. Lo más interesante es ver cómo opera esa tensión sobre lo que puede llegar a suceder en tiempo real y que el público funcione como un testigo privilegiado de la inminencia de la tragedia. ¿Cuándo me lo ibas a contar? es una producción de Timbre 4 y una posibilidad para todos los espectadores que no viven en Buenos Aires de conocer un poco más acerca de la estética y las creaciones en vivo de este prolífico colectivo de artistas. Como se trata de otra propuesta en vivo, cada función el público llega a una sala de zoom, en la cual un productor del teatro recibe a las personas, explica el funcionamiento de la plataforma y da comienzo al espectáculo. En ese momento, aparece una videollamada y empieza una nueva historia.

*Funciones: sábados 17 h, Domingos 17 h. Entrada general: $250 (Obra en vivo por zoom) en Timbre 4

Muerde

En esta propuesta la virtualidad también permite conectar países diferentes, ya que es una obra en vivo escrita y dirigida por el argentino Francisco Lumerman e interpretada desde Perú por el actor Alfonso Dibos. Este texto es un monólogo que Lumerman escribió en 2017 y con el cual ganó el segundo premio de dramaturgia del Fondo Nacional de las Artes. Todos los viernes a las 20.30 en Perú y a las 22.30 en Argentina, Dibos convierte el pasillo que conecta su living al cuarto de sus hijas en un lugar indefinido y oscuro, para interpretar a René, un hombre que, cubierto de sangre y con la ropa destruída, comienza a recordar su pasado y trata de entender los hechos recientes que lo dejaron en esa situación. El público de cada país se conecta a la hora indicada en una plataforma virtual y asiste a la experiencia en vivo. Al final, puede participar de una charla por zoom junto al actor y al director.

Muerde
Muerde

Muerde también es un thriller en el cual hay que descifrar qué sucedió con este hombre ensangrentado, flaco y de mirada perdida. La propuesta esquiva hablar directamente de la pandemia y trabaja con la idea de una puesta en escena, término que para estos tiempos ya se lo puede definir como puesta en pantalla. En este caso, tiene la inteligencia de lograr una transformación total del espacio y construir un no lugar, una zona indefinida, oscura y con una luz azul intermitente al fondo, que invita a descifrar este relato misterioso, en el cual el público comienza a hacerse preguntas sobre dónde está y cuál es la situación real de este personaje.

*Funciones: viernes 22.30 h Entradas en venta por Alternativa Teatral

En Casa Miento

El sin fin de artistas que empezaron a exprimir sus cerebros para pensar propuestas creativas en medio de la pandemia no deja de sorprender. En este caso, lo interesante de esta obra en vivo es que es interpretada por artistas que son pareja en la vida real y conviven en la misma casa, es decir, que cumplen la cuarentena juntos. De esta forma, se puede ver interacción entre dos personajes, en el contexto de un relato.

En Casa Miento
En Casa Miento

La historia está dividida por capítulos, que están relacionados entre sí y cambian todos los meses. El relato general es el regreso de una pareja o hermanos a la casa, luego de haber asistido a un casamiento en el cual sucedió un conflicto que afectó a todos. Fernanda Metilli, Agustín Aristarán (Rada), Carola Reyna, Boy Olmi, Diego Gentile, Javier Marra, Tamara Garzón, Gustavo Pardi, Gustavo Garzón, Berenice Gandullo y Esteban Masturini forman parte del elenco elegido especialmente a partir de su convivencia. Ellos son los encargados de contar una historia única que se desarrolla en su espacio real y en un tiempo concreto, sin edición. Los espectadores son testigos de aquello que ocurre en el espacio y que es capturado mediante diferentes dispositivos electrónicos.

*Funciones todos los sábados, 21 h por Alternativa teatral

SEGUÍ LEYENDO

Radiografía de la crisis de los profesores del teatro independiente

“Amor de cuarentena”, la original propuesta de teatro virtual vía Whatsapp


MAS NOTICIAS