Test de personalidad: aquello que observes primero te dirá si tienes inteligencia emocional

La inteligencia emocional es una de las características que los seres humanos necesitamos. Conoce si cuentas con ella.

Test de personalidad: aquello que observes primero te dirá si tienes inteligencia emocional. (Foto: Captura)
Test de personalidad: aquello que observes primero te dirá si tienes inteligencia emocional. (Foto: Captura)

Se dice que la inteligencia es una facultad que tienen los seres humanos para aprender, entender, razonar, tomar decisiones y formarse una idea determinada de la realidad. Según Howard Gardner las personas tenemos el privilegio de poder desarrollar 12 tipos de inteligencia y una de ellas es la inteligencia emocional. Si quieres saber si la posees debes de realizar este test de personalidad.

Pero antes tenemos que entender exactamente què es inteligencia emocional y es la comprensión implícita y la conciencia de otras personas y sus sentimientos. Es saber que se espera que abraces a alguien que está llorando, no que le grites; es comprender por qué no está bien perseguir al novio de una amiga aunque ella lo haya dejado. Según Gardner, la inteligencia emocional es la capacidad de reconocer nuestros propios sentimientos y los de los demás, de motivarnos y de manejar bien las emociones tanto con nosotros mismos como en nuestras relaciones.

Hoy en día existen cursos, libros y diversas terapias para poder pulir este tipo de inteligencia, ya que con la rapidez que vive el mundo es poco cultivada. Utilizarla a lo largo de tu vida te ayudará a pasar de forma airosa diversos episodios y además te ayudará a fortalecer tu personalidad y tu lado humano.

TEST DE INTELIGENCIA EMOCIONAL:

Para saber si cuentas con ella, observa la imagen y la figura que llame tu atención por completo es aquella que revelará si la posees o no. Las respuestas están en la parte baja.

Test de personalidad. (Foto: Captura)
Test de personalidad. (Foto: Captura)

REPUESTA DEL TEST

1. La hierba:

Si viste la hierba primero, eres el tipo de persona que se preocupa profundamente por las personas que estàn en su vida, pero a veces es difícil para ti ver el bosque por los árboles. Es decir, solo ves hasta donde el cielo y la luz alcance.

Por lo general, no eres tan emocionalmente inteligente, pero nunca tienes miedo de pedir ayuda a quienes te rodean cuando la necesitas o cuando temes que te has desviado del camino y sabes que podrìas dañar el corazón o tranquilidad de muchas personas. Eso es algo bueno, eres consciente.

2. La niña:

Si la niña fue lo que màs captò tu mirada, eres el tipo de persona que pone los sentimientos, pensamientos y problemas de los demás mucho antes que tus propios problemas, necesidades y preocupaciones.

No està mal ser desinteresado, por el contrario es realmente increìble y la gente definitivamente confía en tu inteligencia emocional (que es muy notoria) para ayudarlos a resolver sus propios problemas emocionales y en general. Pero debes tomar en cuenta que si no tienes mucho cuidado, llegará un punto en el que termines sintiéndote cansado por ese ritmo, ya que la frecuencia con la que tus súper habilidades entran en acción son bastante altas. Para ser muy emocional tus sentidos se activan de tal modo que las energìas las sientes y las adoptas y en el mundo existen las negativas y positivas, pero al estar agotado eres màs propenso de absorver el pesar de todos.

3. El espejo:

Si te viste primero en el espejo, eres el tipo de persona que está en posesión de una tremenda inteligencia emocional y eso es magnífico, pero como no todo es “color rosa”, existe un problema y es que tiendes a hacer todas las ideas entorno a ti.

¡Cómo es esto? Por ejemplo, si notas que alguien está triste, generalmente es porque tú asumes que has hecho algo mal. Si alguien está enojado, tiene que ser porque tú lo hiciste enojar, cuando en realidad no es así. Eres excelente para leer las emociones, pero te cuesta trabajo rastrearlas con éxito hasta llegar a su origen. Así que recuerda que no todo se trata sobre ti, no te atribuyas problemas que no son, busca y analiza más porque ahí es donde encontrarás la raíz del problema.

SEGUIR LEYENDO

TE PUEDE INTERESAR